CARTA SOCIAL A MINDEFESA by xiU2Tjg

VIEWS: 442 PAGES: 20

									  “LA DEFENSA DE NUESTRA PROFESIÓN MILITAR Y EL RESPETO
          A LA DIGNIDAD HUMANA DE SUS MIEMBROS
                 ES UN COMPROMISO MORAL”




                 CARTA SOCIAL


CARTA AL CIUDADANO MINISTRO DEL PODER POPULAR PARA LA DEFENSA,
  GENERAL EN JEFE (Ej) GUSTAVO REYES RANGEL BRICEÑO SOBRE LA
EMERGENCIA SOCIO-ECONOMICA DEL PERSONAL MILITAR EN RETIRO CON
         GOCE DE PENSION Y SOBREVIVIENTES PENSIONADOS.




                                     CARACAS, 29 DE ABRIL DE 2008


                                                                1
              “LA DEFENSA DE NUESTRA PROFESIÓN MILITAR Y EL RESPETO
                      A LA DIGNIDAD HUMANA DE SUS MIEMBROS
                             ES UN COMPROMISO MORAL”



                                                         “El sistema de gobierno más
                                                     perfecto, es aquel que produce la
                                                     mayor suma de felicidad posible, la
                                                     mayor suma de seguridad social y la
                                                     mayor suma de estabilidad política”

                                                                          Simón Bolívar
                                                                           El Libertador




CIUDADANO
GENERAL EN JEFE (Ej)
GUSTAVO REYES RANGEL BRICEÑO
MINISTRO DEL PODER POPULAR PARA LA DEFENSA
SU DESPACHO


                          DISTINGUIDO MINISTRO


       La ASOCIACIÓN CIVIL “GRUPO PICHINCHA, organización
social “sin fines de lucro” se constituye entre los Oficiales de la Fuerza
Armada Nacional en Situación de Retiro con Goce de Pensión y como
Profesionales Militares Permanentes de la República Bolivariana de
Venezuela, para la lucha constante por la preservación de sus derechos
socioeconómicos, velar por el bienestar y la seguridad social de la gran
familia militar, la defensa de la Profesión Militar y el respeto a la
dignidad humana de nuestros agremiados, en acatamiento del articulo 51
constitucional y en observancia de nuestros valores morales y éticos que son
irrenunciables para nosotros como ciudadanos venezolanos, muy


                                                                                      2
respetuosamente nos dirigimos a usted, en la oportunidad de hacerle llegar
inquietudes y ocurrencias que devienen en beneficio del Personal Militar
Retirado y Sobrevivientes de nuestra Fuerza Armada Nacional.

   Los militares en situación de retiro hemos observado y sentido en carne
propia, que cada día se estrechan más y más las consideraciones y el respeto
que se nos debe a nuestra dignidad humana por parte de los camaradas en
servicio activo y especialmente de que aquellos personeros que son
responsables directos del bienestar y seguridad social, para lograr mejorar la
calidad de vida como personas de la “Tercera Edad”.

   1. La atención hospitalaria en cuanto al cuidado integral de la salud que se
      presta en la red de sanidad militar a nivel nacional, va desmejorando
      paulatinamente para los afiliados con derecho y para los retirados cono
      goce de pensión. Es decir, no se le da cumplimiento como debe ser a
      nuestros derechos sociales establecidos en los artículos 84, 86 y 89 de la
      CRBV y 7, 8 y 50 de la Ley de Seguridad Social de la Fuerza Armada
      Nacional.
      En reiteradas oportunidades se le ha informado al Director de Sanidad
      Militar, lo relacionado a la falta de medicamentos para tratamientos
      ambulatorios, prolongados o catastróficos en los diferentes puntos de
      abastecimiento del país; la falta de cupo en los diferentes pabellones
      militares de la red hospitalaria en el interior de la República; la falta de
      reactivos químicos para las pruebas y exámenes de laboratorio y que
      cuyo costo no es reconocido por Seguros Horizonte, C.A., cuando el
      resultado de ellos es negativo.

      ¡Señor Ministro, Por Dios…! Esto carece de toda logicidad, pues,
      pareciera que la empresa de seguros desea que el afiliado salga positivo
      en “enfermedades catastróficas” e incurables con pronostico de vida
      limitado y que resultarán de alto costo y hospitalización prolongada.
      Esto es contrario a lo que establece el articulo 86 de la CRBV que dice:
      “Toda persona tiene derecho a la seguridad social como servicio
      publico de carácter no lucrativo, que garantice la salud y asegure
      protección en contingencia de maternidad, paternidad, enfermedad,
      invalidez ,enfermedades catastróficas, discapacidad, necesidades
      especiales, riesgos laborales, perdida de empleo, desempleo, vejez,
      viudedad, orfandad, vivienda, cargas derivadas de la vida familiar y
      cualquier otra circunstancia de previsión social. El Estado tiene la
      obligación de asegurar la efectividad de este derecho, creando un

                                                                                3
sistema de seguridad social universal, integral, de financiamiento
solidario, unitario, eficiente y participativo, de contribuciones directas
o indirectas…” (OMISSIS).
Se entiende por “enfermedad catastrófica”, aquella que presenta una
alta complejidad técnica en su manejo, un alto costo económico para
la familia, alta ocurrencia a hospitales tipo IV y bajo costo-efectividad
en su tratamiento.

