CONFERENCIA EPISCOPAL DEL ECUADOR by jyJmfaO1

VIEWS: 27 PAGES: 34

									CONFERENCIA EPISCOPAL DEL ECUADOR
DEPARTAMENTO DE MOVILIDAD HUMANA




 LA MOVILIDAD HUMANA EN ECUADOR




         Quito, julio 2008
   1. PROCESO HISTÓRICO DE LA MOVILIDAD EN EL PAÍS

La conformación del Estado ecuatoriano ha estado marcada por un
proceso continuo de movilidad de personas, el cual ha propiciado
redistribución poblacional, encuentros culturales y mestizaje.

Las raíces más remotas de esta movilidad se encuentran en las
culturas indígenas pre-incásicas e incásicas, seguida por el proceso
de conquista española, los traslados generados por la lucha
independentista y la consolidación de la república.

Constituido el Estado, la movilidad ha ido respondiendo a la realidad
económica, social, política y cultural, a través de desplazamientos
tanto internos como externos, cuyas principales características se
presentan a continuación.

      1.1. Movilidad interna

El nacimiento y la construcción del Estado ecuatoriano se puede
caracterizar como una etapa de crecimiento y de redistribución
interna de su población y ha ido respondiendo a una relocalización de
las actividades productivas.

Al iniciar la República existían alrededor de 500.000 habitantes, 80%
de los cuales se ubicaban en la Sierra, principalmente en las
provincias de Pichincha, Chimborazo, Imbabura, Carchi, Cañar y
Azuay; y apenas el 15% habitaba en la Costa, con un 80% de
concentración en Guayas (Saénz: 1983).

Los procesos migratorios internos se iniciaron en 1860 con un flujo de
personas desde la Sierra hacia la Costa, en especial hacia la
provincia del Guayas,       respondiendo al auge de la producción
cacaotera. En 1920 la movilidad interna se vinculó a la producción de
caña de azúcar y entre 1948 y 1965 a la producción bananera. Los
ejes de la dinamización de estos procesos fueron: la construcción de
carreteras y del ferrocarril (1895), la abolición del concertaje (1918)
y las duras condiciones de trabajo de las haciendas de la Sierra
(Camacho, 2003).

Esta movilidad fue de carácter intraregional y temporal ajustada a los
períodos de siembra y cosecha, pero paulatinamente asumió un
carácter interprovincial vinculando a provincias serranas en especial:
Chimborazo, Cañar y Azuay.
Hacia 1970 se inició la movilidad hacia el oriente del país, motivada
por el inicio de la explotación petrolera. Sus principales protagonistas
fueron pobladores de provincias serranas y costeras, afectadas por
fuertes sequías, como Loja y Manabí.

Para esta misma época se registraron migraciones temporales hacia
o dentro de mercados microregionales como las ocurridas dentro del
nor occidente Pichincha, las migraciones de azuayos o cañarejos
hacia las camaroneras o las plantaciones de banano en la provincia
del El Oro. O migraciones temporales dentro de espacios o nichos
ecológicos diversos como el caso de los indígenas Saraguros entre
zonas localizadas en la provincia del Loja y las tierras bajas de la
provincia de Zamora Chinchipe (Guerrero, 1996).

La bonanza generada por la explotación petrolera, unida a inversión
extranjera y endeudamiento externo, permitieron en la década de los
70 y 80 el impulso a un fuerte proceso de industrialización
particularmente urbano y a la par crearon una distorsión en la
asignación de recursos, en perjuicio especialmente del sector rural
vinculado a la agricultura. Este contexto propició una movilidad
campo – ciudad, de carácter definitivo, que contribuyó a un fuerte
proceso de urbanización, especialmente concentrado en Quito y
Guayaquil. (Guerrera, 2006).

Estas dos ciudades concentraron gran parte de la riqueza y se
convirtieron en polos de atracción para la migración, desde dos
niveles: uno socioeconómico y otro ideológico. El primero vinculado a
la capacidad de dotación de servicios básicos en las ciudades y al
aumento de las ofertas de trabajo. Y el ideológico con la instalación
de un imaginario social de éxito a partir de la vida en las grandes
ciudades. Si bien estas migraciones, en un principio contribuyeron
con los avances de la industrialización, sin embargo, a medida que la
dinámica de los flujos migratorios superaba la capacidad de absorción
laboral, derivó en rápido aumento del desempleo y la pobreza, que
se manifestaron en la proliferación de barrios urbanos marginales.
(Acosta: 2006)

De esta forma, las migraciones definitivas operaron en la
redistribución de la población a nivel nacional. De ellas dan cuenta
los censos nacionales:

               Censo 1982                                Censo 1990
- Quito y Guayaquil centros privilegiados   - El 48% de los inmigrantes se
de recepción: 6 de cada 10 residentes       concentraron en Pichincha y Guayas.
en el área urbana de Pichincha eran         - Pichincha pasó de 565,5 a 511
nacidos    allí;  en   Guayaquil     está   inmigrantes por cada 100 emigrantes.
proporción era de 7.                        Guayaquil pasó de 384, 1 a 342,8.
- Las ciudades de Pichincha atrajeron       - Las provincias de Pichincha, El Oro,
particularmente    poblaciones    de   la   Guayas y las provincias de la región
Sierra, sobre todo de las provincias de   Amazónica        mantuvieron       saldos
Cotopaxi,   Imbabura    y   Loja.   Las   positivos, en tanto que las provincias de
localidades de Guayas por su parte a      la Sierra y de la Costa, mantuvieron
poblaciones costeñas, sobre todo de       saldos negativos
Manabí

La agudización de la pobreza en el campo y la ciudad, determinó que,
si bien las migraciones internas no se detuvieron, sí perdieron vigor y
evidenciaron un      cambio de referente ideológico trasladando el
“sueño de la ciudad hacia el sueño americano” (Acosta: 2006).

      1.2. Emigración

No se cuenta con datos sobre emigración de personas ecuatorianas
en los primeros años de la República. Se presume que ésta se dio a
través de pequeños movimientos motivados por asuntos personales,
comercio y negocios.

El proceso de emigración ecuatoriana se inicia a partir de la primera
mitad del siglo XX; motivado por un proceso de deterioro económico
y de nuevos referentes sociales y culturales de supervivencia. El
mismo ha ido pasando por diferentes etapas tomando en cuenta las
causas que lo originaron, sus actores, lugares de origen /destino y los
proyectos migratorios que se gestaron.

Primera Ola

Los censos de EEUU dan cuenta de ecuatorianos residentes en ese
país desde la década de los 30 (Herrera: 2006). Pero es la crisis de
producción de sombreros de paja toquilla, en la provincia del Azuay,
la que produjo el primer movimiento migratorio hacia EEUU en la
década de 1950 (Acosta: 2006)

Los flujos de los 60 y 70 se dirigieron principalmente a Estados
Unidos, Canadá y Venezuela. Provinieron de sectores urbanos de
varias regiones del país. Desde la década del 70 más de 150.000
personas de las provincias de Cañar y Azuay migraron a la ciudad de
de Nueva York (Borrera Vega, Vega Ugalde, 1995; Guzmán Ruiz,
Peralta Ortega, 2001). En su mayoría no regresaron a Ecuador y
crearon redes que propiciaron mayores flujos. La población indígena
Otavalo inició también en esta época su proceso de emigración,
vinculada a la venta de artesanías.

La migración hacia Venezuela se inició a finales de la década de los
60 y tuvo como antecedente la exploración y explotación del petróleo
de ese país. Muchos profesionales, técnicos y trabajadores manuales,
especialmente de la provincia de Manabí          y los comerciantes
otavaleños emigran a ese país.
La emigración del período 1980-1998, estuvo compuesta
principalmente por población campesina y artesana rural y masculina
de Azuay y Cañar con destino hacia Estados Unidos, particularmente
a las ciudades de Chicago y Nueva YorK. Estas provincias se
convierten en importantes polos de migración y han sido
consideradas como unas de las zonas de mayor salida de emigrantes
de América del Sur (Jokisch, 2001). Los emigrantes fueron en su
mayoría hombres que se insertaron en la industria de la manufactura
como trabajadores temporales o en tareas relacionadas con servicios;
y las mujeres en la industria del vestido, restaurantes y trabajo
doméstico.

En 1986, se produjeron un alto grado de asentamientos permanentes
en EEUU, como consecuencia de un proceso de amnistía abierto por
ese país que facilitó procesos de residencia legal y la integración de
otros miembros de la familia. Entre 1961 y 1995 más de 185.000
ecuatorianos obtuvieron su residencia en EE.UU (Pribilsky: Ecuador
Debate 54).

A inicios de los 90, se empieza a registrar emigración desde Loja a
España como efecto de las secuelas del conflicto bélico con el Perú
(PMCD -2004). Esta migración crea los primeros referentes de redes
migratorias hacia Europa. Entre 1996 y 1997, los indígenas Saraguros
de Loja emigraron a España, a poblaciones como Vera, creando redes
familiares cruciales para el posterior proceso emigratorio. (PMCD:
2006).

Segunda Ola

Es a partir del año 1998, que el país entra en la mayor crisis de su
historia e inicia un proceso inédito de emigración, con magnitud y
velocidad no registrados con anterioridad.

