La formaci n del contador publicopara la paggina1 2 by HC120112225228

VIEWS: 6 PAGES: 22

									Titulo:

           La Formación del Contador Público
               Normas Internacionales de Educación




Autores:

Cr. Julio Daniel Carson
Cr. Alberto Veiras


Ponencia presentada en las XXVI Jornadas Universitarias de
Contabilidad , San Isidro Octubre de 2005
En el ÁREA PEDAGOGICA Y DE INVESTIGACIÓN
Tema: Capacitación permanente del contador en la docencia, la
investigación y el ejercicio profesional
Este trabajo fue distingido en dichas jornadas con la “Mención
Premio Jerarquia” .




Cr. Julio Daniel Carson
Universidad Argentina John F. Kennedy
Categoría Docente: Profesor Asociado
Antigüedad en la docencia: 26 años
Email: carsonj@ciudad.com.ar

Cr. Alberto Veiras
Universidad Nacional de Lomas de Zamora
Categoría Docente: Profesor Titular
Antigüedad en la docencia: 25 años
Email: aveiras@sion.com
                  La Formación del Contador Público
INDICE:
1. Comentarios Previos
2. La UNCTAD y la formación de Contadores Públicos
    2.1. UNCTAD
        2.1.1. La OMC y la UNCTAD
        2.1.2. La UNCTAD y el CCI (centro de comercio internacional)
        2.1.3. La UNCTAD y el Fondo Monetario Internacional
        2.1.4. ISAR
    2.2. Directivas de la UNCTAD sobre programas de Contabilidad
    2.3. La UNCTAD y el Plan de Estudios Mundial para la Formación de Contadores
         Profesionales
3. IFAC (International Federation of Accountants)
4. IES. International Education Standards (Normas Internacionales de Educación)
    4.1. Marco conceptual
        4.1.1. Objetivo y términos de referencia
        4.1.2. Normas internacionales de educación y pautas o guías
        4.1.3. El idioma
        4.1.4. Las definiciones estratégicas
        4.1.5. Las funciones del Comité de Educación
        4.1.6. Los tipos de declaraciones del Comité de Educación
    4.2. IES. Introducción
        4.2.1. Origen
        4.2.2. La importancia de la educación contable
        4.2.3. Alcance de las IES
        4.2.4. Aplicación de los IES para los contadores
5. IES 1. Requisitos de ingreso a un Programa de Educación Contable Profesional
6. IES 2. Contenidos de los programas de educación contable profesional
    6.1. Contabilidad y conocimiento contable relacionado.
    6.2. Conocimiento organizacional y de los negocios
    6.3. Tecnología de la información (TI)
7. IES 3. Habilidades profesionales
    7.1. Habilidades profesionales
        7.1.1. Habilidades intelectuales
        7.1.2. Habilidades técnicas
        7.1.3. Habilidades personales
        7.1.4. Habilidades interpersonales y de comunicación
        7.1.5. Habilidades en la organización y los negocios
    7.2. La educación general
8. IES 4 Valores profesionales, éticos y actitudes
    8.1. Los valores profesionales, la ética y las actitudes
    8.2. El aprendizaje de los valores profesionales y éticos en el trabajo.
9. IES 5. Requisitos de experiencia Práctica
    9.1. Los requisitos de experiencia prácticos.
    9.2. Supervisión y control
10. IES 6. Evaluación de las Capacidades y de la Competencia Profesionales
11. IES 7. Desarrollo Profesional Continuo. Un programa de aprendizaje a lo largo de la vida
    y desarrollo continuo de la competencia profesional
    11.1.       Obligaciones
    11.2.       Relevancia
    11.3.       Medición
    11.4.       Verificación
    11.5.       Aproximación a los programas de educación continua
    11.6.       Monitoreo
12. Que sucede en Argentina
13. Conclusiones
1. Comentarios Previos

Existen diversas posiciones respecto a si la globalización es un fenómeno nuevo o data de
más de 300 años producto de la expansión del capitalismo y la búsqueda de nuevos
mercados. Puede afirmarse que la Argentina de principios de siglo XX tenía un grado de
apertura y vínculos con el exterior en términos económicos superiores a los que tiene a
principios del siglo XXI.

Donde existe consenso es en relación al fuerte impacto que produce la globalización en
términos sociales y culturales. A este fenómeno globalizante contribuye indudablemente el
avance tecnológico que ha posibilitado la velocidad de las comunicaciones y los transportes,
haciendo que prácticamente las distancias hayan desaparecido.

La información circula a una velocidad inédita y puede ser utilizada en tiempo real y de
manera simultanea en diversos lugares del planeta.

Todas las actividades del hombre se han visto afectadas en mayor o menor medida por la
globalización. Los contadores públicos somos productores y generadores de información
que en muchas ocasiones es utilizada para la toma de decisiones en otros países.

En nuestro país los estados contables de una compañía que son elaborados y auditados
tomando como base normas contables y de auditoria locales, por profesionales argentinos,
formados en universidades argentinas, muchas veces son utilizados en el exterior para
diversas cuestiones como por ejemplo; consolidar, invertir, prestar, etc.

Es por ello que existe una preocupación mundial respecto a la calidad de la información que
los contadores públicos generan, esto no sólo tiene que ver con las normas contables y de
auditoria, sino también con la formación académica y ética de los profesionales en ciencias
económicas.

En el ultimo lustro se han producido enormes avances en esa dirección, en el año 2000
comenzó un proceso de reformas en las normas contables argentinas tendientes a su
armonización con las normas internacionales, resultado de ese proceso son las
Resoluciones Técnicas Nº 16 en adelante. En cuestiones de auditoria la FACPCE ha
dispuesto la utilización de normas internacionales de auditoria a partir del año 2007.
Queda pendiente aún la búsqueda de patrones internacionales en la formación de los
contadores públicos.

Como veremos a continuación este tema se encuentra en pleno proceso de implementación
y es impulsado desde diversos organismos internacionales entre los que se destacan la
Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD). La
Organización Mundial del Comercio (OMC), la Federación Internacional de Contadores
Públicos (IFAC).


2. La UNCTAD y la formación de Contadores Públicos

   2.1. UNCTAD:

La Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) creado en
1964 es el órgano principal de la Asamblea General de la ONU en el estudio integrado del
comercio y el desarrollo y las cuestiones conexas en las esferas de las inversiones, las
finanzas, la tecnología, el fomento de las empresas y el desarrollo sostenible. Además
busca ampliar las oportunidades de comercio, inversión y desarrollo en los países en
desarrollo, además de ayudarlos a resolver los problemas derivados de la mundialización y
a integrarse en la economía global en igualdad de condiciones.

Para cumplir su mandato la UNCTAD actúa como un foro de deliberaciones
intergubernamentales que recibe el aporte de las consultas con expertos, así como de
diversos intercambios de experiencias, y que apunta a la creación de consenso, también
lleva a cabo investigaciones, analiza políticas y reúne datos para las deliberaciones entre los
expertos y los representantes de los gobiernos.

