Docstoc

Por Amor

Document Sample
Por Amor Powered By Docstoc
					Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas

                                             POR AMOR


I.    INTRODUCCIÓN

      En el evangelio de Marcos se menciona que si algo está oculto, es para que sea dado a conocer;
      meditar en las porciones de la Escritura que hablan de la cruz, nos da una oportunidad
      maravillosa para que el Espíritu Santo no revele algo de todo lo que la cruz involucra.

      “Porque nada hay oculto, si no es para que sea manifestado; ni nada ha estado en secreto, sino
      para que salga a la luz.” (Mr. 4:22 LBLA).

      Durante algunos meses he estado meditando en el pasaje que se encuentra en Lucas 22:14-20 y
      lo logré entender acerca de la gran riqueza que se encuentra en esta porción, fue muy impactante,
      y por cual “La Cruz” es algo que quiero recordar intencionalmente, vez tras vez, cada día de mi
      vida.

II.   PARALELO ENTRE LA CENA DE PASCUA DE JESUS CON SUS DISCIPULOS Y EL
      COMPROMISO JUDIO

A.    La Última Cena:

      “Cuando llegó la hora, se sentó a la mesa, y con El los apóstoles, y les dijo: Intensamente he
      deseado comer esta Pascua con vosotros antes de padecer; porque os digo que nunca más
      volveré a comerla hasta que se cumpla en el reino de Dios. Y habiendo tomado una copa,
      después de haber dado gracias, dijo: Tomad esto y repartidlo entre vosotros; porque os digo que
      de ahora en adelante no beberé del fruto de la vid, hasta que venga el reino de Dios. Y habiendo
      tomado pan, después de haber dado gracias, lo partió, y les dio, diciendo: Esto es mi cuerpo que
      por vosotros es dado; haced esto en memoria de mí. De la misma manera tomó la copa después
      de haber cenado, diciendo: Esta copa es el nuevo pacto en mi sangre, que es derramada por
      vosotros.” (Lc. 22:14-20 LBLA)

B.    El compromiso Judío:

      Algo que es de ayuda para entender un poco el corazón de Dios en cuanto a nosotros y acerca de lo
      que Jesús hizo en La Cruz, es conocer las costumbres que el pueblo judío seguía cuando un joven
      llegaba a la edad de casarse, desde el noviazgo hasta el matrimonio. Este proceso puede resumirse
      de la siguiente manera:

      Cuando un joven llegaba a la edad de casarse, sus padres, o el mismo en algunos casos, escogía
      una muchacha dentro del grupo de jovencitas. Una vez que esto ocurría, el padre del joven
      acordaba con el padre de la muchacha escogida el precio que debía ser pagado por la “pérdida de
      su hija” al darla en matrimonio; generalmente el precio pagado era una cantidad determinada de
      aceite de oliva, muy valorado en ese tiempo. Cuando el “precio por la novia” era pagado por el
      padre del joven, se realizaba una ceremonia en la que el padre del joven llevaba un frasco de vino

                                          www.anticipando.org
                                                   1
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                         Por Amor
Carolina Rojas

     a la casa de la novia, en algún momento de la cena, llenaba una copa con este vino que
     simbolizaba que el precio por la novia ya había sido pagado y le daba esta copa a su hijo para que
     la ofreciera a la muchacha, al momento en que el joven extendía la copa de vino hacia ella,
     pronunciaba las siguientes palabras “Al ofrecerte esta copa, hago voto de que estoy dispuesto a
     dar mi vida por ti”. Ella podía aceptar o rechazar la copa –aceptar o rechazar el compromiso-; si
     ella tomaba la copa y bebía de ella, significaba que ella también estaba dispuesta a dar la vida por
     Él. Luego él pronunciaba lo siguiente “Ahora voy a regresar para prepararte un lugar y cuando lo
     haya terminado regresaré para tomarte como esposa”. A partir de ese momento, el novio se iba a
     construir en la ínsula familiar, en la casa de su padre, un lugar para vivir con ella, mientras tanto
     la novia que se estaba preparando en cuanto a todo lo relacionado pata ser una buena esposa,
     llevaba un velo que significaba que nadie más podía pedirla como esposa porque ella ya le
     pertenecía a alguien. El padre del novio supervisaba la obra y cuando consideraba que esta ya
     estaba terminada, le daba el consentimiento a su hijo para ir por su novia, él novio iba por ella
     acompañado por el “amigo del novio”, que básicamente iba delante de la procesión de bodas
     anunciando la llegada del novio y también se quedaba de pie fuera de la puerta para anunciar la
     consumación del matrimonio y el principio del banquete de una semana. La novia estaba
     esperando, lista para casarse en cualquier momento porque así como el novio, no sabía el
     momento exacto en que esto ocurriría. 1

