Docstoc

Autoridades de la Universidad

Document Sample
Autoridades de la Universidad Powered By Docstoc
					Autoridades de la Universidad.-

Estimados y queridos amigos de la Facultad de Medicina
Estimados colegas en “situación de jubilados”
Hace algunos días, el viernes 26 de noviembre, me llamó
con su voz dulce y melosa, Martita Díaz para solicitarme
si podría yo, hablar en una ocasión como esta. -Ante ella,
es muy difícil resistir. Le dí un SI.- No porque me guste
hablar (cosa que hasta yo mismo dudo), sino porque no
tenía ninguna razón para decirle que no. -Esta aceptación
tuvo dos vertientes: No se me dijo que yo les
representara , y, tampoco tengo los merecimientos para
hacerlo, por tanto siéntanse liberados de todo mal al
constatar , que me represento a mi mismo , que es como
decir a casi nada.
Si esto resulta un rotundo fracaso, no será de Uds. la
culpa: .” No teman: /el fracaso/ es la única situación / que
sé afrontar con éxito”
La otra vertiente de esta aceptación es que tampoco se
me señaló un rayado de cancha, de intenciones y
contenidos, cosa que es riesgosa para quienes organizan
el acto y deberán asumir las consecuencias de mis
desvaríos académicos o de otra índole non santa , que
correrán- para tranquilidad del Decano - por la pistas de
la gratitud, la acogida, del llevar en el ADN el sentir
universitario heredado de nuestra alma mater.;
acompañado, eso sí , con una suficiente dosis de humor,
necesaria sobre todo cuando            en las miradas
retrospectivas nos tentamos a creernos el cuento de la
vida llena de desafíos, luchas y hazañas , digna de
pertenecer a los anales universales de la historia del
hombre .-
No, no debería llevarnos a ese extremo nuestra vanidad.
Vanidad que está presente hasta en los jubilados .-Vean
Uds : cuando nos saludan y preguntan :¿ Así que
jubilaste? . Y, perdona la pregunta :¿ cuántos años
tienes?, y .en vez de quitarnos años nos ponemos cuatro
o cinco de más. Viene entonces lo que queremos
escuchar:”¡Pero qué bien te conservas! ¡ “¿Quién lo
diría!”. Y agradecemos ese halago..-
A propósito de vanidades .-Yo hago mía la teoría que
dice que Matusalem murió el mismo día en que cumplía
900 años , y que murió de agotamiento por culpa de su
vanidad . Dijo que se encontraba en plena forma y se
empeñó él solo en apagar las novecientas velas. Murió
de agotamiento. Y por vanidoso.-
Dicho esto como preámbulo, diré en primer lugar que lo
haré , tal como alguna vez lo cantara la Voz:” A mi
manera” a mi modo,…. sin confundir con esa ridiculez de
la soberbia que llaman hoy “La Chilean Way”
Se me olvidaba: me comprometí con Martita en no
excederme en la hora y media que me asignó como
tiempo máximo..-
Y para no mudar en la costumbre:
En mi zurrón de peregrino llevo siempre conmigo
aquellas pequeñas cosas, compañeras inevitables de mis
viajes y que a mis alumnos mostraba de vez en cuando:
Poemas prestados.(“Las palabras son armoniosos vuelos
de pájaros celestes que no han venido al mundo”) ., Una
Enciclopedia Universal de Datos Inútiles”, algunas
piedrecillas de colores, y luciérnagas y volantines para
alegrar mi juvenil vejez.- Voy como pueden apreciar muy
ligero de equipaje. Iré sacando algunos versos ; algún
chiste malo, citas citables ,frases famosas, algunas
afirmaciones irresponsables acompañadas de aderezos
livianos para no producir alteraciones en la fisiología
normal.-
 Aún así las quiero compartir con Uds. esta noche. Todos
los convocados hoy, tenemos algo muy importante en
común: hemos peregrinado largamente durante años por
el camino universitario, hemos realizado el itinerario de
la mente en la búsqueda de la verdad. En el camino
hemos visto que lo que nos ha dado felicidad no ha sido
el encontrar la verdad sino el buscarla. El ser viajeros,
peregrinos, de paso, es una suerte de carné de
identidad: ir siempre en romería. Ser romeros. Como
escribió León Felipe:
“Ser en la vida romero, Romero sólo que cruza siempre
por caminos nuevos.     Sin más oficio, sin otro nombre
Ser en la vida romero….solo romero.
Que no hagan callo las cosas ni en el alma ni en el
cuerpo,
Pasar por todo una vez, una vez solo y ligero,
Ligero, siempre ligero”.-
Con asombro nos damos cuenta que la vida ha
transcurrido demasiado aprisa, ; la vida universitaria nos
parece también fugaz, aunque nuestros dolores superan
al tiempo y pervivan. Así y todo. “Todo pasa y todo
queda”
Me vienen a la memoria los versos de Jorge Manríquez
que selló para siempre en la literatura española la
fugacidad de la vida.
Cómo se pasa la vida,
Cómo se viene la muerte
tan callando,
cuán presto se va el placer,
cómo, después de acordado,
da dolor;
Nuestras vidas son los ríos
que van a dar en la mar,
que es el morir;
Partimos cuando nacemos,
Andamos mientras vivimos
y llegamos
al tiempo que fenecemos
así que cuando morimos
descansamos.-

Perdón pero esta parte me salió muy grave       y yo soy
alegremente serio.-.-

Vuelvo a las palabras,” esos pájaros celestes de
armoniosos vuelos”. Amo aquellas que tienen un sentido
profundo. Y me agrada mas la palabra jubilar que
desvincular .Prefiero andar por la calle jubilado que
desvinculado. Esta última      es    amedular, es casi
gerencial, muy propia del “Hommus Economicus”.La
primera tiene historia, tiene carne, tiene hueso, tiene
médula.