       2.1.1. La OMC y la UNCTAD:

La UNCTAD y la OMC han unido fuerzas para tratar de mejorar el funcionamiento del
sistema de comercio multilateral. En abril de 2003, ambas organizaciones firmaron un
Memorando de Entendimiento en el que se establece su colaboración y la celebración de
consultas en relación con las actividades de asistencia técnica, así como la realización de
estudios conjuntos sobre cuestiones seleccionadas. La UNCTAD y la OMC tienen un trato
frecuente, y a menudo los mismos representantes de los gobiernos asisten a los procesos
intergubernamentales de ambas organizaciones.

       2.1.2. La UNCTAD y el CCI (Centro de Comercio Internacional)

El CCI está copatrocinado por la UNCTAD y la OMC y se ocupa de los aspectos
operacionales y empresariales del desarrollo del comercio, particularmente de la promoción
del comercio. A diferencia de la asistencia técnica de la UNCTAD, que está destinada
principalmente a los gobiernos, la asistencia técnica del CCI se centra fundamentalmente en
ayudar a las empresas de los países en desarrollo. La UNCTAD y la OMC están
representadas en el Grupo Consultivo Mixto que supervisa la labor del CCI, y la UNCTAD
mantiene varias actividades conjuntas de asistencia técnica con este organismo.

       2.1.3. La UNCTAD y el Fondo Monetario Internacional (FMI) y Banco Mundial:

El Banco Mundial y la UNCTAD colaboran en la ejecución de algunos programas de
asistencia técnica y fomento de la capacidad. La secretaría de la UNCTAD, a través del
programa SIGADE de gestión de la deuda, también participa activamente en el Equipo de
Tareas interinstitucional sobre estadísticas financieras, que preside el FMI. Los tres
organismos colaboran asimismo en la organización de seminarios. La UNCTAD asiste a las
reuniones bianuales del FMI y el Banco Mundial, y ambas instituciones participan en las
reuniones intergubernamentales de la UNCTAD.

       2.1.4. ISAR:

Dentro de la UNCTAD funcionan varias comisiones entre ella la Comisión de la Inversión, la
Tecnología y las Cuestiones Financieras Conexas, y de la cual depende el Grupo de Trabajo
Intergubernamental de Expertos en Normas Internacionales de Contabilidad y Presentación
de Informes de la ONU (ISAR), un conjunto de personalidades académicas, especialistas y
el sector privado que realizan valiosos aportes técnicos.

   2.2. Directivas de la UNCTAD sobre programas de contabilidad.

Dentro de los objetivos de la UNCTAD y del Grupo de Trabajo Intergubernamental de
Expertos en Normas Internacionales de Contabilidad y Presentación de Informes (ISAR) es
fortalecer la profesión contable en todo el mundo con el fin de crear una profesión mundial
capaz de ofrecer sus servicios a través de las fronteras nacionales.

La UNCTAD, en el marco del 16º periodo de sesiones (Ginebra, febrero de 1999) en busca
del objetivo mencionado diseño una directiva (norma de referencia) para la cualificación de
los contadores profesionales que sirva como criterio de referencia para las calificaciones
nacionales y que permita a los poseedores de estas calificaciones actuar en el contexto de
una economía mundial. Para este trabajo se ha consultado a diversas instituciones
relacionadas con la profesión contable entre las que se destaca la Federación Internacional
de Contadores (IFAC).

Esta directiva trata de cubrir el interés de la comunidad internacional y tiene el fin de
promover la armonización mundial de los requisitos de calificación profesional de los
contadores. La idea es que esta armonización permita reducir las grandes diferencias que
existen en los sistemas nacionales de educación y facilite el comercio transfronterizo de
servicios de contabilidad.

La UNCTAD plantea que “aunque ya existen normas internacionales para el suministro de
servicios de contabilidad, no hay normas mundiales aplicables a los suministradores de
estos servicios”. Y esta directiva esta en conjunción con la armonización de normas de
contabilidad y auditoria que se esta desarrollando en todo el mundo.

La intención de la directiva es el tratamiento de los siguientes temas:
a) conocimientos y aptitudes generales;
b) programa de estudios detallado para la formación profesional (técnica);
c) exámenes profesionales;
d) experiencia práctica;
e) formación profesional continua; y
f) un sistema de certificación.

El Grupo de Trabajo resalto la importancia de dos temas, uno “la elaboración de un
programa de estudio mundial”, tema que la UNCTAD ya tiene elaborado y que abordaremos
luego y el otro “la preparación de un criterio de referencia para las calificaciones
profesionales” que estimo se había convertido en una cuestión urgente, teniendo en cuenta
los progresos realizados en cuestiones de contabilidad por la Organización Mundial del
Comercio (OMC).

Referido a este último tema el grupo se basó en gran medida en los trabajos del Comité de
Educación (EDCOM) de la Federación Internacional de Contadores (IFAC).

Los acontecimientos recientes han confirmado la necesidad de esta directiva. La OMC ha
avanzado significativamente sobre la necesidad de tener requisitos y procedimientos de
calificación y normas técnicas de contabilidad y auditoria pero no indica con detalle cuáles
deben ser, únicamente indican que los requisitos no deben constituir obstáculos
innecesarios al comercio.

En realidad la tarea de elaborar normas sobre los requisitos para ser un contador profesional
no corresponde a la OMC, por lo que la preparación de estas normas por parte la UNCTAD
contribuiría a la labor de la OMC.

Esta claro que las crisis financieras recientes sacaron a la luz algunas deficiencias en los
sistemas de contabilidad y auditoria, contribuyendo aun más a la presión internacional de
utilizar normas internacionales y mejorar la transparencia y la fiabilidad de la contabilidad y
los informes financieros. Pero al logro de dicho objetivo no se llega solo con la utilización de
normas internacionales sino también con la preparación de contadores profesionales
calificados.

La globalización ha afectado a los contadores quienes deben estar preparados para operar
en distintos mercados. En la mayoría de los casos los estudios del contador limitaron su
conocimiento a sus propias normas nacionales y a sus propios procedimientos de adopción
de normas. La realidad enfrenta a los contadores con normas de distintos países o normas
internacionales que deberá aplicar según la empresa en la que trabaje lo que implica nuevos
conocimientos y la necesidad de una nueva calificación que permita traspasar las fronteras
nacionales. Los contadores de países en desarrollo tropiezan con la dificultad de que sus
calificaciones locales no son reconocidas en el extranjero, y las empresas transnacionales y
organismos internacionales establecidos en sus países recurren a estudios y contadores
extranjeros. La adopción de un criterio de referencia sobre las calificaciones permitiría a los
países en desarrollo compararlas con las de otros países y si no responden al criterio de
referencia, es claro que habría que adoptar medidas correctivas.

Esta directiva de la UNCTAD se divide en tres secciones:
    Una descripción de los componentes de un sistema para la calificación de
        contadores profesionales;
    una descripción de los sistemas de certificación; y
    recomendaciones.

Concluyendo, este documento realiza un análisis sobre las normas emitidas por el Comité
de Educación del IFAC y recomienda no solo la aplicación de algunas de ellas sino también
que a fin de promover el comercio de servicios de contabilidad, el reconocimiento mutuo de
las calificaciones profesionales y la eliminación de las disparidades entre países en materia
de formación, la UNCTAD, juntamente con las asociaciones profesionales internacionales y
nacionales, estudiasen la forma de crear una organización internacional de calificación como
paso hacia la aplicación de un sistema de acreditación.