El 04 de Diciembre de 1956 se crea la sociedad mercantil Seguros
Horizontes C.A, publicada en la Gaceta Oficial nº 9018 del 07DIC56 y
Acta nº 55 dependiente del IPSFA, con capital accionario del noventa y
nueve por ciento (99%), cuyo propósito es prestar respaldo a la
Seguridad Social del personal militar de la Fuerza Armada Nacional y
en especial como apoyo al área de la salud del militar y familiares
calificados. LO CUAL SIGNIFICA QUE ESTA EMPRESA ES DE
LA FUERZA ARMADA NACIONAL.

Actualmente la Cámara Venezolana de Empresas Aseguradoras,
presenta a Seguros Horizontes C.A., con el índice de cobertura de
reservas más bajo del ranking asegurador nacional. En replica a esto la
empresa mercantil ha publicado durante dos (02) días seguidos
veintisiete (27-04) y veintiocho de abril (28-04) en diarios de
circulación nacional y regional un comunicado de (01) página entera a
todo color, lo que cuesta un dineral y como aval institucional utiliza los
escudos de los Componentes Militares de la Fuerza Armada y por
supuesto el escudo del IPSFA, quien es el mayor accionista.

El Señor General de División (Ejercito) ALEJANDRO MONTES
ESTRADA, Presidente Ejecutivo dice en su comunicado lo siguiente:
“Seguros Horizontes C.A., constituye en la actualidad una de las
empresas más importantes del sector asegurador venezolano;
condición que deriva de los excelentes resultados financieros
obtenidos al cierre del ejercicio económico 2007, los cuales superan
las cifras logradas en ejercicios anteriores y la ubican en una
posición destacada dentro del contexto general de empresas del
mercado. Por otra parte, las acciones emprendidas en el ejercicio
económico anterior permitieron un mejoramiento sustancial de los
servicios y mayor control de la siniestralidad, siendo reimpulsadas
en el presente ejercicio económico con un conjunto de acciones en
curso, a través de las cuáles la empresa incrementará y mejorara su

                                                                        4
  estructura física, capacidad tecnológica y otros aspectos de orden
  operativo y administrativos necesarios para el manejo de grandes
  colectivos; obligaciones que asumimos con gran responsabilidad,
  conscientes de la calidad de respuesta que debemos producir como
  empresa del Estado venezolano y frente al compromiso ineludible
  de brindar cada día a una mayor cantidad de venezolanos, un
  mejor servicio de salud, seguridad y bienestar”.

  De ser cierto esto, nos preguntamos:

  ¿Las superganancias obtenidas por Seguros Horizonte C.A. en el
  mercado asegurador venezolano habrán mejorado el sistema de
  bienestar y seguridad social de las FAN?

  ¿Por que se hizo una cuantiosa inversión con el dinero destinado a
  la póliza contratada con el Ministerio del Poder Popular Para la
  Educación?

  ¿Por que siendo una empresa mercantil nuestra, el Convenio
  suscrito entre el Ministerio del Poder Popular para la Defensa y
  Seguros Horizonte C.A. Es menos favorable en todos los aspectos
  que el suscrito con el Ministerio del Poder Popular Para la
  Educación?

  ¿A caso todo lo que está sucediendo con nuestra empresa de
  seguros, no amerita una averiguación seria y cuyos resultados sean
  conocidos por el personal militar asegurado?


2. No se cumple con el “Principio de Participación Ciudadana” establecido
   tanto en el Preámbulo de nuestra Constitución: “…con el fin de
   refundar la República para establecer una sociedad democrática,
   participativa y protagónica…”, así como en el articulo 6 de la CRBV.
   Se elaboró un Ante Proyecto de la Ley Orgánica de Seguridad Social de
   la FAN y no se consultó, ni pidió una opinión al personal militar
   retirado gremialmente agrupados en IORFAN, y resulta ser que ese
   instrumento jurídico es de suma importancia para este sector en lo
   atinente a los subsistemas de protección: salud, pensiones y bienestar
   social.