C.   La cena que describe Lc.22 se asemeja mucho a lo que ocurría en el compromiso judío, en algunos
     de los siguientes aspectos:

     A.    El padre del novio judío llevaba vino a la ceremonia de compromiso como símbolo de él ya
           había pagado el precio que el padre de la novia había establecido por la pérdida de su hija,
           luego en la ceremonia llenaba de este vino una copa que daba a su hijo para este a su vez lo
           ofrezca a su novia.

           “Pero Jesús les dijo: No sabéis lo que pedís. ¿Podéis beber la copa que yo bebo, o ser
           bautizados con el bautismo con que soy bautizado?” (Mt. 10:38)

           Es el Padre quien le proporciona una novia a Su Hijo Jesucristo y lo envía para dar su vida
           por ella. Esa novia somos nosotros y la palabra dice que aún antes de la fundación del
           mundo fuimos escogidos, fuimos amados por el Padre en tal forma que escogió a Jesús por
           nuestro novio y a nosotros por su novia.

           “según nos escogió en El antes de la fundación del mundo, para que fuéramos santos y sin
           mancha delante de Él. En amor nos predestinó para adopción como hijos para sí mediante
           Jesucristo, conforme al beneplácito de su voluntad” (Ef. 1:4-5)


     B.    Es el hijo quien ama intensamente a la novia que el Padre le da y por lo tanto está dispuesto
           a dar la vida por ella.
           Cuando el hijo extendía la copa sobre la novia pronunciaba las siguientes palabras: “Al
           ofrecerte esta copa, hago voto de que estoy dispuesto a dar mi vida por ti”
                                          www.anticipando.org
                                                   2
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas


     C.    El precio por la novia ha sido pagado previamente, el vino representa la misma sangre de
           Jesús.
           El precio pagado por la novia generalmente era aceite de oliva.

III. TODO LO QUE JESÚS HIZO LO HIZO POR AMOR

A.   Jesús nos ama tanto que estuvo dispuesto a luchar por nosotros, lo hizo incansablemente. El dar
     la vida en la cruz no sólo era un acto de amor y obediencia a Su Padre sino también la máxima
     expresión de la pasión de su corazón por nosotros. Él es fuego consumidor, llama eterna (Is.
     33:14), nuestro Dios está consumido por la pasión de su corazón hacia nosotros, La Cruz fue la
     expresión máxima de su amor, del celo que siente por nosotros, Él luchó contra todo lo que se
     interponía al amor aún el pecado y la muerte.

     “Padre, quiero que los que me has dado, estén también conmigo donde yo estoy, para que vean
     mi gloria, la gloria que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del
     mundo.” (Juan 17:24)

     “Declaró: "Verdaderamente son mi pueblo, hijos que no me engañarán." de todas sus angustias.
     Él mismo los salvó; no envió un emisario ni un ángel. En su amor y misericordia los
     rescató; los levantó y los llevó en sus brazos como en los tiempos de antaño.” Is. 63:8-9 (NVI)

     “Y hallándose en forma de hombre, se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte,
     y muerte de cruz.” (Fil 2:8 LBLA)

     “Ciñe tu espada sobre el muslo, oh valiente, en tu esplendor y tu majestad. En tu majestad
     cabalga en triunfo, por la causa de la verdad, de la humildad y de la justicia; que tu diestra te
     enseñe cosas tremendas.” (Sal. 45:3-4)

     “….¿Quién de nosotros habitará con el fuego consumidor? ¿Quién de nosotros habitará con las
     llamas eternas?” (Is. 33:14)