   2.3. La UNCTAD y el Plan de Estudios Mundial para la Formación de Contadores
        Profesionales.

En 1999, en el mismo periodo de sesiones la UNCTAD presento un modelo de plan de
estudios que facilite a la comunidad internacional una descripción de las incumbencias de
cuestiones técnicas que un estudiante debe dominar para ser un contador profesional.
Indicando que este plan de estudios forma parte de la directiva analizada anteriormente y
que servia de referencia para las calificaciones de los contadores profesionales que, en caso
de seguirse, les permita desempeñar mejor sus funciones y prestar mejores servicios a la
economía mundial.

Este plan de estudios tiene por finalidad servir de orientación para el contenido técnico de la
formación contable profesional. Menciona que este plan de estudios es simplemente un
punto de partida para los países que quieran armonizar su sistema educativo con el fin de
que responda a los requisitos mundiales. Explica que cada país que adopte el plan de
estudios y elabore los programas correspondientes ha de determinar el tiempo que debe
dedicarse a cada módulo, y adaptar su contenido a las necesidades nacionales.
Como en el caso anterior este documento de la UNCTAD no hace más que tomar muchos
de los conceptos que sobre este mismo tema desarrolla el Comité de Educación del IFAC a
través de distintas normas.

En setiembre de 2003, en el marco del 20º periodo de sesiones del Grupo de Trabajo
Intergubernamental de Expertos en Normas Internacionales de Contabilidad y Presentación
de Informes y teniendo en cuenta la necesidad de revisar periódicamente el modelo de plan
de estudio para mantenerlo actualizado la UNCTAD presento un nuevo informe con la
versión revisada del modelo de plan de estudio.


3. IFAC (International Federation of Accountants)

La IFAC (Federación Internacional de Contadores Públicos), creada en 1977, es una
organización que nuclea a representantes de los organismos profesionales de la carrera de
contador público. Esta integrada por 140 miembros plenos, correspondientes a 110 países,
18 miembros asociados de 16 países y 4 afiliados de 3 países.
La FACPCE ha asumido una activa participación en la IFAC y su representante del Dr.
Fermín del Valle es el actual vicepresidente.

Declara que su misión es servir al interés publico, fortaleciendo la profesión mundial de los
contadores, promover la armonización contable estableciendo normas de alta calidad

Para la consecución de sus objetivos ha creado los siguientes comités:
    IAASB (Comité Internacional de Auditoria y Normas de Aseguramiento)
    Comité de Cumplimiento
    Comité de ética
    Comité del IASB
    Comité trasnacional de auditores
    PAIB (comité de contadores profesionales en negocios)
    Comité del sector publico
    Grupos de trabajos especiales
    Comité de Educación

Este último elabora normas, guías, papeles de discusión y otros documentos acerca de
educación, precalificación y de entrenamiento de contadores y desarrollo profesional
continuo.
Se emiten tres tipos de textos:

      IES (International Education Standards) Expresan los puntos de referencia que son
       esperados en la formación y el desarrollo constante del contador público.
      IEG (International Education Guidelnes) Son pautas o guías que interpretan, ilustran,
       aclaran, o se explayan sobre las IES.
      IEP (International Education Discussion Papers) Explican, revisan, analizan o critican
       temas de educación.

Obligación de los miembros del IFAC:
    Trabajar para implantar las IES (International Education Standards)
    Incorporar en sus requisitos de habilitación profesional normas de educación y
       capacitación basadas en las IES
    Persuadir a los responsables de la educación y habilitación profesional a su
       aplicación


4. IES. International Education Standards (Normas Internacionales de Educación)
   4.1. Marco conceptual

En el denominado ¨Framework for international Educations Statements¨ se plantean las
siguientes cuestiones:

       4.1.1. Objetivos y términos de referencia

1) Misión del IFAC: servir al interés público, fortaleciendo la profesión mundial de los
contadores, promover la armonización contable estableciendo normas de alta calidad

2) Objetivos del Comité de Educación: desarrollar normas, guías y papeles de discusión
sobre pre-calificación y entrenamiento de contadores profesionales en el marco del proceso
de educación profesional continua.
3) Los miembros del Comité de Educación son designados para un término inicial de tres
años y se renuevan anualmente por tercios. Cada miembro representado en el Comité tiene
un voto.

4) Los organismos miembros del IFAC adhieren a la misión enunciada y se comprometen a
promover la difusión y aplicación de estas normas.

       4.1.2. Normas internacionales de educación y pautas o guías

Las Normas de Educación internacionales para los Contadores Profesionales establecen los
elementos esenciales (por ejemplo, temáticas, materias, métodos y técnicas) que se espera
tengan los programas de formación de profesionales para su reconocimiento internacional.
Estas Normas no pueden establecerse de manera autoritaria pasando por alto las
cuestiones locales.

El Comité es consciente de la amplia diversidad de culturas, idiomas, y los sistemas
educativos, legales, y sociales en los países de los organismos miembros y de la variedad
de funciones realizada por contadores. Por consiguiente, cada miembro debe determinar
los requisitos detallados de pre-calificación, formación profesional y educación continua.
Las Normas de Educación Internacionales para los Contadores Profesionales sólo
pretenden establecer los elementos esenciales en que deben fundarse esos programas
para todos los contadores profesionales.

El Comité reconoce que algunos miembros del IFAC están sujetos a regulaciones
establecidas por las autoridades legales dentro de sus jurisdicciones. Las Normas de
Educación internacionales para los Contadores Profesionales no pueden desconocer los
requisitos o restricciones legales de cada estado. Sin embargo, los integrantes del IFAC
deben considerar las Normas (y las prácticas recomendada en las Pautas) en el desarrollo
de sus programas de educación. También están obligados a aconsejar a quienes legislan y
regulas sobre la materia a tener en consideración las Normas de Educación Internacionales
y Pautas para los Contadores Profesionales y intentando en la medida de lo posible
armonizar las normas locales con esas Normas y Pautas.

       4.1.3. El idioma

El idioma ingles es el aceptado en las declaraciones publicadas por el Comité de
Educación. Los miembros del IFAC están autorizados a preparar las traducciones en el
idioma de sus propios países. Estas traducciones deben indicar el nombre del organismo
que preparó la traducción y que es una traducción del texto aceptado. En caso de
controversias del texto el idioma inglés prevalecerá.

       4.1.4. Las definiciones estratégicas

Para el logro de su misión, el Comité de Educación ha desarrollado cuatro estrategias
importantes. Ellas son:
    Comprender las necesidades actuales y futuras de los usuarios de servicios
       profesionales y sus implicancias en la educación contable;
    Desarrollar normas, guías y otras formas de colaboración, asistencia, consejo y
       ayuda para los miembros del IFAC;
    Ser consciente de los problemas de aplicación; y
    Promover la educación para los contadores profesionales.

       4.1.5. Las funciones de Declaraciones de Comité de Educación

Las publicaciones del Comité deben cumplir las siguientes funciones:
    Prescribir “las buenas prácticas”;
      Proporcionar una guía para la interpretación, discusión, ilustración, ejemplos de
       aplicación, que ayuden establecer entre los miembros “las buenas prácticas,” y
      Discutir, promover o facilitar el debate de las cuestiones de la educación.

Para el análisis de los problemas deben atenderse a:
    La naturaleza del problema;
    Su nivel de importancia;
    El nivel de detalle de acuerdo con;
    El grado de satisfacción esperado; y
    El grado de madurez alcanzado por un problema.