Factores claves de esta crisis fueron las consecuencias del fenómeno
de El Niño, la caída de los precios del petróleo, la desestabilización
financiera internacional, el colapso bancario, el ajuste económico de
corte neoliberal y un proceso de corrupción e inestabilidad política.
Ello provocó un proceso sostenido de empobrecimiento reflejado en
las desigualdades de la distribución de la riqueza. Entre el año 1995 y
2000 el número de pobres creció de 3,9 a 9,1 millones, mientras la
pobreza extrema se duplicó, de 2,1 millones a 4,5 millones. En 1990
el 20% más pobre recibía el 4,6 % de los ingresos; en el 2000
captaba menos de 2,5; entre tanto el 20% más rico incrementaba su
participación del 52 al 61% (Acosta: 2006).

Aunque no existen cifras concordantes, se calcula que entre el 2000 y
2004, más de un millón de personas abandonaron el país
principalmente de zonas urbanas, en especial de Quito y Guayaquil,
Cuenca (Acosta: 2006)

De acuerdo a la Dirección Nacional de Migración, 504.203
ecuatorianos, más del 10% de la población económicamente activa,
PEA, salieron del país entre 1999 y 2000; en su mayoría hacia España
o Estados Unidos. Además en el período 1997 a 2002, 196.692
ecuatorianos se radicaron en otros países de América.

Esta época va a evidenciar un cambio en los destinos migratorios,
pues hasta 1997, la migración hacia EEUU representaba el 63% de la
población migrante. Junto a ella se va a evidenciar un incremento de
la emigración hacia Europa, especialmente España. De acuerdo al
Censo 2001, el 49% de la población migró a España, 27% a Estados
Unidos y 10% a Italia. El 38% provenía de la región Costa, el 58% de
la Sierra y el 4% de la Amazonia.

En cuanto al perfil socioeconómico de los y las emigrantes, en su
mayoría aunque no pertenecían a la franja más pobre del país,
provenían de los sectores vulnerables o empobrecidos por la crisis.
Eran personas jóvenes, mestizas, principalmente mujeres, con
niveles educativos superiores al nivel promedio nacional y
provenientes de diversas clases sociales.

Gioconda Herrera señala que el año 2000, presenta el pico más alto
de emigración, con 175.000 personas que salieron y no volvieron. En
estos registros no constan las personas que salen por canales
irregulares, siendo la vía marítima el canal más frecuente para la
emigración a Estados Unidos.

Si bien existe un decrecimento de los flujos a partir de 2004, con la
imposición de la visa a España y a los países del Tratado Schengen,
los flujos de 2005 y 2006, siguen siendo el triple de los existentes en
décadas anteriores (FLACSO-UNFPA, 2006).

      DIFERENCIAS ENTRE LA PRIMERA Y SEGUNDA OLA
                     EMIGRATORIA

              Primera Ola                             Segunda Ola
  Se prolongó durante varias décadas:    Ha alcanzado una década: 1998 –
  1950 a 1990                            2008
  Causa: Crisis económica sector rural   Causa: Crisis económica, social,
  particularmente zona austro            política y cultural en todo el país.
  Principal destino EEUU: Ciudades de    Principal        Destino:        Europa,
  mayor concentración: Chicago y         particularmente España. Ciudades de
  Nueva York                             mayor       concentración:       Madrid,
                                         Barcelona y Murcia.
  Emigrantes provenían en su mayoría     Emigrantes provenían de la Sierra,
  de la zona centro – sur del Ecuador    particularmente Pichincha y Loja; y
  (Austro)                                 de la Costa, principalmente Guayas
  Componente                 masculino     Componente femenino mayoritario
  preponderante
  Sectores pobres de la población          Sectores medios y medio bajos
                                           empobrecidos por la crisis
  Emigración por tierra, con costos        Emigración por vía aérea, con costos
  relativamente bajos                      elevados.
  Responde a una decisión individual       Estrategia familiar de reproducción
                                           social.
  Número aproximado de migrantes:          Número aproximado de migrantes:
  700.000                                  700.000 en cifras conservadoras
                                           aunque    otras    fuentes  calculan
                                           1.000.000
            Fuente: Acosta Alberto y otros, La Migración en el Ecuador, Oportunidades
              y Amenazas. 2006


      1.3. Inmigración

Ecuador a diferencia de otros países de América Latina no tuvo
durante la colonia y primeros años de la República fuertes procesos
de movilidad de personas provenientes de otros países.

Los    primeros antecedentes sobre la presencia de personas
extranjeras en la República hacen referencia a colonias chinas. Sin
embargo, registros de extranjeros, publicados en las primeras
décadas del siglo XX, dan cuenta de la presencia de personas
extranjeras pertenecientes a más de 37 nacionalidades, en especial
americanos, italianos, alemanes, árabes y colombianos.