     “El fuego va delante de él y consume a los adversarios que lo rodean.” (Sal. 97:3)

     “Ponme como sello sobre tu corazón, como sello sobre tu brazo, porque fuerte como la muerte es
     el amor, inexorables como el Seol, los celos; sus destellos, destellos de fuego, la llama misma del
     SEÑOR.” Cnt.8:6

B.   “Intensamente he deseado comer esta Pascua con vosotros antes de padecer” (Lc. 22:15)

     Me asombra esta afirmación de Jesús. Faltaban horas para que experimentase La Cruz, y aun así
     afirmó que deseaba con intensidad que llegara esa cena. Era el momento en el cual Jesús extendió
     sobre sus discípulos la copa de vino y partió el pan ofreciéndoles a cada uno de ellos. Al igual que
     lo hacia el novio judío. Sólo que en este caso, el vino contenido en la copa representaba un precio

                                          www.anticipando.org
                                                   3
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                         Por Amor
Carolina Rojas

      que sería pagado por nosotros, el cual era su misma vida y que no sólo pronunció las palabras “al
      ofrecerte esta copa hago pacto de que estoy dispuesto a dar mi vida por ti”, sino que dio su vida
      por todos nosotros. Al dar su vida venció a todo aquello que nos alejaba de él: el pecado, la
      muerte. A partir de la cruz ya no hay nada que nos impida estar junto a Él. ¿Puedes darte cuenta?
      ¡Con cuanto amor somos amados, que dignidad nos ha sido dada! El mismo Dios que creó los
      cielos y la tierra, es nuestro amado. ¿Pensaste alguna vez que alguien luchó tanto por ti que aún
      dio su vida? Jesús no sólo experimentó muerte física, sino también experimentó por primera vez
      en toda la eternidad, lo horrible que era estar lejos del Padre, y estuvo dispuesto a hacerlo para
      que su novia nunca jamás tenga que volver pasar por esto, por eso había deseado que llegará ese
      momento en el cual nos iba a ofrecer lo que nadie podía darnos y nos habilitó para ser uno con Él,
      para contar con su presencia cada día de nuestras vidas, no sólo por momentos. Él aún vive
      dentro de nosotros y hasta la eternidad.

      Ninguno de nosotros por dolorosas que hayan sido las circunstancias que nos han tocado vivir ha
      experimentado lo que Jesús, él conoció la más terrible oscuridad, experimentó la maldad en la
      manera más fuerte posible, todos los pecados, estuvieron sobre Él.

      “Y alrededor de la hora novena, Jesús exclamó a gran voz, diciendo: ELI, ELI, ¿LEMA
      SABACTANI? Esto es: DIOS MIO, DIOS MIO, ¿POR QUE ME HAS ABANDONADO?”(Mt. 27:46)

      “¿Dónde está, Oh muerte, tu victoria? ¿Dónde, Oh sepulcro, tu aguijón?”(1 Co. 15:55)

      Jesús enfocó su mirada en lo que estaba delante, por encima del dolor, el quebranto, la
      humillación y aún del hecho de estar lejos del Padre: el hacer la voluntad de Dios y el hecho de
      tenernos junto a Él, somos el gozo de su corazón.

      “puestos los ojos en Jesús, el autor y consumador de la fe, quien por el gozo puesto delante de Él
      soportó la cruz, menospreciando la vergüenza, y se ha sentado a la diestra del trono de Dios.”
      (Heb. 12:2)

      “Las muchas aguas no pueden extinguir el amor, ni los ríos lo anegarán; si el hombre diera
      todos los bienes de su casa por amor, de cierto lo menospreciarían.” (Cnt. 8:7)

      “Fue despreciado y desechado de los hombres, varón de dolores y experimentado en aflicción; y
      como uno de quien los hombres esconden el rostro, fue despreciado, y no le estimamos”. (Isa.
      53:3)

IV.   UN ANTICIPO AL DÍA DEL GOZO DE SU CORAZÓN

      “porque os digo que nunca más volveré a comerla hasta que se cumpla en el reino de Dios” (Lc.
      22:16)

      Toda nuestra historia con Dios termina en una boda. Hemos sido honrados por Dios al habernos
      creado para ser uno con Él, ningún otro ser cuenta con este privilegio. En cantares se habla del día
                                          www.anticipando.org
                                                    4
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas

     del gozo del corazón del amado al tener a la amada junto a él. Esa cena era como una cena de
     compromiso, en la que el novio se iba a ausentar pero no sin antes entregar a su amada un anillo
     de compromiso como garantía de su amor por ella, en esta ausencia Él nos dejó al Espíritu Santo
     por lo tanto no estamos solos, y en tanto él vuelve, está construyendo un lugar para nosotros en la
     casa de su padre.