       4.1.6. Los tipos de Declaraciones de Comité de Educación

Existen tres tipos de Declaraciones
   1. Normas de Educación Internacionales para Contadores Profesionales (IES)
   2. Pautas de Educación Internacionales para Contadores Profesionales (IEG)
   3. Papeles de discusión sobre educación para Contadores Profesionales (IEP)

Los tres tipos de declaración reflejan, en el orden descendente, la naturaleza obligatoria de
las publicaciones.

En el Marco Conceptual se definen además términos utilizados en las Declaraciones como
así también se explica el proceso consultivo para la elaboración de sus propuestas

   4.2. IES. Introducción

La introducción es el documento que plantea las cuestiones de fondo sobre el propósito,
alcance y desarrollo de las IES. También explica el alcance de problemas cubiertos en las
normas y discute la manera en que las mismas pueden adoptarse y aplicarse a los
programas de educación de los países cuyas asociaciones son miembros del IFAC.
Adicionalmente proporciona un comentario sobre los distintos métodos de enseñanza y
expresa la necesidad de integrar la educación teórica con la experiencia practica y
desarrollar un aprendizaje continuo durante toda la vida profesional.

Las normas o estándares internacionales de educación para contadores públicos
(IES), son normas generalmente aceptadas sobre la “buena practica” en educación y
desarrollo de los contadores públicos.

Aunque acepta que las IES no pueden obligar su utilización en los distintos países y
reconoce que tienen preeminencia las leyes y regulaciones locales, espera que todas las
asociaciones miembros del IFAC ejerzan la presión necesaria para que las mismas sean
adoptadas.

       4.2.1. Origen

La meta de la educación de contadores es generar profesionales competentes, capaces de
hacer una contribución positiva, durante toda su vida, a la profesión y a la sociedad en la
que trabajan.

Ante los cambios continuos que enfrenta la profesión, es esencial que los contadores
públicos desarrollen y mantengan una actitud de aprender a aprender para mantener su
capacidad profesional. Aprender a aprender implica desarrollar habilidades y estrategias que
le ayuden al individuo a aprender más efectivamente.
El contador debe ser un profesional con conocimientos técnicos, habilidades, valores y ética
profesional con capacidad de adaptarse a los cambios y continuar aprendiendo toda su vida.
La profesión contable internacional esta trabajando permanentemente en el desarrollo de un
conjunto de normas internacionales de información financiera y auditoria, y las IES
complementan este cuerpo de normas técnicas y profesionales.

       4.2.2. La importancia de la educación contable

Debido a los cambios significativos que se producen en las distintas culturas y en la
economía mundial, los contadores públicos del presente deben ser expertos técnicos, con
excelentes habilidades de comunicación y ser capaces de satisfacer las necesidades de
presentación de informes en la nueva economía del conocimiento.

En las últimas décadas, el cambio rápido ha sido la característica principal del entorno en el
cual trabajan los contadores. Las presiones para el cambio provienen de muchas fuentes,
incluyendo la globalización, tecnologías de la información y de las comunicaciones.

Entonces además de adquirir conocimientos y habilidades técnico-contables, los contadores
necesitan habilidades que les permitan ser cuando se lo requiera, analistas financieros,
comunicadores, negociadores, administradores y asesores de negocios. Es que ahora se
espera que los contadores sirvan a las necesidades, no solo de inversionistas y acreedores
sino también a muchos otros usuarios de información financiera y no-financiera.

Las empresas están generando acuerdos y transacciones cada vez más complejas. El
riesgo se ha vuelto más importante. La tecnología de la información sigue avanzando
rápidamente e Internet ha revolucionado las comunicaciones globales. El intercambio y el
comercio se han vuelto más transnacionales. En muchos países la privatización se ha
convertido en una tendencia importante. Ha crecido la preocupación por el medio ambiente y
por el desarrollo sustentable.

Esta realidad presenta a los contadores un desafió para mantener su competencia y no
queda otra posibilidad que afrontar (o enfrentar) esos desafíos. Es responsabilidad de las
asociaciones miembro del IFAC asegurar que los profesionales estén preparados para
satisfacer plenamente sus responsabilidades.

Los medios a través de los cuales los individuos desarrollan y mantienen la competencia es
a través de la educación y de la experiencia practica, seguido por un desarrollo profesional
continuo.

El enfoque tradicional de la enseñanza donde se enfatiza la “transferencia de conocimiento”,
con aprendizaje definido, no es suficiente.

Un programa de educación contable y de experiencia práctica requiere dar creciente énfasis
al conjunto de conocimientos profesionales, pero también a las habilidades profesionales,
valores, ética y actitudes profesionales, amplios y suficientes que permitan la adaptación al
cambio constante.

       4.2.3. Alcance de las IES.

Las Normas Internacionales de Educación para profesionales contadores tienen la intención
de que la profesión contable avance y para ello establecen requerimientos mínimos de
aprendizaje, incluyendo educación, experiencia práctica y desarrollo profesional continúo.
La IFAC reconoce las diferencias en la educación del contador profesional que existe en los
distintos países y acepta que el nivel requerido de conocimiento también puede variar entre
las diferentes asociaciones, pero dice que aunque un factor importante que define el
currículo es el conjunto de conocimiento profesional, habilidades profesionales, valores,
ética y actitudes profesionales que son relevantes en un país, región o cultura, no deja de
reconocer la importancia de un punto de vista global amplio.

Las IES para contadores profesionales prescriben el aprendizaje y desarrollo de los mismos
bajo las siguientes normas:
     IES 1: Requisitos de Ingreso a un Programa de Educación Contable Profesional
     IES 2: Contenido de los Programas de Educación Contable Profesional
     IES 3: Habilidades Profesionales
     IES 4: Valores Profesionales, Ética y Actitudes
     IES 5: Requisitos de Experiencia Práctica
     IES 6: Evaluación de las Capacidades y de la Competencia Profesional
     IES 7: Desarrollo Profesional Continuo.

       4.2.4. Aplicación de los IES para los contadores

Si bien las normas se expresan en un orden definido, no necesariamente se adquieren en
ese orden. La experiencia práctica se logra luego del programa de estudio o al mismo
tiempo.

Se entiende que las necesidades de educación y la experiencia práctica diferirá en los
distintos países y regiones. Si bien se requiere cumplir con las IES, se reconoce que las
necesidades varían y que se puede cumplir con las IES mediante formas diferentes pero
equivalente.

La IFAC dice que cada asociación necesita determinar como cumplir mejor las normas y el
énfasis que deben darse a cada una. Además, la profesión es dinámica, así que
continuamente hay que prestar atención al monitoreo del entorno, para asegurar que el
proceso de educación se mantenga actualizado.

El proceso de aprendizaje para toda la vida comienza tempranamente y continúa a través de
la carrera profesional del individuo, por lo que el desarrollo profesional continuo debe ser
visto como una extensión del programa de educación que lleva al titulo de contador público.
Un tema al que se le esta dando mucha importancia es a la valoración de la competencia, y
esa competencia se obtiene mediante una mezcla de estudio, trabajo y entrenamiento.

Los educadores en programas para contadores tienen que responder a las necesidades
cambiantes de la profesión contable internacional como así también a las necesidades
particulares del país en donde actúan estos contadores.