Jubilar es alegría, es regocijarse, (tal vez por satisfacción
del que ya no ha de trabajar).-Se dice “alcanzar la
jubilación” Estar jubiloso. Viene del” jubileo” solemnidad
judía celebrada cada cincuenta años, que viene a su vez
del hebreo “Yobel”: cuerno del carnero con que se daba
la señal de esta festividad.

El jubileo es palabra pariente del año sabático. Tienen un
origen común: En el Levitico 25 leemos .-“Pero el
séptimo año será de completo descanso para la tierra, un
sábado(un sabbat) en honor a Yahvé. No sembrarás tu
campo ni podaras tu viña”( La Academia también se nutre
del Libro Santo)

El Libro continua y dice:

 “De modo que las siete semanas de año, sumaran 49
años. El mes séptimo,. el dia diez del mes, harás resonar
el estruendo de las trompetas; el día de la expiación
hareís resonar el cuerno por toda vuestra tierra.
Declarareis Año Santo el año cincuenta y proclamareis
por el país la liberación para todos sus habitantes. Será
para vosotros un jubileo… un año jubilar, que será
sagrado para vosotros.”

Hoy, cada 25 años la Iglesia Católica celebra un Año
Santo,… y cuando San Santiago, es decir san Jacobo, en
Galicia, cae día Domingo, se declara Año Santo
Compostelano. Hablamos de un Año Jacobeo, cosa que
ocurrió este año .En este año de nuestra jubilación
.fuimos-Lila y yo - con júbilo en peregrinación hasta la
tumba del Apóstol Santiago .-

Me gustan las palabras con historia..-Tengo la certeza
y,- aquí me atrevo a pedir vuestra representación-que en
algún momento del peregrinaje por esta nuestra joven
universidad     compartimos      momentos      creativos,
fundacionales. A mi más que ser fundador me agrada
más la palabra fundidor: fundidor de criterios, de
esperanzas, fundidor de voluntades.-

Así, al fundir, al crear vamos asumiendo rasgos de
paternidad sobre lo creado. Y no nos encaja aquello de
“desvincularse”. Nos duele el vocablo desvinculación:
“romper el vinculo””quebrar las cadenas”, ya que supone
un anterior encadenamiento;¡ nadie desata los lazos que
nos unen a lo que amamos! Nadie puede separar lo que
está arraigado en nuestra alma. Se es universitario por
siempre. Es la universidad pública que siempre soñamos
la que nos conmueve y nos mueve, hoy al igual que ayer
y que mañana;.-Una universidad que no esté al servicio
del modelo económico imperante .Una universidad de
líderes, motor del cambio social, una universidad de
aprendedores –Escribió hace poco un profesor de la
Universidad de Chile: Una Universidad pública es una
universidad que no tiene un dueño con intereses ni
concepciones religiosas, doctrinas o ideologías
particulares. La universidad pública es la universidad que
es de todos; es estatal porque el Estado es la expresión
de la voluntad del todo nacional” Esta concepción será
siempre nuestro ideal.

Y para quebrar el esquema, una sonrisa: esto de jubilar
tiene su significado; es una instancia para sentirse
realizado , es llegar a ser alguien . “ Alguien que vaya a
comprar gas, alguien que lleve los nietos al colegio
;alguien que vaya a pagar las cuentas¡ Al fin somos
alguien!

Un ilustre obispo y médico, relató una anécdota que
repito hoy y que viene al caso:” Estamos en el siglo XIII.
Tres obreros están tallando piedras para la construcción
de una catedral. No sabemos cual.

“¿Qué estás haciendo?”, le pregunta a uno de ellos un
peregrino.

“Me estoy ganando la vida”, le contesta.” Tengo familia y
debo darles de comer”

“¿Qué estás haciendo” le pregunta el peregrino al
segundo de los obreros.

“Estoy tallando piedra. Es mi oficio. Es lo que sé y lo que
me gusta hacer,” le responde

“Y tú ¿qué estás haciendo?”, le pregunta al tercero.-

“Estoy construyendo una catedral”, es la respuesta.

Todos quienes trabajamos en esta Facultad, debemos
ganarnos la vida y ésta en una manera digna de hacerlo.
Todos quienes laboramos aquí conocemos nuestro oficio
y lo ejercemos con amor y dedicación.

Pero todos los que aquí trabajan por el bien del hombre y
de manera conjunta son mucho más que eso: Fuimos,
somos y seremos constructores de la catedral de la
salud, de la plenitud de la vida, catedral de la alegría de
vivir y de la aceptación gozosa del destino humano.

Sin aspavientos, silenciosos, como las simples piedras.-
Ojalá poder decir junto al poeta:
Así es mi vida,
Piedra. Como tú.
Como tú. Piedra pequeña,
Como tú. Piedra ligera
Como tú. Canto que ruedas
Por las calzadas y por las veredas;
Como tú. Guijarro humilde de las carreteras
Como tú piedra aventurera…
Que tal vez estas hecha sólo para una honda…
Piedra pequeña …..y ligera.
Gracias Decano por esta hermosa ceremonia; gracias
por escuchar esta desteñida            y desarticulada
composición de colegio. Mi gratitud para todos Uds.