                                                                       5
3. El Instituto de Previsión Social de la FAN (IPSFA) ente rector del
   Sistema de Seguridad Social, instaló en su dependencia una Oficina de
   Atención al Ciudadano (OAC) que no cumple las exigencias y
   requisitos que establece el articulo 9 de la Ley Contra la Corrupción
   (G.O.R.B.V., Nro. 5.637 de fecha 7 de abril de 2003), que textualmente
   dice: “A fin de dar cumplimiento a lo dispuesto en articulo anterior, las
   personas a que se refieren los artículos 4 y 5 de esta Ley deberán
   informar a los ciudadanos sobre la utilización de los bienes y el gasto
   de los recursos que integran el patrimonio publico cuya
   administración les corresponde . A tal efecto, publicarán
   trimestralmente y pondrán a la disposición de cualquiera persona en
   las oficinas de atención al público o de atención ciudadana que
   deberán crear, un informe detallado de fácil manejo y comprensión,
   sobre el patrimonio que administran, con la descripción y
   justificación de su utilización y gasto.

   El informe a que se refiere este artículo podrá efectuarse por cualquier
   medio impreso, audiovisual, informático o cualquier otro que disponga
   el ente, de acuerdo con lo previsto en el ordenamiento jurídico vigente.

   Por otra parte queremos significarles que los Almacenes Militares hoy
   convertido en un Centro Comercial, expenden mercadería más cara que
   en otros establecimientos comerciales de la capital, de más categoría y
   con facilidades para el entretenimiento y diversión de la familia militar
   como potenciales consumidores. A los Almacenes Militares sólo se
   acude para hacer compras puntuales y pagos de servicios básicos como:
   bancos, sitio de comidas rápidas, centro de comunicaciones,
   supermercados y la farmacia por existir un convenio de suministro de
   medicinas con el Instituto.

   Por ejemplo, un afiliado compra a través del sistema de crédito SISA,
   un par de zapatos cuyo valor es de BsF. 320,00, si a este precio le
   agregamos el impuesto IVA, más el refinamiento del SISA a treinta (30)
   meses del plazo el costo final de los zapatos estaría por encima de BsF.
   500,00. Este mismo par de zapatos lo encontramos en la calle a BsF.
   280,00. ¿Cuánto porcentaje representa esto en el sueldo básico de
   un profesional?

   En torno a esta situación, se hizo una sencilla averiguación y se llegó a
   la conclusión de que la razón está en el elevado costo del metro


                                                                          6
   cuadrado (m2), que estableció la Gerencia de Empresas a los
   arrendatarios de los espacios comerciales. En consecuencia, el afiliado
   consumidor es quien asume el pago del costo final del bien adquirido.

4. A la Presidencia del Instituto Autónomo Circulo Militar de la FAN,
   Institución creada para el SANO ESPARCIMIENTO Y RECREACION
   DE LA FAMILIA MILITAR, se le informó de los elevados costos en
   los servicios que prestan los Círculos Militares a nivel nacional, del
   crecimiento desmedido de lujosos casinos y lugares de diversión dentro
   de ellos, cuyo acceso es casi imposible a los oficiales retirados por ser
   sus servicios caros en comparación con otros lugares de esparcimiento
   de las ciudades.

5. La Directiva Ministerial General vigente: MPPD-DEPP-DIRPLA-
   DIR2007-13-05/007 del 19DIC2007 sobre “REMUNERACIONES Y
   BENEFICIOS          SOCIOECONOMICOS                 DEL       PERSONAL
   MILITAR DE LAS FUERZA ARMADA NACIONAL, nos niega
   derechos constitucionales con rango de derechos humanos que son
   vitales para nuestras vidas y la de la familia, pues, subsistimos gracias al
   derecho de una pensión ganada después de haber laborado “a
   dedicación exclusiva” para nuestro patrono, que es la Fuerza
   Armada Nacional, durante (30) años.

      A. Se nos niega el Beneficio de la Alimentación del cual
         disfrutábamos a través de una PRIMA DE ALIMENTACION,
         hoy transformada para el personal militar en situación de
         actividad en la figura de los Cesta Tickets. Varios son los casos
         de jubilados y pensionados de la Administración Pública a nivel
         nacional, estadal y municipal que gozan de este beneficio.

          Los Oficiales en Situación de Retiro somos, en su gran mayoría,
          personas de la “Tercera Edad” o de “Edad Avanzada”. La Ley
          de Servicios Sociales define al Adulto y Adulta Mayor como
          las personas naturales con edad igual o mayor a sesenta (60)
          años. El Estado tiene el deber de garantizar a estas personas
          adultas mayores, servicios de atención integral en el campo de la
          salud, vivienda y otros beneficios de la seguridad social (Art. 80
          CRBV). El derecho a una alimentación adecuada está
          reconocido en diferentes instrumentos de Derecho Internacional.
          Venezuela como Estado parte del Pacto Internacional de