Durante la educación de grado los métodos de enseñanza se deben centrar en proveer a los
estudiantes de las herramientas para el aprendizaje auto-dirigido después de recibidos.
Los educadores son libres de adoptar los métodos que mejor funcionen en sus culturas
particulares, sin embargo los mismos requieren ser entrenados y debe fomentarse el uso de
un amplio rango de métodos de enseñanza, entre los que se incluyen:
     estudios del caso, proyectos y otros medios que simulen las situaciones de trabajo;
     trabajo en grupos;
     adaptar métodos de instrucción y materiales al entorno cambiante en el que trabajan
        los contadores
     seguir un plan de estudios que anime al auto-aprendizaje para que los estudiantes
        aprendan a aprender solos y lleven esta habilidad con ellos después de la
        graduación;
     usar la tecnología y e-learning;
     fomentar que los estudiantes sean sujetos activos en el proceso de aprendizaje;
     usar métodos de evaluación que reflejan el conocimiento cambiante, habilidades, y
        valores profesionales, ética y actitudes requeridos de contadores profesionales;
      analizar situaciones reales que resulten complejas y/o conflictivas desde el punto de
       vista del conocimiento, habilidades, valores profesionales y ética;
      enfatizar la identificación del problema y soluciones que lleven a realizar valoraciones
       lógicas y comunicar de manera clara sus conclusiones;
      analizar los resultados de investigaciones y explorando los resultados de la
       investigación; y
      estimular a los estudiantes estimulantes para que desarrollen la crítica y el juicio
       profesional.

Los programas de educación necesitan incluir la reflexión cuando a los estudiantes se les
requiere analizar una experiencia, qué ocurrió bien, qué no funciono y qué enfoque se debe
tomar en el futuro en circunstancias similares.

Estos métodos de enseñanza en un entorno solamente académico deben ser acompañados
por la integración de la educación y la experiencia práctica.

Las asociaciones miembro de la IFAC deben ser conscientes de la tendencia hacia la
reciprocidad y comparabilidad internacionales de las profesiones. Las IES pueden ayudar en
ese proceso.


5. IES 1. Requisitos de ingreso a un Programa de Educación Contable Profesional

Indica cuáles son los requisitos que los miembros del IFAC deberán considerar para el
ingreso a un programa de educación contable y de experiencia práctica. Efectúa algunos
comentarios respecto a como medir el nivel de calificación al momento de dicho ingreso.
Su propósito es que los alumnos que se capaciten para ser contadores tengan una
formación que les permita contar con una posibilidad de éxito en sus estudios de calificación
y en el período de experiencia práctica.

El aspirante a ingresar al “Programa de Educación y Experiencia en Contabilidad” debe
poseer un nivel de educación que le permita la adquisición de las capacidades
(conocimientos, habilidades y valores profesionales) requeridos para un profesional
contable.

Se requiere como mínimo los requisitos equivalentes para la admisión en una carrera de
grado universitario.

El punto de partida de un programa de educación profesional puede variar, en algunos
casos aparecen como estudios de postgrado, en otros casos luego de la escuela secundaria
o en algún nivel intermedio de la carrera de grado. En algunos países la formación es
responsabilidad de los organismos profesionales y en muchos otros de las universidades.


6. IES 2. Contenidos de los programas de educación contable profesional

Prescribe el conocimiento contable profesional que deben tener los contadores públicos.
Define tres áreas claves: Contabilidad y finanzas, organización y negocios, y tecnologías de
información (TI).

   6.1. Contabilidad y el Conocimiento Contable relacionado

Constituye la base técnica fundamental de la carrera, la curricula debe modificarse
continuamente con el fin de responder a los cambios que se generan y reclaman los
cambios en la economía y los mercados. Los contenidos podrán modificarse, agregando
cuestiones de acuerdo al contexto donde se desarrolla cada programa.
Los principales tópicos son:
    Historia de la contabilidad y del pensamiento contable.
    Contabilidad básica y preparación de estados contables.
    Contabilidad financiera avanzada.
    Normas contables nacionales e internacionales
    Reportes financieros avanzados.
    Contabilidad gerencial, costos, presupuestos, control de calidad, benchmarking,
       información para el planeamiento, la toma de decisiones y el control.
    Impuestos y/o tributos.
    Leyes comerciales y de los negocios.
    Auditoria y aseguramiento, análisis de riesgos, detección de fraudes.
    Normas de auditoria nacionales e internacionales
    Conceptos avanzados de auditoria.
    Finanzas, administración financiera, mercados nacionales e internacionales,
       derivados.
    Ética y responsabilidad profesional.
    Contabilidad de entes gubernamentales.
    Contabilidad de entes sin fines de lucro.
    Medición de performances no financieras.
    Normas que regulan la profesión.

   6.2. Conocimiento organizacional y de los negocios

Trata sobre el contexto donde el contador desarrolla su actividad. El conocimiento de los
negocios, las actividades de los gobiernos y de los entes sin fines de lucro es esencial para
los contadores. Incluye el conocimiento acerca de la organización, financiación y
administración de los negocios y el ambiente en que operan.

Los principales tópicos son:
    Macro y Microeconomía.
    Métodos cuantitativos y estadísticos para los negocios.
    Políticas generales de negocios y estructuras organizacionales básicas.
    Funciones y prácticas de administración.
    Comportamiento organizacional.
    Marketing en el negocio.
    Negocios internacionales y globalización.
    Operaciones y estrategia de la dirección.
    Ética en los negocios.
    Ambiente en el que se desarrollan los negocios, incluyendo el marco legal, político,
       técnico, internacional y cultural.
    Las relaciones humanas en la organización, dinámica de grupos, relaciones
       interpersonales, creatividad y cambio en las organizaciones.
    Project managment, managment estratégico, teoría de la decisión.

   6.3. Tecnología de la información (TI).

La tecnología de la información ha transformado el rol del contador público. Este no sólo
utiliza la información del sistema, sino que tiene un lugar importante en el control,
evaluación y diseño de los sistemas.
La temática a tratar incluye:

      Evaluación de sistemas aplicables a los negocios y la contabilidad.
      Aplicaciones a los negocios y la contabilidad.
      Herramientas de Internet, conocimientos para acceder y recuperar información de las
       bases de datos, manejo de programas y de planillas de cálculo.

Los conocimientos sobre tecnología de información pueden adquirirse de diversas formas, a
través de cursos separados o integrados con materias de administración y contabilidad.
También puede adquirirse a través de la aplicación en la resolución de casos prácticos.


7. IES 3. Habilidades Profesionales

El objetivo de la norma es que los contadores profesionales desarrollen destrezas y
habilidades en las siguientes áreas:
    Intelectual
    Técnica
    Personal
    De comunicación
    De gestión de organizaciones y negocios

La norma prescribe el conjunto de habilidades fuera del conocimiento contable y comercial
que tendrán que tener los candidatos a ser contadores profesionales. Estas habilidades
pueden ser desarrolladas durante el programa de educación y son parte del juego de
capacidades que necesitarán los contadores profesionales para demostrar su competencia.

