LA ASAMBLEA POPULAR DE LOS PUEBLOS DE OAXACA (APPO) by 7rDNI50

VIEWS: 6 PAGES: 8

									                OAXACA, UN PUEBLO EN RESISTENCIA CICLICA
               Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca, APPO, 2006

                                                                     Por: Inés González




Particulares del estado de Oaxaca


Oaxaca se ubica en el sur de México, tiene un territorio de 95,364 km2, dividido en 7
regiones que corresponden a microambientes climáticos, culturales, étnicos. Cuenta con
3.5 millones de habitantes, de los cuales el 54% es indígena, siendo los grupos
principales, zapotecas y mixtecos. De acuerdo al Informe sobre Desarrollo Humano,
PNUD, 2004, Oaxaca posee uno de los índices más altos de analfabetismo en México,
19.77%. El 70% no tiene los satisfactores básico de sobrevivencia (agua potable,
electricidad, drenaje, pisos y paredes de cemento). Cada hogar oaxaqueño está habitado
en promedio por siete personas. Respecto de la esperanza de vida, es de las más bajas
en el país.


Oaxaca como otros estados pobres del sur de la República Mexicana aún tiene fuertes
cacicazgos y la aplicación de la ley es selectiva. Su desarrollo económico está basado
sobre todo en el campo, por lo que históricamente ha dependido de los apoyos
gubernamentales, quedando así supeditada la relación de los indígenas, campesinos y
agricultores con el Partido Revolucionario Institucional (PRI)1.


En contraste con otros estados que tienen población indígena, Oaxaca cuenta con una
ley indígena que reconoce a las autoridades nombradas por uso y costumbre, 60% de su
población es indígena, siendo las ciudades más avanzadas económicamente2 las que
eligen a sus autoridades confirme lo establece la Ley Electoral.


A diferencia de su bajo desarrollo el Estado ocupa los mejores lugares en aprendizaje
de conocimiento general a nivel primaria y secundaria3. Oaxaca es el único estado que

1
  El Partido Revolucionario Institucional, PRI, gobernó a México por más de 7 décadas continuas, hecho
que en la actualidad aún cuando el PRI no tiene a su cargo la presidencia de la República, conserva la
mayoría de los gobiernos estatales, uno de ellos es Oaxaca.
2
  La capital de Oaxaca; Tuxtepec, Matías Romero, Salina Cruz, Puerto Escondido, etc.
3
  Evaluaciones nacionales del Centro Nacional de Evaluación Educativa, México 2004-2005.
por tradición transmite la música desde los primeros años de vida, cuenta con
innumerables bandas y orquestas.


Antecedentes del movimiento sindical de maestros


El movimiento magisterial democrático surge hace 27 años (1979) y es parte de la
escisión del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE). Nace con el
apoyo del pueblo para demandar mayor presupuesto para la educación pública y por
mejores condiciones laborales para las y los profesores. De esta escisión, se conforma la
Coordinadora Nacional de la Educación        (CNTE) que integra principalmente        las
secciones sindicales de los Estados de Oaxaca, Michoacán, Guerrero, Chiapas,
Zacatecas y Distrito Federal.


La CNTE plantea principalmente, la democracia sindical y una mejor educación
pública. Durante su proceso de lucha frente al corporativismo sindical realiza
reflexiones sobre su materia de trabajo, el proceso educativo, los fines, su sentido, el
quehacer cotidiano. El movimiento magisterial está ligado, desde su nacimiento, a las
causas del pueblo porque ha vinculado las demandas propias de su condición de
trabajadores con las necesidades educativas y de desarrollo de la comunidad, vía la
escuela.


La sección     sindical de Oaxaca (22), se caracteriza por su relación entre los
planteamientos y la práctica. El papel del maestro y su vinculación con la problemática
de la población son valorados socialmente, la maestra y el maestro en Oaxaca y en
muchos lugares del país, sigue siendo la autoridad moral a quien se consulta sobre los
problemas de la comunidad. Oaxaca es uno de los estados de mayor tradición, el
maestro simboliza el conocimiento y el ejemplo para las y los niños del pueblo.