                                                                             7
     Derechos Económicos, Sociales y Culturales, reconoce “…el
     derecho de toda persona a un nivel de vida adecuado para sí y
     su familia, incluso alimentación, vestido y vivienda adecuados y
     a una mejora continua de las condiciones de existencia”. El
     derecho a una alimentación adecuada es de importancia
     fundamental para el disfrute de todos los derechos. Ese derecho
     se aplica a todas las personas y de esto no escapamos el
     “Personal Militar en Situación de Retiro”; por ello, la frase de
     ese párrafo “…para sí y su familia” no entraña ninguna
     limitación en cuanto a la aplicabilidad de este derecho. Este
     Comité de Derechos Humanos afirma que el derecho a una
     alimentación adecuada está inseparablemente vinculado a la
     dignidad inherente de la persona humana y es indispensable para
     el disfrute de otros derechos humanos consagrados en la Carta
     Internacional de Derechos Humanos; por lo tanto es inseparable
     de la justicia social a que está obligado el Estado Venezolano.
     Se nos está violando un derecho constitucional. El Principio de
    Progresividad indica que el Estado está imposibilitado para
    delimitar, conculcar, quitar o reducir derechos existentes en
    el ordenamiento jurídico anterior. (Subrayado nuestro). Al
    contrario, el Estado garantiza a toda persona conforme a este
    principio y sin discriminación alguna, el goce y ejercicio
    irrenunciable, indivisible e interdependiente de los derechos
    humanos. (Subrayado nuestro). Su respeto y garantía son
    obligatorios para los órganos del Poder Público de conformidad
    con la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.
    (Subrayado nuestro).

B. La anterior Directiva Ministerial Nro MD-DGSPP-DIRPLA2005-
    13/006 del 27 de junio de 2005 estableció por primera vez un
    trato discriminatorio en el otorgamiento de la Prima de
    Profesionalización, que se ha venido manteniendo en las
    consiguientes directivas, ya que en todas ellas se establece que
    sólo los Oficiales y Suboficiales Profesionales de Carrera que
    hayan pasado a la situación de retiro a partir del 01 de enero de
    2004 son los que podrán gozar de este beneficio, desconociendo
    lo que contempla la Reforma Parcial de la Ley Orgánica de las
    Fuerzas Armadas Nacionales publicada en Gaceta Oficial Nº
    4.844 Extraordinario del 22 de febrero de 1995, donde en su


                                                                   8
artículo 124 establece en forma definitiva y precisa el carácter
profesional permanente de nosotros los militares en Situación
de Retiro: “El Despacho dará al Oficial o Suboficial Profesional
de Carrera que lo posea un carácter profesional permanente y el
derecho a figurar en el Escalafón Militar, con su situación
correspondiente”.

       Además, es bien sabido que una norma jurídica de rango
inferior como lo es la Directiva Ministerial no puede desconocer
o anular lo contenido en una Norma de Rango Legal como lo es
esta Ley Orgánica de la Fuerza Armada Nacional.

      El Profesional Militar, de acuerdo con la definición de
Donald Bletz, viene a ser “El Oficial de Carrera que se consagra
a la experticia, responsabilidad y pertenencia de la profesión de
las armas”. En esta acepción, el profesionalismo militar estriba
mucho más que en el simple hecho de pertenecer a la Oficialidad
de la Fuerza Armada Nacional, sino que es una condición
determinada en concordancia con el mismo profesional de carrera
militar que sirva a la República Bolivariana de Venezuela y al
Gobierno que la representa y éstos sólo acordarán dicha
condición a quienes posean la competencia necesaria, la cual se
encuentra materializada en el despacho o título que otorga el
Ejecutivo Nacional al graduarse de Subteniente y su equivalente
en la Armada, la entrega de las Armas de la República
simbolizada en la entrega del sable de mando y con un
pronunciamiento incondicional de cumplimiento del deber,
patentizado en la Promesa de Fidelidad a la Bandera Nacional,
establecido en el Reglamento Ejecutivo del 7 de marzo de 1941 y
cuyo artículo 1° reza lo siguiente: “La Promesa de Fidelidad a la
Bandera Nacional que debe hacer todo ciudadano que ingresa al
servicio de las armas, de conformidad con los artículos 1, 2 y 3
de la Ley Orgánica de la Fuerza Armada Nacional, constituye un
acto solemne de la vida militar y significa para quien lo presta, el
reconocimiento por la Institución Armada de la República, de su
capacidad para cumplir con el sagrado deber común de defender
la Patria y sus Instituciones”.

    Señor Ministro,  usted    es   un   CRISTIANO
PRACTICANTE y Defensor de los Derechos Humanos, que

                                                                  9
   predica constantemente lo relacionado al Bienestar de la
   Familia Militar y la suprema felicidad del hombre, sabe muy
   bien que la Profesión Militar es un apostolado. Demanda una
   entrega total al logro de sus objetivos y una devoción a la
   observancia de los principios y valores que la caracterizan. A ello
   nos hemos consagrado los Profesionales Militares en Situación de
   Retiro, como servidores públicos de la República Bolivariana de
   Venezuela, tal como lo establece su Carta Magna, la Ley
   Orgánica de le Fuerza Armada Nacional, la Ley del Estatuto de
   la Función Pública y demás Leyes y Reglamentos del
   ordenamiento jurídico interno venezolano.