Las habilidades apropiadas le permiten al contador hacer uso exitoso del conocimiento
adquirido en la educación general. Algunas habilidades están implícitamente contenidas
dentro del programa de educación, pero otras deberán adquirirlas a través de la práctica o
de otras actividades de aprendizaje donde se desarrollen estas habilidades. Durante el
estudio de grado se puede estudiar el enfoque, que se continuará desarrollando en etapas
posteriores.

El desarrollo de algunas habilidades puede darle al contador un toque más competitivo en el
mercado y pueden serles útiles a lo largo de su carrera.


   7.1. Habilidades Profesionales

       7.1.1. Habilidades intelectuales:

Las habilidades intelectuales le permiten al contador resolver problemas, hacer análisis en
situaciones complejas y tomar decisiones correctas.

Se dividen en seis niveles: el conocimiento, la comprensión, la aplicación, el análisis, la
síntesis y la evaluación. E incluyen las siguientes:
     La habilidad para localizar, obtener, organizar, comprender información.
     La capacidad de inquirir, investigar, aplicando la lógica, el razonamiento y
        desarrollando el análisis crítico.
     La capacidad de resolver situaciones nuevas y cambiantes.

       7.1.2. Habilidades Técnicas:

Consiste en habilidades generales.
Incluye la capacidad de:
     Realizar aplicaciones matemáticas y estadísticas.
     Modelizar sistemas decisionales y análisis de riesgos.
     Elaborar informes.
      Evaluar situaciones.
      Conocer las leyes y normas.

       7.1.3. Habilidades Personales:

Se refieren a las actitudes y conductas de los contadores.
Incluye:
     Iniciativa, autoaprendizaje.
     Capacidad de seleccionar y asignar prioridades con recursos escasos y organizar
        trabajos en tiempos limitados.
     Capacidad de anticiparse y adaptarse al cambio
     Consideración y valorización de las implicancias éticas y las responsabilidades
        profesionales de las decisiones.
     Escepticismo profesional.

       7.1.4. Habilidades Interpersonales y de Comunicación:

Son las habilidades que le permiten al contador trabajar con otros para el bien de la
organización, recibiendo y transmitiendo información, emitiendo juicios y tomando
decisiones eficaces.

Incluye:
     Capacidad de integración y de trabajar en equipos.
     Capacidad de interactuar con culturas diversas.
     Condiciones de negociar, generar acuerdos y proponer soluciones.
     Posibilidad de transmitir formal o informalmente, de manera oral o escrita,        sus
       puntos de vista y el producto de su labor.
     Capacidad de comprender, leer y escuchar, en otras lenguas.

       7.1.5. Habilidades en la organización y los negocios:

Estas habilidades le permiten al contador trabajar con otros, particularmente en grupos,
influir en ellos, organizar y delegar tareas, motivar y desarrollar gente y evitar y resolver
conflictos.

Incluye:
     Capacidad de liderazgo.
     Capacidad de conducir, delegar, motivar, enseñar.
     Capacidad de planear, administrar recursos humanos y tomar decisiones.
     Posibilidad de discernir y juzgar de manera profesional.

   7.2. La Educación General

Una educación general amplia puede contribuir significativamente a la adquisición de
habilidades profesionales. Es esa educación la que debe animar a aprender toda la vida y
proporcionar los fundamentos para formar al profesional.

Esa formación general debe proveer a los contadores de los siguientes conocimientos:
    Entender la evolución de ideas y acontecimientos a través de la historia, en las
       diferentes culturas, en el mundo de hoy y en una perspectiva internacional.
    Conocer los aspectos básicos de la conducta humana
    Conocimientos de las ideas y cuestiones generales así como de las diferentes
       fuerzas económicas, políticas y sociales en el mundo.
    Capacidad para realizar investigaciones, proceder a conocimientos lógicos-
       abstractos y comprender los juicios críticos.
      Experiencia en la formulación de juicios de valor
      Capacidad para apreciar el arte, la literatura y las ciencias.
      Conciencia de los valores personales y sociales y del proceso de investigación y
       reflexión.


8. IES 4 Valores profesionales, éticos y actitudes

La norma prescribe los valores profesionales, éticos y las actitudes que los contadores
profesionales deben adquirir durante el programa de educación.

En la formación del contador es esencial que se tengan en cuenta todos los elementos
necesarios para ejercer la profesión de modo que sean útiles y reconocidos. En la vida
profesional donde el contador se relaciona permanentemente con todos los actores que
conforman el entorno en el cual se desenvuelve como colegas, otros profesionales, clientes,
etc., se de en términos de honestidad e integridad para así mostrar la credibilidad y
confiabilidad de la información que surge del resultado de las actividades realizadas. El
contador es responsable por los documentos, la información y los estados financieros
realizados por él por eso es necesario que se desenvuelva bajo un marco de principios de
ética profesional.

Los programas de educación deben resaltar las normas éticas, analizando los eslabones de
la conducta ética y explorando en la experiencia de los fracasos corporativos y el fraude.

Se le debe dar el énfasis necesario para que los estudiantes distingan los valores
profesionales y en forma temprana desarrollen una conducta ética.

   8.1. Los valores profesionales, la ética y las actitudes

El programa de educación de los contadores deberá tener un marco de valores
profesionales y éticos que le permita emitir un juicio acertado y actuar de manera ética, que
redunde en interés de la sociedad y de la profesión. Estos valores deben estar incluidos en
los códigos de ética locales que por supuesto deben estar en concordancia con el código de
ética del IFAC.

Los atributos que, colectivamente, representan los valores y actitudes de los contadores
profesionales y que deben estar en los programas de educación deben generar compromiso
con:
     El interés público y sensibilidad hacia la responsabilidad social,
     El crecimiento profesional continuo y el aprendizaje durante toda la vida;
     La confianza, responsabilidad, puntualidad, cortesía y respeto; y
     Las leyes y normas.

Como mínimo los programas de educación deben incluir los siguientes temas relacionados
con el aprendizaje de los valores profesionales y éticos:
    La naturaleza de la ética
    Los principios éticos fundamentales de integridad, objetividad, el compromiso a la
        competencia profesional y la confidencialidad;
    La conducta profesional y el acatamiento de las normas técnicas;
    Los conceptos de independencia, escepticismo y responsabilidad;
    La ética y la profesión;
    La responsabilidad social;
    Las consecuencias de la conducta inmoral sobre el individuo, la profesión y la
        sociedad;
    La ética respecto de los negocios y la buena administración;
      La ética y el contador profesional: los conflictos de interés, dilemas éticos y su
       resolución, los actos que deben ser denunciados.

Los educadores deben trabajar estos valores desde el inicio de la carrera y durante todo el
transcurso de la misma.

Se deben trabajar ejemplos y situaciones donde se pongan en discusión los
comportamientos a adoptar frente a conductas corporativas delictivas o fraudulentas.
Es importante que los educadores transmitan sus experiencias personales.

Para la capacitación puede incluirse distintas propuestas como:
    Medios audiovisuales.
    Role playing.
    Análisis de situaciones reales que involucren situaciones éticamente conflictivas.
    Estudio de casos.
    Lectura y análisis de leyes y pronunciamientos.
    Seminarios invitando a personalidades con experiencia en corporaciones públicas o
       privadas o entidades profesionales.

   8.2. El aprendizaje de los valores profesionales y éticos en el trabajo.

La conducta ética apropiada es tan importante como la competencia técnica. Es importante
que los estudiantes y los jóvenes graduados reconozcan la importancia de los valores
profesionales y éticos en su trabajo. Estos temas se deberán discutir mientras se hace la
experiencia práctica.