     “En la casa de mi Padre hay muchas moradas; si no fuera así, os lo hubiera dicho; porque voy a
     preparar un lugar para vosotros. “ (Juan 14:2)

     “Salid, oh doncellas de Sion, y ved al rey Salomón Con la corona con que le coronó su madre en
     el día de su desposorio, Y el día del gozo de su corazón.” (Cnt. 3:11)

     Al leer Apocalipsis nos damos cuenta de que los cielos están esperando un evento: el día de las
     bodas del cordero, aún en la adoración celestial se adora a Jesús por lo que Él hizo por nosotros.

     “Y oí como la voz de una gran multitud, como el estruendo de muchas aguas y como el sonido de
     fuertes truenos, que decía: ¡Aleluya! Porque el Señor nuestro Dios Todopoderoso reina.
     Regocijémonos y alegrémonos, y démosle a Él la gloria, porque las bodas del Cordero han
     llegado y su esposa se ha preparado. Y a ella le fue concedido vestirse de lino fino,
     resplandeciente y limpio, porque las acciones justas de los santos son el lino fino.” (Ap. 19:6-8)

     “Yo soy el Alfa y la Omega--dice el Señor Dios--el que es y que era y que ha de venir, el
     Todopoderoso.” (Ap. 1:8)

     “Y los cuatro seres vivientes, cada uno de ellos con seis alas, estaban llenos de ojos alrededor y
     por dentro, y día y noche no cesaban de decir: SANTO, SANTO, SANTO, es EL SEÑOR DIOS, EL
     TODOPODEROSO, el que era, el que es y el que ha de venir.” (Ap. 4:8)

     “Y cantaban* un cántico nuevo, diciendo: Digno eres de tomar el libro y de abrir sus sellos,
     porque tú fuiste inmolado, y con tu sangre compraste para Dios a gente de toda tribu, lengua,
     pueblo y nación. Y los has hecho un reino y sacerdotes para nuestro Dios; y reinarán sobre la
     tierra.” (Ap. 5:9-10)

V.   SU SANGRE

     “Y habiendo tomado una copa, después de haber dado gracias, dijo: Tomad esto y repartidlo
     entre vosotros; porque os digo que de ahora en adelante no beberé del fruto de la vid, hasta que
     venga el reino de Dios.” (Lc. 22:17-18)

     “De la misma manera tomó la copa después de haber cenado, diciendo: Esta copa es el nuevo
     pacto en mi sangre, que es derramada por vosotros.” (Lc. 22:20)

A.   De acuerdo al verso anterior, el vino representaba la misma sangre de Jesús, en la cual está la vida
     y aunque parece una contradicción, era necesario que Él muera, que derrame su sangre para que
                                          www.anticipando.org
                                                   5
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas

     hoy podamos vivir gracias a ella; nosotros ya estábamos muertos en nuestros delitos y pecados y
     lo maravilloso de esto, es que vivimos en una nueva naturaleza; el nuevo pacto nos habla de la
     gracia que nos ha sido dada, no se trata de nuestras fuerzas, ni siquiera el amar a Dios consiste en
     lo que podamos hacer, sino que la gloria del nuevo pacto es el Espíritu Santo viviendo dentro
     nuestro, cuando Dios viene y hace morada en nosotros. La cruz es un lugar de intercambio, de
     muerte a vida.