                    Movimiento de Extranjeros
                Emigración e Inmigración Año 1923

               Nacionalidad                   Número Total
               Alemanes                                 153
               Americanos                               269
               Colombianos                              141
               Españoles                                171
               Franceses                                111
               Ingleses                                 111
               Itálicos                                 226
               Sirios                                   160
                   Fuente: Registro Oficial Nro. 775, 4 -05-1923


La presencia de personas extranjeras en algunas épocas fue
impulsada con el objetivo de contribuir a los procesos de crecimiento
comercial e industrial del país. Durante los años 70 y 80 el gobierno
incentivo un proceso de migración de          trabajadores migrantes
europeos, el cual no tuvo éxito.

En general, la época republicana evidencia la convivencia con
pequeños grupos de inmigrantes asentados en el país muchos de
ellos ya naturalizados. Y en la última década una fuerte presencia de
población colombiana y peruana, con motivaciones de protección
humanitaria y de supervivencia económica, cuya magnitud no ha sido
registrada antes en el país.

1.3.1. Inmigrantes Chinos

De acuerdo a la Cámara de Comercio Ecuatoriano China, la
inmigración a Ecuador de personas de esta nacionalidad se inició a
comienzos del siglo XIX, expulsados principalmente por las guerras
del opio. Los primeros 200 chinos que llegaron a Ecuador emigraron
de Lima, y llegaron a Guayas en 1880. Eran un su mayoría oriundos
de la provincia china de Cantón y se incorporaron al sector agrícola
del país, aunque muchos abrieron restaurantes y otros negocios
pequeños.

Su presencia se fue expandiendo en el país y ello originó reacciones
en su contra, ante lo cual el gobierno emprendió procesos de control.
En 1917, se promovió el primer censo de personas chinas,
registrando 306 personas: 108 en la provincia de Manabí y 198 en
Los Ríos (Registro Oficial de 1918).

En 1921, el gobierno prohibió, mediante decreto, el ingreso de
personas de esta nacionalidad y estableció su registro obligatorio so
pena de expulsión. En este período en total se registraron 1281
personas chinas: 34 en la provincia de El Oro, 7 en Riobamba, 350
en Los Ríos y 584 en la provincia del Guayas (Registro Oficial 1922 y
1923).

Este sistema de control y reacción en su contra llevó a que la
población china buscará mecanismos de protección como cambiarse
de apellido y no utilizar su lengua nativa, a fin de mantener un bajo
perfil y no ser objeto de persecución.

En las últimas décadas se han detectado nuevos flujos de migración
China, pero provenientes de cantones más empobrecidos, quienes
llegaron sin documentos en regla y sin manejar el español, lo que ha
determinado algunos problemas de integración (Evan Ellis: 2007)

1.3.2. Inmigrantes Árabes

Entre 1880 y 1890 se establecieron las primeras familias árabes en el
país. Sin embargo, es a partir de la crisis generada por la Primera
Guerra Mundial que su presencia va a ser más evidente. En 1911 un
grupo importante de inmigrantes árabes fijó su residencia en el
Ecuador. En su mayoría fueron cristianos maronitas de Beirut y de las
zonas montañosas de El Líbano y católicos romanos y ortodoxos
griegos procedentes de las zonas urbanas de El Líbano, Siria y
Palestina. En menor cantidad también musulmanes.
En su mayoría se dedicaron en el comercio y la industria y un grupo
menos numeroso, pero también importante a la actividad agrícola
aprovechando la expansión de la frontera agrícola, instalando fincas
productoras de caña de azúcar, de café y banano. La mayoría llegó
con un pequeño capital suficiente para gastos de instalación y para
comenzar poniendo un modesto negocio. Se dedicaron al ramo textil,
y unos pocos abrieron establecimientos de servicios como hoteles y
restaurantes. Este tipo de negocios proliferaron sobre todo con las
nuevas inmigraciones árabes de los años 70 y 80, particularmente en
la zona costera.

No se limitaron a asentarse en las grandes ciudades, sino que se
dirigieron a poblaciones de segundo orden e incluso a localidades de
menor entidad, lo cual les permitió tener el monopolio de
determinadas actividades económicas y de abastecimiento de zonas
consideradas tradicionalmente marginales. Sus negocios solían estar
en los lugares más céntricos. Eso se pudo apreciar en ciudades como
Quito, Guayaquil, Cuenca, Riobamba e Ibarra.

A diferencia de otros grupos de inmigrantes, tuvieron la ventaja de
pasar más o menos desapercibidos. Étnica y culturalmente no eran
muy distintos de los nacionales y en especial los de la segunda ola
lograron integrarse con facilidad en las clases medias del país. Casi
todos eran personas adultas, varones casados, que llegaron en
grupos de dos o tres. Solían tener entre sí algún parentesco. Su
educación era media o superior

Su crecimiento económico y su proceso de integración cada vez más
permanente, (procesos de naturalización, adquisición de propiedades)
los llevaron, a partir de los años 50 a incursionar en la política, como
una forma de integrarse y de velar por su patrimonio. Desde esa
década hasta la actualidad, varios descendientes de árabes han
ocupado diversos cargos públicos de trascendencia en la vida política
y económica del país. No tienen una posición política compacta,
pertenecen a distintos partidos y tendencias (Bejarano: s/f).