C. NEGACION DEL BONO RECREACIONAL:
   La Directiva Ministerial General vigente MPPD-DEPP-
  DIRPLA-DIR2007-13-05/007 del 19DIC2007 contempla el Bono
  Vacacional sólo para el Personal Militar Profesional en
  Situación de Actividad, incurriendo nuevamente en trato
  discriminatorio hacia el Personal Militar en Situación de
  Retiro con Goce de Pensión. Resulta válido indicar que el
  personal docente jubilado del Ministerio de Educación y Deportes
  en su Cuarta Contratación Colectiva, tiene contemplado el
  BONO RECREACIONAL y que en esa contratación fue
  incrementado en el cien por ciento (100%).
   La Ley Orgánica de Seguridad Social de las Fuerzas Armadas
  Nacionales, de fecha 06 de julio de 1977 entre sus aspectos más
  relevantes desde el punto de vista de la seguridad y bienestar
  social es la que establece por primera vez el bono vacacional.
  (Subrayado nuestro).

         El Ministerio de la Defensa en la Directiva Ministerial
  General Nº MD-DGSPP-DP-13-05-004 del 11 de marzo de 1993,
  estableció el Bono Recreacional para el Personal Militar en
  Situación de Retiro con Goce de Pensión, el cuál se cobró
  efectivamente durante los años 92, 93 y 94, lo que viene a
  constituir un derecho adquirido. (Negrillas nuestra)
  Naturalmente, que la expresión “Bono Vacacional”, pudiera
  sugerir la idea de que el mismo esté relacionado con las
  vacaciones, es decir, con el período de descanso al cual todo
  trabajador tiene derecho cuando ha cumplido el año

                                                                   10
 ininterrumpido de servicios y que el militar en situación de retiro
 y con goce de pensión no se encuentra bajo el citado supuesto. En
 tal sentido es conveniente observar que estas personas retiradas y
 pensionadas, cumplido determinadas exigencias y requisitos con
 la edad y el número de años de servicios prestados al Estado
 venezolano en aras de su Seguridad, Defensa y Desarrollo, se ve
 relevado o liberado de la obligación de prestar el servicio de
 manera efectiva. No obstante ello, la contraparte que es la Fuerza
 Armada Nacional como Patrono, queda obligado a ejecutar
 determinadas prestaciones en dinero o especie a favor del militar
 retirado pensionado. Por lo tanto, no es la prestación directa o
 permanente de un servicio lo que, en el caso nuestro, determina el
 derecho que tenemos al pago de los beneficios consagrados por
 ley con motivo de nuestro pase a la situación de retiro. Creemos
 que la causa de la obligación del patrono Fuerza Armada
 Nacional respecto al personal militar retirado pensionado, no es
 por lo tanto ajena a la prestación real y efectiva de un servicio tan
 importante para la República como es el de estar “a dedicación
 exclusiva” de la Seguridad, Defensa y Desarrollo de la Nación.

  Si el Estado Democrático, Social de Derecho y Justicia tiene
como propósito propender a una mejor calidad de vida para todos
los venezolanos, nosotros ciudadanos venezolanos militares
retirados no deberíamos ser excluidos y discriminados, entonces
por una razón lógica, el Bono Vacacional debería ser extendido a
todos por igual, y si el término no se considera apropiado,
sugerimos denominarlo Bono Recreacional, tal cual como lo
teníamos en goce y disfrute anteriormente y reconocido en la
actualidad a los demás trabajadores jubilados del sector público.
No existen razones legales, ni constitucionales, para justificar la
exclusión de los Oficiales en Situación de Retiro con Goce de
Pensión, derecho que además alcanza un grado superlativo si se
atiende y respeta los principios de protección, intangibilidad,
progresividad, irrenunciabilidad y aplicación de la norma más
favorable, cuando se trate de los derechos y beneficios laborales,
contenidos en el artículo 89 de la CRBV. Contempla también dicho
artículo, que toda medida o acto del patrono o patrona contrario a
la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela es nulo y
no genera efecto alguno; igualmente prohíbe todo tipo de



                                                                   11
discriminación por razones de política, edad, raza, sexo o credo o
por cualquier otra condición.

 La Declaración Universal de Derechos Humanos de 1948, en su
artículo 24, estatuye el “Derecho al Descanso” donde “Toda
persona tiene el derecho al descanso, al disfrute del tiempo libre, a
una limitación razonable de la duración del trabajo y a vacaciones
periódicas pagadas”.

 Nuestra población militar en situación de retiro está envejeciendo
a un ritmo progresivo. El porcentaje de personas que pasan de 60
años de edad es de un 63%; los que pasan de 70 años de edad es de
un 28% y los que rebasan la edad de los 80 años es del 9%,
aproximadamente.