     “Pero no deberán comer carne con su vida, es decir, con su sangre.” (Gen. 9:4)

     “Y él os dio vida a vosotros, cuando estabais muertos en vuestros delitos y pecados” (Ef. 2:1)

     “El Espíritu de Jehová el Señor está sobre mí, porque me ungió Jehová; me ha enviado a
     predicar buenas nuevas a los abatidos, a vendar a los quebrantados de corazón, a publicar
     libertad a los cautivos, y a los presos apertura de la cárcel; a proclamar el año de la buena
     voluntad de Jehová, y el día de venganza del Dios nuestro; a consolar a todos los enlutados; a
     ordenar que a los afligidos de Sion se les dé gloria en lugar de ceniza, óleo de gozo en lugar de
     luto, manto de alegría en lugar del espíritu angustiado; y serán llamados árboles de justicia,
     plantío de Jehová, para gloria suya.” (Isa. 61:1-3)

B.   El vino en el contexto de cantares también representa deleite, lo mejor que el mundo puede
     darnos.
     Como se mencionó anteriormente, para Jesús el dar la vida por nosotros no sólo era un acto de
     obediencia, era un acto de amor verdadero. Nosotros somos para Él lo mejor que puede tener,
     nada se iguala a nosotros, nada puede producir mayor gozo, mayor alegría en su corazón, somos
     su herencia, su lugar de deleite.
     El Edén era un lugar hermoso que representaba justamente esto “deleite” sin embargo, el jardín
     que Dios anhela son nuestros mismos corazones. En cantares habla de nuestras vidas de esta
     manera, el amado se deleita con cada fruto, con cada aroma que encuentra en el jardín, que
     representa la vida de la amada.

     ¡Que me bese con los besos de su boca! Porque mejores son tus amores que el vino.” (Cnt. 1:2)

     “Bienaventurada la nación cuyo Dios es el SEÑOR, el pueblo que Él ha escogido como herencia
     para sí.” (Sal. 33:12)
     “¡Cuán hermosos son tus amores, hermana mía, esposa mía! ¡Cuánto mejores tus amores que el
     vino, y la fragancia de tus ungüentos que todos los bálsamos!” (Cnt. 4:10)

     “Tus renuevos son paraíso de granados, con frutas escogidas, alheña y nardos, nardo y azafrán,
     cálamo aromático y canela, con todos los árboles de incienso, mirra y áloes, con todos los
     mejores bálsamos. Tú eres fuente de huertos, pozo de aguas vivas, y corrientes que fluyen del
     Líbano.” (Cnt. 4:13-15)

     “Pero la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en
     espíritu y en verdad; porque ciertamente a los tales el Padre busca que le adoren.” (Juan 4:23)
                                          www.anticipando.org
                                                   6
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas


C.    Tanto el color del vino como el color de la sangre nos hablan de cuan apasionado está Dios por
      nosotros.

VI.   SU CUERPO

      “Y habiendo tomado pan, después de haber dado gracias, lo partió, y les dio, diciendo: Esto es
      mi cuerpo que por vosotros es dado”. (Lc. 22:19)

      El pan representa el cuerpo partido de Jesús y sabemos que el cuerpo está hablando de todos los
      creyentes; cuando Jesús estaba orando antes de morir oró para que seamos uno entre nosotros,
      con él y él con el Padre. El amor va en dos sentidos: hacia Dios y hacia nuestro prójimo.

      “Esa copa de bendición por la cual damos gracias,* ¿no significa que entramos en comunión
      con la sangre de Cristo? Ese pan que partimos, ¿no significa que entramos en comunión con el
      cuerpo de Cristo?” (1 co. 10:16)

      A través de la Cruz, Dios restauró el primer y el segundo mandamiento, nos habilitó para amarlo y
      amar a otros. Para Dios no sólo es tremendamente importante que lo amemos sino que también
      nos amemos unos a otros. Existe una dimensión del amor que sólo la entenderemos en la vida de
      cuerpo.

      “Cántico de ascenso gradual; de David. Mirad cuán bueno y cuán agradable es que los
      hermanos habiten juntos en armonía. Es como el óleo precioso sobre la cabeza, el cual desciende
      sobre la barba, la barba de Aarón, que desciende hasta el borde de sus vestiduras. Es como el
      rocío de Hermón, que desciende sobre los montes de Sion; porque allí mandó el SEÑOR la
      bendición, la vida para siempre. (Salmo 133:1-3)

      El comentario bíblico de la Biblia Plenitud al “habitar juntos en armonía” menciona que
      literalmente significa: “se sientan juntos”.
      En el verso anterior se muestra cuán importante es la vida de cuerpo, es el lugar donde Dios envía
      su bendición.
      También en Cantares, El amado le habla a la amada de que es necesario de que ella vuelva a la
      vida de cuerpo para encontrarse con Él.