      1.3.4.   Inmigrantes judíos

Según el libro “La Comunidad Judía en el Ecuador”, de Ernesto
Lehmann, uno de los primeros judíos que llegó al Ecuador fue Julio
Rosenstock a principios del siglo pasado, contratado para laborar en
la construcción del ferrocarril del Estado que uniría la Sierra y la
Costa.

La mayoría de judíos arribó al país desde 1937 a raíz de la II Guerra
Mundial. En su mayoría procedían de países del este de Europa como
Alemania, Polonia y Rusia. A finales de la Segunda Guerra Mundial el
Gobierno de Velasco Ibarra otorgó alrededor de 3 000 visas para que
sobrevivientes europeos de esta confrontación, especialmente judíos,
residieran en el país (Hoy: 2006).

Además de la agricultura, varios judíos subsistieron vendiendo
mercadería puerta a puerta a plazos, y luego incursionaron en
hotelería, restaurantes, préstamos, venta de ropa, carpintería, alta
costura, supermercados, repuestos de autos o medicinas.

     1.3.5.   Inmigrantes colombianos

La inmigración colombiana tiene una larga trayectoria histórica que se
remonta a la época de la colonia, se profundiza con los procesos de
integración a la Gran Colombia y, una vez instalada la República, se
inscribe en los procesos de cercanía y vecindad, traducida en redes
comerciales, familiares, de relación cultural y económico – social.

En las primeras décadas del siglo XX, la explotación del caucho y la
madera en los bosques tropicales de Ecuador representó una
actividad atractiva para las familias colombianas cercanas a las
provincias de Esmeraldas y Napo. Posteriormente, en las décadas del
sesenta y del setenta, la producción petrolera, localizada en las
provincias amazónicas, constituyó un factor de atracción adicional
para ciudadanos colombianos que buscaban una fuente de sustento
para sus familias (Rivera: 2007).

Desde el punto de vista político y social, los períodos en que se
producen los mayores porcentajes de movilidad de población
colombiana a Ecuador, se inician desde la década de los 60 y
corresponden a diversos modelos o períodos del enfrentamiento
político en Colombia. La década de los 70 fue denominada por
algunos autores como la de “éxodo hacia los países vecinos”, y puso
al descubierto el estado de depresión económica y social en el que se
debatían las zonas rurales de Colombia. Para 1979 se calculaba que
se encontraban en Ecuador unos 60.000 colombianos, muchos de
ellos en situación irregular (Guerrero: 1993)

Esta presencia fue tan evidente que dio lugar a sucesivos convenios
binacionales para regularización. Los mismos que se remontan a la
década de los 60, se incrementan en la década de los 80 y 90 y
contradictoriamente, decaen a partir del año 2000, cuando se
evidencia un notable incremento de la población.

De acuerdo al Censo de Población y Vivienda, al año 2001 se
encontraban en el país 51.556 personas de nacionalidad colombiana,
24.305 hombres y 27.251 mujeres, lo que representaba el 49% de la
población extranjera del país. Al año 2007, varias autoridades del
gobierno ecuatoriano, reconocen que aproximadamente 500.000
personas colombianas se encontrarían en el país en situación
irregular.

    1.4. Refugiados/as

Ecuador registra una larga tradición de acogida a población asilada y
refugiada. Los primeros antecedentes se remontan a la recepción de
refugiados árabes y europeos originados a partir de la Primera y
Segunda Guerra Mundial.

Hasta inicios de la década 70 el Ecuador, pese a que había ratificado
el Estatuto de los Refugiados y su Protocolo Facultativo, no contaba
con un instrumento jurídico interno que regulará el reconocimiento
de esa condición, ni existía una oficina de ACNUR ni una institución
que representara a ese organismo. La asistencia y apoyo a este
grupo de población se canalizaba a través de la Iglesia, la Cruz Roja y
organizaciones de la sociedad civil.

En 1976, el ACNUR firmó un convenio con la Conferencia Episcopal
por el cual se crea el Comité Ecuménico Pro Refugiados, como
instancia para la canalización de las solicitudes de refugio. Este
proceso se profundizó en 1983 con la expedición del primer
Reglamento para la aplicación de la Convención de 1951, sobre el
Estatuto de los Refugiados.

De acuerdo a los registros del Comité Pro Refugiados, el
reconocimiento de refugiados ha pasado por varias etapas y
respondido a requerimientos de personas provenientes de diversas
partes del mundo.