El proceso de democracia sindical del magisterio ha tenido su paralelo con las
conquistas políticas de la izquierda, esto sucede en estados como Michoacán, Zacatecas
y el Distrito Federal. Recientemente la izquierda tiene logros electorales en Guerrero y
Chiapas. En Guerrero se dio un proceso de represión que propició que el pueblo se
unificarán contra el PRI y, a partir del año 2005, por vez primera gobernó el PRD. En
el caso de Chiapas, producto de la debacle priísta, un grupo se escindió y estableció una
alianza con el PRD y, a partir del año 2000, lograron establecer un gobierno diferente al
PRI. En 2006 gana las elecciones locales la coalición política del PRD, PT y
Convergencia.


Por su parte, Oaxaca sigue con gobiernos priistas, aunque el triunfo del                           actual
gobernador, Ulises Ruiz Ortiz (julio de 2004), fue cuestionado por la compra de votos a
través de programas sociales. La lectura de este apretado triunfo priista es el intento de
la población oaxaqueña por cambiar a un gobierno diferente al PRI4.


2006, la cima de la lucha del magisterio en Oaxaca


Cada 15 de mayo (Día Nacional del Maestro) el magisterio oaxaqueño se moviliza para
exigir rezonificación, aumento salarial, así como mayor presupuesto para infraestructura
educativa. Este año los maestros decidieron no viajar al DF., acordaron quedarse en
Oaxaca, por lo que el 22 de mayo dejaron de impartir clases para iniciar el plantón
como medida de presión política para el cumplimiento de sus demandas5. Es común
que en el país se sublime la educación y a quienes la imparten, no obstante no hay
corresponsabilidad positiva en sus condiciones laborales, salariales y de mejor calidad
de vida. El salario mensual nacional de los profesores oscila en 500 dólares, cantidad
insuficiente para una vida digna6.


El 14 de junio, las autoridades estatales decidieron unilateralmente acabar con el
plantón, la policía intentó desalojar a los maestros bajo el argumento de seguridad
nacional, en lugar de reconocer un problema de justicia social. Frente a esta represión
la población se volcó apoyando a los maestros, dotándolos de alimentos, ropa y para
prevenir posibles agresiones.


4
  En las recientes elecciones federales, julio 2006, de 570 municipios, la Coalición de Centro Izquierda,
PRD, PT y Convergencia ganó en 568 y sólo en dos triunfó el PRI.
5
  Esta es una práctica de presión política que por más de dos décadas el magisterio disidente (CNTE)
realiza para ser tomado en cuenta al igual que el resto de las secciones sindicales del SNTE. En el año
1977 destituyeron al gobernador Manuel Zárate Aquino.
6
  El nivel salarial en Oaxaca es de los más bajos en toda la República (300 dólares mensuales promedio).
Las autoridades argumentan que la vida en Oaxaca “no es tan cara”, contrario de lo que piden los
maestros, rezonificación, que no es más que un salario acorde al costo de vida en el Estado de Oaxaca.
La educación pública en México es de competencia federal, lo que explica los viajes anuales de los
maestros al D.F.
La falta de intervención del gobierno federal en un conflicto de su competencia, representa para los
maestros desdén y ausencia de sensibilidad política para encontrar solución al conflicto.
Por qué el pueblo ha apoyado, apoya y se une a la lucha con los maestros? Son
múltiples los factores: económicos, sociales y políticos, la suma de todos unificó a la
sociedad contra las autoridades, principalmente contra el gobernador del Estado, Sr.
Ulises Ruiz Ortiz. La falta de justicia se aprecia en los datos oficiales sobre desarrollo
humano, siendo Oaxaca el Estado que mayormente contribuye a la desigualdad de
México ( se explicó al principio). Existe una visible violencia de los derechos humanos
de los indígenas; entrega de recursos naturales, como el litoral, a las grandes hoteleros
(Huatulco es el ejemplo de la venta de terrenos ejidales); privilegios para un grupo
reducido de grandes empresarios, desprotegiendo a los medianos y micro
emprendedores; falta de respeto a las tradiciones y a los grupos indígenas. Oaxaca
ocupa el primer lugar a nivel nacional por:                  falta de transparencia, índices de
corrupción; coerción del voto, falta de democracia en todos los procesos electorales,
entre otros. El conjunto de estas arbitrariedades ha ocasionado la confrontación del
gobierno y su pueblo. “Cada nuevo gobernador que toma posesión del cargo comienza
su mandato reprimiendo. Demuestra así a los funcionarios que se van, a los políticos
que se quedan y a la población que lo padece, que él es quien manda”7


Movimiento gremial magisterial transformado en lucha popular


La violencia desatada por el intento de desalojo de los maestros, el 14 de junio, fue la
punta de iceberg de un cúmulo de agravios por más de 70 años de gobierno priistas.
Esta intimidación contra los maestros provocó la organización del pueblo y surge la
Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO), el 17 de junio de 2006,                     que
integra organizaciones sociales, políticas, de derechos humanos, ecologistas, de género,
estudiantiles, sindicales, las comunidades indígenas, las regiones, etc.