D. DIFERENCIAS EN DINERO EN EL PAGO DE LAS
   PENSIONES OTORGADAS POR LEY:

        La seguridad social, tiene como objeto fundamental
 proteger a los habitantes de una nación, frente al conjunto de
 riesgos o contingencias sociales para garantizar una vida digna y
 su desarrollo está expresado en: protección al ingreso salarial, el
 cuidado de la salud integral, la vejez, la viudedad, prestaciones en
 general, educación, recreación y la vivienda, como componentes
 prioritarios del bienestar social. La Seguridad Social es un
 derecho de todos los ciudadanos de una nación y por lo tanto un
 derecho universal.

        El Sistema de Pensiones en la Fuerza Armada Nacional
 tiene por fines esenciales la cobertura de las contingencias de
 invalidez, de sobrevivientes y las pensiones otorgadas por ley
 para la situación de retiro. Aquí se incluyen las remuneraciones,
 todos los bonos, primas y cualquier otro beneficio que perciban
 con y sin incidencia salarial. Se ha establecido por ley que el
 ajuste de las pensiones se hará en la misma proporción y en la
 misma fecha en que se realice el incremento de la remuneración o
 pago del algún bono, prima o cualquier otro beneficio
 socioeconómico, que se haga al personal militar en servicio
 activo.(Art.32 LSSFAN).

                                                                  12
      El Estado venezolano garantiza que tengamos una pensión
mínima vital y que ésta sea preservada en su capacidad
adquisitiva. Asimismo, garantiza la vigencia y el respeto a los
derechos adquiridos a través del pago oportuno y completo de las
pensiones, es decir sin discriminación alguna en el tiempo y el
espacio.


      El Personal Militar en Situación de Retiro con Goce de
Pensión y los Sobrevivientes viven en su gran mayoría
exclusivamente de su pensión establecida por el Estado y sus
edades de vida sobrepasan los 60 años, ubicándose en la
categoría de adultas y adultos mayores según la Ley de los
Servicios Sociales en concordancia con la Ley Orgánica del
Sistema de Seguridad Social de la República.

       La Fuerza Armada Nacional para este personal militar no
tiene planes complementarios de pensiones de vejez dentro de su
Sistema Integral de Seguridad Social, dependiendo su calidad de
vida de las pensiones que recibe.

       El Instituto de Previsión Social de la Fuerza Armada
Nacional (IPSFA) organismo rector de la Seguridad Social está
cancelando pensiones acordadas por ley con montos en dinero
distintos a las pensiones que le cancela al Personal Militar en
la Situación de Retiro con Goce de Pensión e igualmente a los
Sobrevivientes Pensionados, (Subrayado nuestro), tomando
como fecha de referencia antes y después del 01 de enero de
2004, lo cual constituye una flagrante discriminación. Se
demuestra que la discriminación en materia jurídica consiste en
que la Directiva Ministerial vigente desconoce lo establecido en
ocho (08) normas de rango legal relacionadas con la Seguridad
Social en la Fuerza Armada Nacional donde se establece y se
ordena “…Que todo lo que reciba el Personal Militar en
Situación de Actividad es idénticamente igual para cuando
pasen a ser pensionados e idénticamente igual para el
Personal Militar en Situación de Retiro con Goce de Pensión y
los Sobrevivientes Pensionados”.




                                                             13
       Señor Ministro de la Defensa, este punto Nro 5, resume que la
Directiva Ministerial vigente sobre “Remuneraciones y Beneficios Socio-
económicos del personal militar de la FAN, VIOLA DERECHOS
CONSTITUCIONALES establecidos en los siguientes artículos de la CRBV:
articulo 2 (Valores Supremos del Estado venezolano), 3 (Fines esenciales
del Estado), 19 (Protección de los Derechos Humanos), 21.1 (La No
Discriminación), 21.2 (Ley Compensatoria), 80 (Respeto a la Dignidad
Humana de los Ancianos), 86 (Protección de la Vejez, Viudedad y Cargas
derivadas de la vida familiar), 89.1 (Protección al trabajo), 89.3
(Aplicación de la Norma más favorable), 89.4 (Medidas Laborales
contrarias a la Constitución) y 89.5 (La No Discriminación), lo cual
quebranta directa, inmediata e incontestablemente el orden público.

6. Señor Ministro. La vejez y el envejecimiento son dos caras de una
misma moneda la primera se refiere al progreso gradual de los individuos y la
segunda al de los universos demográficos. La tasa de envejecimiento se define
simplemente como el porcentaje que representan los mayores de sesenta (60)
años sobre una población total. En el segmento de los militares en situación de
retiro y sobrevivientes pensionados es del sesenta y tres (63%) para el año
2007.