Esas discusiones deberán tratar las implicancias éticas potenciales, por ejemplo en los
siguientes conflictos de interés relacionados con:
     Los contadores y las responsabilidades en el trabajo y las responsabilidades
       profesionales;
     La confidencialidad de la información y los límites de esa confiabilidad;
     Las distintas maneras en que los contadores pueden enfrentar conflictos de interés;


9. IES 5. Requisitos de experiencia Práctica

Esta norma prescribe la experiencia práctica que se deberá tener antes de calificar como
contadores profesionales.

El objetivo es asegurar que al momento de tener la habilitación profesional los contadores
hayan conseguido una experiencia práctica apropiada.

La experiencia práctica adquirida trabajando junto a profesionales, además del conocimiento
adquirido a través del programa de educación son necesarios antes de presentarse al
público como contadores profesionales. El equilibrio entre la experiencia práctica y el estudio
académico puede cambiar de un país a otro. Los países miembros del IFAC deben regular
los requisitos de experiencia práctica que deberán cumplir los contadores para asegurar su
competencia.

   9.1. Los requisitos de experiencia prácticos.

El periodo de experiencia práctica realizado por los contadores debe ser parte del programa
anterior a la calificación como contador profesional. Este periodo debe ser importante en
cuanto a su extensión y debe permitirle a los futuros contadores demostrar que tiene el
conocimiento profesional, las habilidades profesionales y los valores profesionales para
realizar su trabajo con la competencia profesional que se le exige.

El periodo de experiencia práctica debe ser como mínimo tres años. Un estudio de
postgrado con una fuerte aplicación de contabilidad práctica puede reemplazar hasta doce
meses del requisito de experiencia.

El objetivo es que los contadores profesionales sean competentes a través de una
combinación de educación general, educación profesional y experiencia practica. Para reunir
el requisito de “experiencia práctica” no solo es necesario que transcurra el tiempo de la
práctica, deberán además demostrar las competencias logradas.

La experiencia practica se puede lograr junto con el programa de estudio o después de
concluidos los estudios.

La experiencia práctica sirve para desarrollar competencias:
    Reforzando su comprensión de las organizaciones, la administración de los negocios
      y las relaciones de trabajo;
    Pudiendo relacionar el trabajo contable con otras funciones y actividades de los
      negocios;
    Dándose cuenta del ambiente y el contexto en que se desarrolla su trabajo;
    Aplicando los valores profesionales apropiados y la ética en la practica, en
      situaciones de la vida real;
    Teniendo la oportunidad de trabajar con distintos niveles de responsabilidad.

   9.2. Supervisión y Control.

Esta experiencia práctica debe ser monitoreada por un tutor y es necesario para su eficacia
que la entidad profesional reguladora, el tutor, el empleador y el alumno trabajen juntos en el
programa y su resultado mutuamente beneficioso para el alumno y el empleador.

Los supervisores o tutores recurrirán a informes escritos u orales para evaluar la experiencia
práctica ganada por el estudiante.

Los pasos que se pueden tomar para lograr la experiencia apropiada incluyen:
    Establecer un sistema supervisado que informe sobre la experiencia practica
       obtenida;
    Tener una guía detallada de los empleadores, tutores y alumnos, respecto del
       programa, sus papeles y responsabilidades;
    Establecer un mecanismo para la aprobación de los empleadores convenientes a la
       experiencia practica de los alumnos;
    Evaluar y aprobar el lugar donde se desarrollara la experiencia práctica;
    Evaluar la experiencia practica que se gano a partir de informes escritos y orales de
       los alumnos supervisados;
    Certificar que los alumnos han logrado las competencias;
    Emprender un estudio periódico de las competencias requeridas a los contadores
       para asegurar que la experiencia práctica ganada es pertinente y apropiada.


10. IES 6. Evaluación de las Capacidades y de la Competencia Profesionales

La norma establece que los miembros del IFAC son responsables de implementar
procedimientos de evaluación apropiados para la habilitación profesional.

En la evaluación de la competencia profesional, los candidatos deben poder demostrar que:
      Tienen un conocimiento sólido de las materias de programas de estudio.
      Son capaces de aplicar los conocimientos técnicos de forma analítica, y práctica.
      Pueden extraer de las diversas materias los conocimientos necesarios para resolver
       múltiples problemas.
      Pueden identificar la información pertinente para resolver un problema determinado,
       y distinguir los datos pertinentes de los datos irrelevantes.
      Son capaces en situaciones complejas de identificar los problemas y catalogarlos por
       el orden en que deben ser abordados.
      Son capaces de reconocer que pueden haber soluciones alternativas y la
       importancia del juicio discrecional para resolver estos casos.
      Son capaces de integrar diversas esferas de conocimientos y aptitudes.
      Pueden comunicarse efectivamente con el usuario, formulando a tal efecto
       recomendaciones realistas de manera concisa y lógica.
      Son conscientes de los requisitos éticos de la profesión.

Los métodos de evaluación son múltiples y entre otras cosas dependen de:
    Localización geográfica
    Recursos disponibles en general y en especial los educativos
    Numero de candidatos a ser testados y sus antecedentes; y
    Oportunidades de entrenamiento

Se pueden utilizar técnicas de evaluación grupal, oral, test objetivos, etc.
La evaluación debe realizarse con un nivel de dificultad adecuado para contadores
profesionales para preservar la confianza y credibilidad

11. IES 7. Desarrollo Profesional Continuo. Un programa de aprendizaje a lo largo de
    la vida y desarrollo continuo de la competencia profesional

La norma establece la capacitación profesional continua y obligatoria para todos los
contadores profesionales.

Es necesario que los profesionales en ciencias económicas asuman el compromiso de
seguir aprendiendo toda su vida. Deben actualizar sus conocimientos sobre los asuntos
cotidianos, incluida la economía local y la mundial, y en particular sobre las novedades en
materia de contabilidad y auditoria. Debe estar atento a los cambios financieros y
tecnológicos que constituyen importantes factores de internacionalización de la economía.

   11.1.      Obligaciones

Enuncia que los organismos miembros del IFAC deben:
    Fomentar la capacitación continua entre los contadores públicos
    Generar oportunidades y recursos con el fin de facilitar el acceso a programas de
      educación
    Establecer patrones para desarrollar y mantener la capacidad profesional necesaria
      para proteger el interés público
    Monitorear el mantenimiento de la capacidad profesional de los contadores públicos.

Esta norma aclara que la responsabilidad de mantener la competencia profesional
involucra a todos los contadores públicos con el fin de proporcionar servicios de la alta
calidad a los clientes y otros usuarios.

Este estándar prescribe que los organismos que integran la IFAC deben establecer como
requisito como fin de asegurar la calidad de los servicios profesionales la participación de
sus miembros en programas de educación continua.
Este estándar introduce los conceptos de continuar el desarrollo profesional con actividades
que deben proveer resultados relevantes, comprobables y mensurables.

Un principio fundamental del código de ética del IFAC es que los contadores públicos tienen
el deber de continuar su educación para mantener el conocimiento profesional y las
habilidades en el nivel requerido para asegurarse de que sus clientes reciban un servicio
profesional competente.