      “Dime, amado de mi alma: ¿Dónde apacientas tu rebaño ? ¿Dónde lo haces descansar al
      mediodía? ¿Por qué he de ser yo como una que se cubre con velo junto a los rebaños de tus
      compañeros? Si tú no lo sabes, ¡oh la más hermosa de las mujeres!, sal tras las huellas del
      rebaño, y apacienta tus cabritas junto a las cabañas de los pastores. (Cnt. 1:7-8)

      A través de todo el Nuevo testamento se muestra a los creyentes a través de la vida de cuerpo,
      incluso cuando menciona que el Espíritu fue derramado en Pentecostés, o también cuando
      ocurrieron algunas otras cosas similares se menciona que estaban juntos orando unánimes.


                                          www.anticipando.org
                                                   7
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                       Por Amor
Carolina Rojas


VII. HACER MEMORIA

     Cuando Israel estuvo en el desierto tenía como ordenanza transmitir a sus hijos las maravillas que
     habían visto al mismo Dios hacer en favor de ellos. David en muchos salmos está expresando su
     sentir en medio de temporadas que para él son de gran aflicción y luego empieza a recordar las
     maravillas de Dios, en ese momento, cambia el sentir de su corazón de un panorama sombrío a un
     panorama lleno de esperanza. El recordar intencionalmente lo que Dios hizo por nosotros, cambia
     nuestra perspectiva de las cosas, nos damos cuenta de que Él ha sido fiel y seguirá siéndolo aun en
     medio de tiempos de tormenta, adicionalmente a eso, nos ayuda a desarrollar corazones
     agradecidos. En el caso de la cruz, con mucha mayor razón debemos hacer memoria de todo lo
     que la misma involucró, la realidad del amor de Dios por nosotros, la seguridad que tenemos en
     Él, todo lo que fue conquistado en esa cruz, etc.

     Recordar la cruz cada día nos ayuda a mantenernos en el lugar correcto, a no perder la
     perspectiva de lo que se trata todo, y a poder apropiarnos de todo lo que ya nos ha sido dado.

     “En parábolas abriré mi boca; hablaré proverbios de la antigüedad, que hemos oído y conocido,
     y que nuestros padres nos han contado. No lo ocultaremos a sus hijos, sino que contaremos a la
     generación venidera las alabanzas del SEÑOR, su poder y las maravillas que hizo. Porque El
     estableció un testimonio en Jacob, y puso una ley en Israel, la cual ordenó a nuestros padres que
     enseñaran a sus hijos; para que la generación venidera lo supiera, aun los hijos que habían de
     nacer; y éstos se levantaran y lo contaran a sus hijos, para que ellos pusieran su confianza en
     Dios, y no se olvidaran de las obras de Dios, sino que guardaran sus mandamientos; y no
     fueran como sus padres, una generación porfiada y rebelde, generación que no preparó su
     corazón, y cuyo espíritu no fue fiel a Dios.” (Sal. 78:2-8)

     “Soberano Señor, relataré tus obras poderosas, y haré memoria de tu justicia, de tu justicia
     solamente.” (Sal. 71:16)

     “Se proclamará la memoria de tu inmensa bondad, y se cantará con júbilo tu *victoria.” (Sal.
     145:7)

     “Me acordaré de las obras del SEÑOR; ciertamente me acordaré de tus maravillas antiguas.
     Meditaré en toda tu obra, y reflexionaré en tus hechos.” (Sal. 77:11-12)

      “Si Dios no nos negó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó a la muerte por todos nosotros,
     ¿cómo no habrá de darnos también, junto con su Hijo, todas las cosas?” (Ro. 8:32)

VIII. NUESTRA PARTE

A.   Somos suyos
     Cuando nosotros hemos aceptado la copa de parte de Dios, estábamos aceptando su señorío, le
     pertenecemos, ya no somos nuestros, si nuestros ojos fueran abiertos a la realidad de que somos
                                          www.anticipando.org
                                                   8
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas

     suyos, muchas cosas cobrarían un peso diferente en nuestras vidas. Por un lado, está el hecho de
     que vivimos para su complacencia, para ser un jardín en el cual pueda refrescarse y descansar en
     nuestro amor y por otro lado, estar conscientes de que Dios se hace cargo de nosotros, de cada
     aspecto de nuestras vidas, en esto hay total descanso y seguridad, él nos lleva en sus brazos.