En este corto tiempo, la APPO avanza organizando los sectores, la comunidad, los
pueblos y las regiones. Se crea la Coordinadora de Mujeres 1º. De agosto; se conforma
el Frente de Sindicatos del Estado de Oaxaca (FSODO); nace la Unión de Mercados
Públicos; la Unión de Taxistas; el Frente de Empresarios de los Transportes y, se suman
los estudiantes, los servidores públicos, etc. El movimiento magisterial pasa de lo


7
    Hernández, Navarro Luis (2006) “ Dios Nunca Muere”, Periódico La Jornada, 1º. de marzo.
gremial a lo social, incorporándose la Sección Sindical del Magisterio a los otros
contingentes que conforman la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca8.


Oaxaca se encuentra en una fase de ingobernabilidad: los tres poderes están
prácticamente       suspendidos,       el   congreso       local    no    está    funcionando,       salvo
esporádicamente en casas particulares; el poder ejecutivo que radica en el gobernador,
se encuentra en la ciudad de México y el poder judicial no ejerce sus reales funciones,
es así que Oaxaca es considerado estado de excepción. El movimiento popular de
Oaxaca exige la destitución del gobernador y la desaparición de poderes, porque
considera que los tres poderes obedecen los mismos intereses y no responden a las
añejas demandas del pueblo.


El movimiento popular se ha planteado un proyecto mucho más allá de la separación del
gobernador Ulises Ruiz Ortiz, pretende ser una lucha de largo plazo y con objetivos
hacia una reforma estructural profunda. El 16 y 17 de agosto, la APPO realizó el Foro
por una Nueva Democracia y Gobernabilidad en Oaxaca, en el que acuerdan trabajar
para la realización de un nuevo constituyente que sea el principio de la refundación del
Estado, acorde con las condiciones de la entidad y las necesidades de sus habitantes.
Un constituyente popular, de todos los pueblos, regiones, municipios, comunidades. El
20 de noviembre formarán la asamblea popular constituyente, por ello, están fundando
asambleas populares en todos los lugares de Oaxaca. Pretenden la creación de una
nueva constitución para el 5 de febrero de 2007.


La APPO se declara desvinculada de los partidos políticos y de AMLO9, sin embargo,
se funda con pretensiones nacionales. La APPO ha trascendido el Estado, a la fecha se
han constituido Asambleas Populares en Michoacán, Guerrero, Chiapas y San Luis
Potosí.
Los empresarios de los medios de comunicación no apoyan este movimiento, por lo que
como alternativa, la APPO realiza brigadas informativas en todo el país contra la
desinformación que existe.            Los medios y el gobierno han intentado vincular el


8
  Frente al desalojo de los maestros, el gobierno Federal se mantuvo al margen, a pesar de la solicitud del
pueblo de Oaxaca para intervenir en un conflicto que alcanzó grandes dimensiones y que deslegitimó al
gobierno estatal para asumirse como interlocutor válido para destrabar la crisis política del Estado.
9
  Andrés Manuel López Obrador, AMLO, fue candidato a la Presidencia de México 2006, por la
Coalición por el Bien de Todos.
movimiento popular con la guerrilla, con AMLO y con la lideresa moral del Magisterio,
Elba Esther Gordillo. En todos los casos no se han comprobado tales vínculos.


Después de más de cuatro meses del conflicto, se establece, a principios de septiembre,
una mesa de diálogo entre el gobierno federal y la APPO, sin que a la fecha se logren
acuerdos, por el contrario las partes no avanzaron, la relación se tensó y el diálogo se
suspendió el día 20 de septiembre.