El conocimiento que un contador debe tener para funcionar con eficacia en la industria,
comercio, la educación y el sector público continúa ampliándose y cambiando de manera
constante

Los contadores públicos y sus asociaciones profesionales están sujetos a un escrutinio sin
precedente sobre la calidad de su trabajo.

Estas presiones se aplican a los contadores profesionales en los sectores privados y
públicos. Además, la búsqueda de la competitividad en la economía mundial ha puesto un
foco más intenso en el papel y las responsabilidades de contables profesionales.


   11.2.      Relevancia

Los programas de educación continua deben proveer a los profesionales conocimientos,
actitudes, habilidades y valores éticos de acuerdo a la relevancia que tiene la
responsabilidad profesional de su actividad presente y futura

Los organismos que integran el IFAC pueden prescribir programas específicos o adicionales
para los miembros que trabajan en áreas de alta especialización o riesgo y en áreas de
interés público.

   11.3.      Medición

El aprendizaje debe poder medirse en términos del esfuerzo o del tiempo empleado, o a
través de otros métodos que mida la capacidad alcanzada o desarrollada.

   11.4.      Verificación

Este estándar se basa en el principio que cierta porción de las actividades del proceso de
aprendizaje deben ser objetos de comprobación. Esto significa que lo aprendido puede ser
verificado de manera objetiva por una autoridad competente.

Los contadores públicos son responsables de conservar la documentación relacionada con
su participación en programas de educación continua la que puede ser requerida por los
organismos miembros del IFAC.

   11.5.      Aproximación a los programas de educación continúa

El objetivo de estos programas es asistir a los contadores públicos a desarrollar su
capacidad profesional para proporcionar servicios de la alta calidad atendiendo al interés
público de los mismos

Establece tres formas de aproximación:
    Basada en el in-put: Requiere que el profesional realice 120 horas de capacitación
       cada tres años de las cuales no menos de 60 (no menos de 20 horas por año)
       deben ser verificables. Se pueden utilizar esquemas alternativos como por ejemplo
       sobre la base de créditos.
      Basada en el out-put: Requiere que los profesionales demuestren periódicamente el
       mantenimiento de sus competencias y desarrollo profesional a través de
       evaluaciones objetivas propuestas por los organismos miembros.
      Abordaje combinado: Podrán combinarse las técnicas o adoptar alguna por sectores
       o por temáticas, etc.

   11.6.      Monitoreo

Los miembros del IFAC deben establecer un proceso sistemático para supervisar si los
contadores cumplen los requisitos de la educación continua y prever sanciones para
quienes no lo cumplen.

Se puede identificar aquellos tienen mayores responsabilidades por desempeñar su
actividad en áreas o lugares de mayor riesgo para en estos casos hacer un control más
riguroso.


12. Que sucede en Argentina

Las profesiones de “Contador Publico,” “Licenciado en Economía,” “Licenciado en
Administración” y “Actuario” están reglamentadas por la Ley 20488 que exige acreditar la
aprobación de Estudios Universitarios de las respectivas carreras así como la matriculación
obligatoria en los Consejos Profesionales de las distintas jurisdicciones. En cada provincia
existen normas que regulan la actividad de estas profesiones, en la provincia de Buenos
Aires es la ley 10620

En nuestro país la formación de los contadores públicos está en manos de las
universidades. Para la admisión en los programas de formación de contadores públicos se
requieren estudios secundarios completos. Algunas universidades exigen la previa
aprobación de cursos o exámenes de ingreso.

La habilitación profesional esta a cargo de los consejos donde el profesional realiza su
actividad. La ley 20.488 establece la obligación de matricularse ante los Consejos
Profesionales de cada jurisdicción para poder ejercer las profesiones en Ciencias
Económicas que enumera en el mismo artículo.

Si bien en la obtención del titulo de grado y la respectiva matriculación habilitan plenamente
para el ejercicio de todas las incumbencias profesionales, en los últimos años desde el
estado se han impuesto algunos límites. En la provincia de Buenos Aires aquellos
profesionales que quieran actuar como peritos judiciales deben previamente realizar un
curso de aproximadamente seis meses y aprobar un examen final. También en el caso de
los síndicos concúrsales, la realización del posgrado de especialización resulta un requisito
que se va imponiendo.

Cabe señalar que la ley universitaria no prevé la ingerencia de los consejos profesionales en
la formación de los contadores, no integran el cogobierno universitario y muchas ocasiones
no son consultados ni sus opiniones tenidas en consideración por las autoridades de
universidades públicas y privadas.

Tampoco existe un sistema de educación profesional continua obligatorio. En el ámbito de
la Federación Argentina de Consejos Profesionales hace ya algunos años se implementó
con regular suerte el Sistema Nacional de Actualización Profesional Continua (SNAPC). Fue
creado por resolución 179/99 frente a “la necesidad de acreditar conocimientos específicos
que aseguren altos estándares de competencia profesional ante el proceso de
globalización”.
      Para responder adecuadamente a las nuevas y cambiantes demandas de los
       usuarios de nuestros servicios.
      Para alcanzar una participación profesional más jerarquizada en la sociedad y el
       mercado.

El sistema consiste en un conjunto de cursos y actividades de actualización profesional
previamente reconocido por la FACPCE, que otorgan créditos a quienes voluntariamente,
opten por participar de dichos cursos y actividades

El hecho de no ser obligatorio y la no participación del Consejo Profesional de Ciencias
Económicas de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires han conspirado contra la vigencia de
este sistema.


13. Conclusiones:

El contador del futuro (y el futuro ya llegó) debe ser un profesional, capaz de trabajar en
equipo, dotado técnicamente, ético profesional y personalmente. Debe poseer no sólo
capacidad de adaptación a los cambios, sino también condiciones para anticiparse a los
mismos. Es necesario que posea sentido crítico, compromiso con la justicia y conciencia
social y política y vocación de servicio.

En la búsqueda de este profesional del siglo XXI, es necesaria la participación de todos los
actores involucrados, en especial las universidades y los consejos profesionales. La mayoría
de las universidades en Argentina no prevén la participación institucional de los organismos
representantes de la profesión, sin embargo su opinión es de vital importancia en la
definición del perfil profesional, la formulación de los planes de estudio, y los contenidos de
las asignaturas.

También resulta imprescindible el trabajo conjunto de universidades y consejos en los
programas de calificación y educación profesional continua.

En el marco del proceso de globalización, la internacionalización de la profesión es un
camino que parece irreversible. Intentar que sus efectos en nuestro ejercicio profesional se
demoren es una actitud riesgosa e implica estar expuestos a perder el tren de la historia. Es
por ello que los profesionales en ciencias económicas, las universidades donde nos
formamos y los consejos profesionales deben adoptar una actitud relevante y proactiva
frente a los trascendentes cambios que se plantean.


BIBLIOGRAFIA:

UNCTAD: www.unctad.org
Plan de estudios actualizado: informe TD/B/COM.2/ISAR/21
Directiva sobre calificación de contadores profesionales: informe TD/B/COM.2/ISAR/5

IFAC: www.ifac.org
IFAC’s Education Committee: “International Education Standards for Professional
Accountants”

Comité de Educación de la Federación Internacional de Contadores
Boletin Nº 56 de FACPCE
Abril de 2005

								
To top