     “Mi amado es mío, y yo soy suya” Cnt. 2:16

     En ella confía el corazón de su marido, y no carecerá de ganancias. Ella le trae bien y no mal todos
     los días de su vida.” Pr. 31:11-12

B.   Corazones enfocados
     Todo lo que hizo Jesús. Lo hizo en consecuencia de algo, el amor que nos tiene, menospreció la
     cruz, por el gozo puesto delante de Él, todo el tiempo, aun cuando vivió en medio de este mundo,
     tuvo su mirada, su atención enfocada en su padre y en nosotros. Aún ahora su mirada está puesta
     el día de las bodas del cordero.

     Así como Jesús, nosotros necesitamos desenfocarnos del afán, la ansiedad, quitar nuestra
     atención de tantas otras cosas, para poder fijar la mirada en Él.

     “Escucha, hija, presta atención e inclina tu oído; olvídate de tu pueblo y de la casa de tu padre.
     Entonces el rey deseará tu hermosura; inclínate ante él, porque él es tu señor.” Sal. 45:10-11

C.   Él es nuestra herencia

     Dios no escatimó a su propio hijo, le permitió vivir la cruz porque el fruto de la misma era muy
     bueno, así también ocurre con nosotros. Lo peor que puede pasarnos en la vida no es sentir dolor,
     sino dejar de contar con la presencia de Dios en nuestras vidas y justamente eso es lo que Jesús
     vivió para que nosotros nunca jamás tuviésemos que experimentarlo nuevamente.

     “El SEÑOR es la porción de mi herencia y de mi copa; tú sustentas mi suerte. Las cuerdas
     cayeron para mí en lugares agradables; en verdad mi herencia es hermosa para mí.” (Sal. 16:5-
     6)

     “En El también vosotros, después de escuchar el mensaje de la verdad, el evangelio de vuestra
     salvación, y habiendo creído, fuisteis sellados en El con el Espíritu Santo de la promesa, que nos
     es dado como garantía de nuestra herencia, con miras a la redención de la posesión adquirida
     de Dios , para alabanza de su gloria.” (Ef. 1:13-14)


     Aún en tiempos de adversidad, estar conscientes de que el fruto de los mismos es muy bueno, nos
     ayuda a vivir tiempos de aflicción aún con gozo, porque vemos más allá de las circunstancias
     presentes, vemos el gozo puesto delante de nosotros, Dios siendo honrado a través de nuestras
     vidas, siendo formado en nosotros y esparciendo el delicioso aroma de su presencia.


                                          www.anticipando.org
                                                   9
Casa de Oración & Adoración ANTICIPANDO                                                        Por Amor
Carolina Rojas

     “Pues considero que los sufrimientos de este tiempo presente no son dignos de ser comparados
     con la gloria que nos ha de ser revelada.” (Ro 8:18)

D.   Corazones expectantes

     Corazones que ardan por Él, que sean fuego así como él lo es, que estén esperando, anhelando su
     regreso, amando su venida.

     “Y el Espíritu y la esposa dicen: Ven.” (Ap. 22:17)

     “Sustentadme con tortas de pasas, reanimadme con manzanas, porque estoy enferma de amor.”
     (Cnt. 2:5)

E.   Dispuestos a amar a otros

     El vínculo perfecto es el amor, y parte de honrar a Dios tiene que ver con el hecho de crecer en el
     amor hacia otros.




                                          www.anticipando.org
                                                   10

				
DOCUMENT INFO
Shared By:
Categories:
Tags:
Stats:
views:10
posted:2/23/2012
language:
pages:10