  Procedencia             Período          Total Casos                Características
Africa                1987 -1999       63                     Hombres solos
Ghana, Nigeria y      Mayor            85% rechazados.        20 y 40 años
Somalia               afluencia        12% naturalización y
                      1996-1999        visas de amparo
Lejano Oriente        1985-2000        66    casos  y    74   La mayoría hombres solos.
China, India, Sri     Mayor            personas               Entre 20 y 30 años
Lanka, Vietnam        afluencia        72% rechazado
                      1995-1997
Medio Oriente         1981-2000        71 casos.              La      mayoría de peticiones
Afganistán,           Flujo uniforme   50% iraníes            presentadas por hombres.
Azerbaiyán, Irak,     en el período.   29% rechazado.         Entre 20 y 40 años.
Irán,       Israel,                                           24% Acompañados.
Jordania, Líbano,                                             Grupo familiar promedio: tres
Pakistan, Yemen                                               miembros.
Centroamérica         1983-1994        116 casos y      339   La        mayoría    peticiones
Nicaragua,            Mayor            personas.              presentadas por hombres
Guatemala, Haití,     afluencia        25% rechazado          Entre 30 y 50 años
Panamá y Cuba         1984 -1988       6% repatriado          63% acompañado por grupo
                                       9% reasentado          familiar.
                                                              82% cubanos
Europa                1978-1999        30 casos               83%       de    las  solicitudes
Austria,   Bosnia,     Mayor           53% rechazado          presentadas por hombres. 60%
Bulgaria,              afluencia       13% repatriado         vino con grupos familiares.
Checoslovaquia,        década 90                              El 33% de origen serbio.
España, Francia,
Hungría,     Italia,
Rumania,     Rusia,
Serbia y Ucrania
Sudamérica             1973-2000       601   casos,   1550    82% solicitantes hombres
Chile,   Colombia,                     personas.              Entre 30 y 50 años
Perú,    Paraguay,                     18% rechazado          57% con su grupo familiar.
Argentina                              32% repatriado         chilenos (46%) y colombianos
                                                              (43%), y un 2% entre peruanos,
                                                              paraguayos y argentino
Chile                  1973-1995       278, 700 personas
                                       21 casos rechazados.
                                       145 repatriaciones

                                       80 casos
                       1973-1979       0 Rechazos             Solicitantes mayores de 40 años
                                       21 repatriaciones      acompañados de familia

                                       Se eleva en 6 veces    Personas jóvenes solas.
                       1985- 1988      Porcentaje    mínimo
                                       de negativas.
                                       30% fue repatriado


Colombia               1979- 2000      260    casos,  709     58% llegó con su familia
                                       personas.
                       Mayor           29% rechazado
                       afluencia       18% repatriado
                       Década de los   13% reasentamiento
                       90
2. LA MOVILIDAD HUMANA EN LA ACTUALIDAD

   2.1. Migración interna: Campo - Ciudad

No se cuentan con datos actualizados sobre la magnitud y desarrollo
de la migración interna. Los estudios sobre esta materia fueron
abandonados hace más de una década, ante el auge de la emigración
e inmigración internacional en el país.

Los últimos análisis existentes se desprenden de un estudio realizado
por INEC a partir del último Censo de Población y Vivienda 2001. De
acuerdo a éste, la movilidad interna continua con la tendencia campo
– ciudad, a través de flujos intraregionales, interprovinciales, de
carácter temporal y permanente.

Ello se evidencia en el crecimiento de la población a nivel urbano.

     Año           Total             Urbana          Rural
     1982             8.138.974        3.985.492        4.153.482
     1990             9.697.979        5.345.858        4.352.121
     2001            12.156.608        7.431.355        4.725.253

Mientras el Censo de 1950 establecía que el 28.5% de la población
era urbana y el 71.5% rural; el Censo del 2001 determinó que el
61.1% era urbana y el 38.9% rural.

Las ciudades de Quito y Guayaquil, representan en conjunto, el
45.5% de de la población urbana del país y el 27.8% de la población
total, mientras que tales proporciones fueron del 51.3% y 14.6%, en
1950.

                  Ciudades             Población       Porcentaje
            Quito                        1.399.378           18,83%
            Guayaquil                    1.985.379           26,71%
            Cuenca                         277.374            3,73%
            Total Población Urbana       7.431.355             100%

Las provincias con mayor densidad son Pichincha y Guayas, con un
cambio que va de 99.4 habitantes por Km2 en 1982, a 160.9 en el
2001. Le sigue a Guayas, la provincia de Los Ríos y El Oro. Y la
provincia costeña que se encuentra por debajo del promedio es
Esmeraldas.