    Hay tres (03) prestaciones socio-económicos de la seguridad social que se
verán afectadas directamente por ese envejecimiento demográfico en el
segmento militares retirados y sobrevivientes pensionados: el Subsistema de
Pensiones, el Subsistema en el Cuidado Integral de la Salud y el Subsistema
de Servicios Sociales (protección al adulto mayor).

       La Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, establece el
derecho a la seguridad social en la vejez, el cual está establecido tanto en el
artículo 86 y complementado en el 80 de La Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela.

       Desde 1945 cuando se creó la Caja de Previsión Social de las Fuerzas
Armadas, pasando por el año 1949, fecha de la creación del Instituto de
Previsión Social de las Fuerzas Armadas Nacionales (IPSFA), y con la
promulgación por primera vez en el año de 1977 de la Ley Orgánica de
Seguridad Social de la FAN (LSSFA), donde se establece al IPSFA, como
ente rector de la prestación de los beneficios socio-económico de la población
militar, haciéndose extensivo a los familiares calificados y
responsabilizándose a Sanidad Militar de velar por el Cuidado Integral de la


                                                                            14
Salud del Militar en cualquier situación, hasta hoy Señor Ministro, la Fuerza
Armada Nacional no ha dado muestra de prepararse sistemáticamente ni a
corto y menos con una visión a largo plazo para enfrentar una realidad por la
cual usted inexorablemente también pasará… La vejez.

       Por eso Señor Ministro, le planteamos una posible solución que será un
paliativo en la atención que merecen las adultas y adultos mayores: La Casa
“La Azuleja”, un activo perteneciente al IORFAN, situada en la Avenida La
Playa, Macuto, estado Vargas, con una superficie aproximada de 9.953,18 m2
y que para 1985 el terreno tuvo un precio de venta de Bs. 300.000.000,00.
(Bsf. 300.000,00), y que mejorando sustancialmente su estructura y con una
buena dotación de bienes y servicios en sus instalaciones, puede allí funcionar
un HOGAR DE CUIDADO Y ATENCION PARA LOS MILITARES
RETIRADOS DE LA TERCERA EDAD O EDAD AVANZADA, y así
evitamos que nuestro Hospital Militar se convierta en un depósito de personas
con enfermedades terminales, que no tienen familia ni medios económicos
para costearse su enfermedad.

      Señor Ministro: Si usted lo hace, pasará a la posteridad como un
verdadero Cristiano Benefactor y Dios le dirá:

                         !... Bendito eres
                                Y yo
                         Desde mi trono celestial
                         haré brillar las estrellas para ti… ¡

      Señor General en Jefe Ministro de la Defensa.

       Estas son las cosas que deterioran la credibilidad de nuestras
instituciones y que colocan en tela de juicio las políticas públicas trazadas por
nuestro Presidente HUGO RAFAEL CHAVEZ FRIAS, Comandante en Jefe
de la FAN, para concretar la SUPREMA FELICIDAD, plasmadas en un
documento de obligatorio cumplimiento en las cuales se definen las Líneas
Generales del Plan de Desarrollo Económico y Social para el período 2007-
20013.


      Debemos comprender que la Constitución de la República Bolivariana
de Venezuela es la norma suprema y a ella estamos obligados todas las
personas y los órganos del Poder Publico y que todo acto dictado por ese


                                                                              15
Poder Público como lo es el Ministerio del Poder Popular para la Defensa que
viole o menoscabe los derechos constitucionales y la ley es nulo. En
consecuencia, nosotros invocando el Código de Ética de FAN, los Principios
Fundamentales y Valores Constitucionales establecidos en el Preámbulo
constitucional y en los artículos de la CRBV 2, 3, 19, 20, 21, 25, 26, 46, 51,
52, 57, así como todos los artículos contenidos en su Capitulo V “De los
Derechos Sociales y de las Familias” y de la Ley de Seguridad Social de la
FAN, le solicitamos muy respetuosamente como Ministro de la Defensa y
Jerarca de la Administración Pública Militar, lo siguiente:

                                   PETITORIO

      Primero: Que se proceda de inmediato a la homologación de las
      pensiones, primas, bonos y demás asignaciones de los militares en
      situación de retiro con goce de pensión y sobrevivientes pensionados,
      con respecto a lo que devenga el personal militar en situación de
      actividad (Art. 32 LSSFAN).

      Segundo: Que se nos restituya la Prima de Alimentación y el Bono
      Recreacional como derechos adquiridos que gozamos y disfrutamos
      plenamente y que se nos reconozca de una vez por todas la Prima de
      Profesionalización, en concordancia con lo que establece el artículo 124
      de la LOFAN.

      Tercero: Que se convoque a una reunión extraordinaria del Personal
      Militar Retirado con Goce de Pensión y de sobrevivientes en el Teatro
      de la Academia Militar, ya que desde el año 1996 un Ministro de la
      Defensa no se reúne con nosotros y que serviría de momento oportuno
      para que usted conociese los múltiples problemas que aquejan a esta
      sociedad militar.