A manera de conclusión


El conflicto de Oaxaca es un ejemplo de la política del gobierno federal de derecha
frente a los conflictos sociales locales, regionales y nacionales. Durante el sexenio del
Presidente Vicente Fox los problemas sociales no se distinguieron por ser atendidos de
la mejor manera, muestra de ello están los casos de:


En la mina Pasta de Conchos, estado de Coahuila, murieron 65 mineros por falta de
seguridad e higiene en el trabajo. En la Siderúrgica Lázaro Cárdenas, estado de
Michoacán, fueron asesinados dos mineros por el intento policiaco de desalojar el
plantón que sostenían por mejores condiciones laborales y salariales y en apoyo a las
familias de los mineros muertos. En estos casos, el gobierno federal se empeñó en
perseguir al dirigente sindical, acusado de corrupción, en lugar de aplicar la justicia
laboral y esclarecer las muertes.


En el Municipio de Atenco, Estado de México, la expulsión de vendedores informales
de flores    se concretó en represión policíaca y      violación contra mujeres de la
comunidad.


En los últimos años, el fenómeno del feminicidio ha crecido. Esto es el extremo de la
violencia contra las mujeres y que tiene que ver con la falta de garantías para que las
mujeres ejerzan una vida libre y sin violencia. El feminicidio ocurre en todo el país,
sobre todo en Ciudad Juárez y el Estado de México; las muertes están aún              sin
esclarecerse, no existen responsables de los asesinatos de mujeres y éstos siguen
ocurriendo impunemente en las ciudades más modernas hasta en el pueblo más
atrasado. La violencia contra las mujeres está en todas partes, como ejemplo de la
discriminación, la opresión y la exclusión, que no es más que la síntesis de la
desigualdad que se vive en México.


De frente a las irregularidades ocurridas en el proceso electoral del 2 de julio, la corta
distancia de votos de un candidato respecto del otro, requería de atención fehaciente y
expedita que permitiera dar certeza al proceso y al futuro gobierno. Los reclamos por el
esclarecimiento      no tuvieron la atención debida y hoy el país se encuentra en un
complejo proceso político y social de grandes dimensiones.


Los problemas y las demandas sociales que han hecho crisis en tiempos recientes, no
son atendidos y muchas veces ignorados por las instituciones de aplicación de justicia,
apostando al desgaste; algunos casos son reprimidos (Atenco, Lázaro Cárdenas,
Oaxaca), esperando el gobierno             que desaparezcan.        Contrarios a los pronósticos
oficiales, las movilizaciones sociales han provocado niveles diferentes de organización.
Con el problema de los mineros, surge el Frente por la Unidad y la Libertad Sindical
(FNUAS), que reúne a los sindicatos y centrales tradicionalmente opuestas; por la falta
de claridad en el proceso electoral federal emana el 16 de septiembre, la Convención
Nacional Democrática; en Oaxaca surge la APPO; entre otros.


Todo lo anterior muestra un escaso ejercicio de la política entendida como el espacio de
resolución de conflictos, de la posibilidad de comunicación, de diálogo, de posibilidad
de realización de acuerdos, intercambios, allanamiento de diferencias y de acción de
gobierno.


Oaxaca no es la excepción, aparece como un caso paradigmático de un pueblo que se
resiste a continuar con gobiernos autoritarios. Un pueblo que en su resistencia pacífica
logra transitar de demandas locales gremiales, a demandas populares, locales, y
regionales,    hasta    vincularse a la problemática nacional. Enrique Dussel, filósofo
mexicano, señala que “en México es previsible un creciente estallido de movimientos
sociales dada la pobreza y desigualdad creciente. Coordinar todos los movimientos
sociales puede transformarse en una tarea política de alcance estratégico”. 10


10
  Dussel, Enrique (2006) “Qué hacer? Sobre los movimientos sociales y el partido político”. Periódico La
Jornada, 16 de septiembre.
El conflicto de Oaxaca requiere, antes que nada, una real voluntad política de diálogo.
Voluntad fundada en reglas claras, con agenda, método democrático y equitativo de
participación de trabajo, con mecanismos de seguimiento para los acuerdos pactados.
En busca de una solución, la consulta a los oaxaqueños para la continuidad de la gestión
del gobernador Ulises Ruiz Ortiz, no debe descartarse. Es preciso que la APPO, como
instancia de representación de la mayoría de población, en estos momentos, participe
en la definición del próximo gobernador del Estado y en el replanteamiento de la
distribución de la riqueza a nivel estatal y nacional.


22 septiembre 2006.

								
To top