La migración interna de los ecuatorianos en las últimas décadas
resulta compleja en la medida que está asociada a una diversidad de
maneras de subsistir. Es una modalidad de carácter reversible y con
una duración temporal variable y obedece a una “expansión territorial
de los espacios de vida”. Ejemplo de ello es la migración temporal
campesina; y la migración fronteriza donde los migrantes
(generalmente campesinos) han ampliado el territorio, en este caso
cruzando la frontera, con miras a sobrevivir.

Las migraciones hacia zonas de colonización presentan dimensiones
contradictorias: por un lado la clausura de las zonas de la frontera
agrícola, lo que ha originado migraciones de retorno; y por otro lado
una baja en la densidad de la migración. Adicionalmente se constata
la tendencia de la migración de colonos hacia las cabeceras
cantorales y provinciales dentro del a misma región.

      Indicadores de Migración y Distribución de los Migrantes
                            Censo 2001
                 Población Nativa de Ambos Sexos

Población     Población    Población   Inmigrantes   Emigrantes   Migración
Empadronada   Nativa       no                                     Bruta
                           migrante
11.961.738    11.961.738   9.574.569   2.387.169     2.387.169    4.774.338

Existe un mayor número de provincias expulsoras, en tanto que
pocas concentran volúmenes importantes de inmigrantes. Guayas y
Pichincha concentran el 60.1% de los inmigrantes internos totales.
Con excepción de las provincias de Azuay y Pichincha en la Sierra, el
Oro y Guayas en la Costa, Morona Santiago, Sucumbíos y Orellana en
la Amazonía, las 15 provincias restantes tienen proporciones de
emigrantes superiores a la población empadronada. Las provincias
con mayor porcentaje de emigrantes de la Sierra son Bolívar,
Chimborazo y Loja. En cambio en la Costa, las provincias expulsoras
de población son: Manabí, los Ríos y Esmeraldas. Las provincias de
Manabí y Loja aportan con el 29.8% de los emigrantes.

        Distribución Relativa de los Migrantes Absolutos
            Interprovinciales y de la Residente 2001
                   Población de Ambos Sexos
Provincia          Población           Inmigrantes          Emigrantes
                   Residencia
                   Habitual
Azuay                            5,0                  4,7                 2,9
Bolívar                          1,4                  1,0                 3,1
Cotopaxi                         2,9                  2,4                 3,9
Chimborazo                       3,3                  2,3                 5,2
Loja                             3,3                  2,3                 5,4
Pichincha                       19,9                 30,7                12,5
El Oro                           4,4                  5,1                 4,7
Esmeraldas                       3,1                  3,6                 6,5
Guayas                          27,5                 20,0                12,9
Los Ríos                         5,4                  5,2                 8,0
Manabí                           9,8                  4,3                16,7
Sucumbíos                        1,0                  2,8                 2,1
La proporción de migrantes en relación a la población total ha crecido
a un ritmo inferior que en los períodos anteriores. Los movimientos
se producen entre diferentes provincias, pero con una concentración
hacia las dos principales provincias, sin embargo se observa un ligero
redireccionamiento hacia otras provincias tanto en la Sierra como en
la Costa, así como a zonas rurales y ciudades intermedias.

Se advierte una alta concentración de inmigrantes menores de 30
años de edad en las provincias de Guayas y Pichincha.

La migración se ha dado en forma similar entre hombres y mujeres.

                       Mujeres     Hombres
                       1.185462    1.201.707

La migración no indígena supera a la indígena. La inmigración de la
población indígena se ha dado hacia la provincia de Pichincha en la
Sierra y a Guayas en la Costa. La población indígena proviene
especialmente de Chimborazo, Cotopaxi, Imbabura, Napo, Bolívar y
Loja.

                     Indígenas     No indígenas
                     102.464       2.284.705

En cuanto al nivel de pobreza, se registra una mayor migración de
personas no pobres. La mayor concentración de inmigrante pobres y
no pobres está en Pichincha y Guayas.

              No pobres      Pobres       Extrema Pobreza
              1.000.964      736.620      599.777

2.1.2. Desplazamiento

El desplazamiento interno de personas se ha venido produciendo,
pero sobre el mismo existen pocas fuentes de registro. Estos
desplazamientos internos se han originado por eventos de
características geológicas, climatológicas y físicas ocurridos en el
país, como también por efecto de efectos del conflicto armado que
vive Colombia.

2.1.2.1. Desastres naturales

Ecuador es el cuarto país en el mundo en situación de riesgo y
presenta una gran vulnerabilidad a eventos naturales de origen
geológico y metereológico como: erupciones volcánicas, movimientos
sísmicos, maremotos, inundaciones, sequías, deslizamientos, entre
otros.
En las dos últimas décadas han ocurrido eventos naturales de gran
magnitud que han producido una serie de afectaciones tanto
humanas como materiales. Entre los principales se encuentran las
inundaciones producidas por el Fenómeno del Niño (1997-1998) y las
erupciones de los volcanes Reventador, Tungurahua y Pichincha
(1999 a 2006).