      Cuarto: Que como Ministro de la Defensa y Jerarca de              la
      Administración Pública Militar, ejerza a plenitud la potestad que le
      confiere la LOFAN sobre la materia de Remuneraciones y Pensiones
      establecidos en los artículos 290 al 303 de la LOFAN.

      Quinto: Que sería saludable para nuestra institución armada, la
      incorporación al mercado laboral de militares en situación de retiro que
      se encuentran en la plenitud de su capacidad productiva y que son
      profesionales universitarios en áreas de la Ingeniería, Derecho,


                                                                           16
Economía, Ciencias Fiscales, Administradores Públicos, Psicólogos,
Educadores, Lic. En Ciencias y Artes Militares, Politólogos,
Sociólogos, y así poder contribuir al desarrollo sustentable del que habla
el artículo 326 de la Constitución de la República Bolivariana de
Venezuela y del que habla el Señor Presidente en la dialéctica del
Proyecto Ético Socialista Bolivariano, plasmado también en las
Líneas Generales del Plan de Desarrollo Económico y Social.

Sexto: Que se incremente al 100% la pensión de las honorables viudas
del personal militar fallecido, ya que ellas están atravesando una critica
situación socio-económica.

Séptimo: Que se proceda a dar por terminado el actual convenio en
materia de cobertura de riesgos que se mantiene con nuestra empresa
mercantil Seguros Horizonte C.A y se suscriba una nueva POLIZA DE
SEGUROS que ofrezca mayor y mejor cobertura para los asegurados,
donde tengan representación los miembros del IORFAN, previamente
designados mediante resolución por el Ministerio del Poder Popular
para la Defensa.

Octavo: Que se habilite y dote la Casa “La Azuleja” situada en Macuto,
estado Vargas como un hogar para la atención adecuada del personal
militar retirado en “Edad Avanzada o Tercera Edad”, pues, desde la
creación de nuestro Instituto de Previsión Social ha sido poco lo que se
ha hecho sobre el particular, evitándose así que el Hospital Central de la
Fuerza Armada Nacional “Doctor Coronel Carlos Arvelo” se convierta
en un depósito ignominioso de personal militar con enfermedades
terminales.




                                                                       17
                       POR LA JUNTA DIRECTIVA




                  CNEL (GN) MANUEL CODECIDO NUÑEZ
                             PRESIDENTE
                            CI. Nº V-1.333.365




CNEL (EJ) JOSÉ J. SIFONTES BOET    CNEL (EJ) FRANCISCO LÓPEZ ROSAS
     VICE-PRESIDENTE                     ADMINISTRADOR
      C.I. Nro V-3.168.450               C.I. NroV-1.643.173




                 TCNL (EJ) ALEX D. MONSANTO DUM
                      SECRETARIO GENERAL
                       C.I. Nº V- 2.101.143




                                                               18
VISTA LA MOTIVACION DE LA CARTA SOCIAL DE LA ASOCIACION
CIVIL “GRUPO PICHINCHA” DIRIGIDA AL SEÑOR MINISTRO DEL
PODER POPULAR PARA LA DEFENSA, DONDE SE HACEN
PLANTEAMIENTOS URGENTES SOBRE LA SITUACION SOCIO-
ECONOMICA DEL PERSONAL MILITAR CON GOCE DE PENSION Y
SOBREVIVIENTES, NOS ADHERIMOS AL PRESENTE DOCUMENTO EN
TODAS SUS PARTES Y EN CONSECUENCIA CONFORMES FIRMAMOS.




               CN. (ARBV) ATILIO D` ELIA OBREGON
                             C.I No. 927.939
         Presidente de la Asociación Venezolana de Oficiales de la
                   Fuerza Armada en Situación de Retiro
                                 AVOFAR




         MTM. (Ej.) JOSE LORENZO SANCHEZ ACEVEDO
                              C.I No. 965.730
         Presidente de la Asociación de Sub-Oficiales Profesionales
      de Carrera de la Fuerza Armada Nacional en Situación de Retiro
                               ASOPREFAN




         SGTO. /1º. (GN) TEODULO ANTONIO MARTINEZ
                             C.I No. 3.690.878
       Presidente de la Federación Nacional de Tropa Profesional de
             la Fuerza Armada Nacional en Situación de Retiro
                           FENATROPROFAN


                                                                       19
                    SGTO./1º. (GN) FELIX MARTIN LEON
                                 C.I No. 936.860
Presidente de la Asociación Nacional de Guardias Nacionales en Situación de Retiro
                                ASONAGUANAR




                         Caracas, 29 de abril de 2008.




Dirección: Enviar respuesta a la Oficina de Enlace IORFAN-Circulo Militar.
Teléfonos de Contacto:
Coronel José Julián Sifonte Boet: 0414-3308114
Coronel Marcos Porras Andrade: 0414-0302536 / 0412-7003000




                                                                                20

								
To top