La Defensa Civil Nacional no tiene datos estadísticos condensados a
nivel nacional sobre todos los eventos adversos o desastres
producidos y el número de afectados/as. De acuerdo a un registro
elaborado por el Departamento de Ayuda Humanitaria de la Unión
Europea (ECHO), en Ecuador hasta enero del 2005 se habrían
registrado 71 eventos adversos que afectaron a 3.509.019 personas,
de las cuales 357.524 se quedaron sin hogar. Los daños ocasionados
ascienden a USD 2.756.




Fuente: ECHO – Ecuador. Peñaherrera, Ricardo 2005


2.1.2.3. Aspersión de químicos

Como parte de la implementación del Plan Colombia, desde agosto
del 2000 hasta diciembre del 2006, con una periodicidad casi
trimestral,   el gobierno colombiano implementó un proceso de
aspersiones aéreas de químicos en el territorio colombiano, pero en
forma especial en el Departamento del Putumayo fronterizo con la
provincia de Sucumbíos en Ecuador.

No existe un registro estadístico oficial sobre el número total de
afectados/as por este proceso. El prefecto de Sucumbíos, Darwin
Lozada, ha señalado que las fumigaciones han afectado a 20.000
habitantes del cordón fronterizo, además del suelo, la flora y los
cultivos del sector. Por su parte la Federación de Organizaciones
Campesinas     del   Cordón   Fronterizo   Ecuatoriano  Sucumbíos
(FORCCOFES) calcula que el número de personas afectadas podría
ascender a 25.000 en esa provincia.
Las autoridades y organizaciones humanitarias señalan que existen
dificultades, tanto técnicas como de seguridad nacional, para
cuantificar el número de personas desplazadas. Sin embargo, de
acuerdo a la percepción de las organizaciones de Iglesia asentadas en
la zona, estos porcentajes son altos y un buen número de personas
ecuatorianas y colombianas resultaron afectadas. Muchas familias
ecuatorianas optaron por vender a bajos precios sus tierras y migrar
a otros lugares del país. (CLADEM – Informe Vivienda 2006).

  2.2. EMIGRACIÓN, los que se van …

2.2.1. Emigración económica

El proceso de emigración de personas ecuatorianas al exterior, pese a
que se ha desacelerado, como efecto de la imposición de medidas de
restricción de los países de recepción, sin embargo, se mantiene y se
manifiesta actualmente a través de procesos de reunificación familiar,
visas de trabajo vía contingente y la persistencia de canales de
migración irregular especialmente hacia EEUU.

La determinación de la magnitud de este proceso ha sido un campo
de permanente incertidumbre, por la ausencia de bases confiables y
permanentes de registro. La única fuente oficial existente es la del
saldo migratorio, la cual evidencia un subregistro y no permite una
cabal caracterización de los flujos.

Un estudio reciente realizado por el Instituto Ecuatoriano de
Estadísticas y Censos (INEC), denominado “Caracterización
sociodemográfica y económica de las y los emigrantes ecuatorianos”,
elaborado en base al cruce de varias fuentes de información,
establece que 1’571.450 personas ecuatorianas emigraron a otros
países, en la segunda ola migratoria.

Motivos de la migración: La mayoría de las personas ecuatorianas
que salieron no estaban desempleados. El 66,0% tenía un empleo en
varias profesiones y actividades, el 3,2% estaba en el servicio
doméstico, el 11,2% eran jornaleros o peones agrícolas, y el 19,7%
se desempeñaba por cuenta propia. El 37,9% viajó para buscar
trabajo y el 35,4% para obtener residencia.

Períodos de mayor afluencia: La mayoría de migraciones no se
realizaron durante la crisis financiera que desembocó en la
eliminación del sucre y el inicio de la dolarización, entre 1998 y el
2000. Fue del 2001 al 2002 cuando la emigración tuvo su mayor
repunte, bajando levemente para el próximo período.
                        Emigración por períodos

     1989     1990-1998         1999-2000         2001-2002             2003-2006
     11%      17%               15%               33%                   24%

Estos datos ponen en evidencia que la crisis económica no fue el
único factor que se valoró para tomar la decisión de migrar. Como lo
sostiene Acosta, factores políticos (marcado por el rechazo a todo el
proceso de inestabilidad política del país), culturales (evidenciado en
la preferencia hacia países que presentan ciertas raíces culturales
similares e idioma, como España) e incluso religiosos (la influencia
de la religión católica y su respaldo en origen y destino), entraron en
juego.

Lugares de destino: España concentra el 48,6% de la población
emigrante, seguido de los Estados Unidos, con el 28,2%, e Italia con
el 10,8%.

                    PAÍS DE DESTINO DEL EMIGRANTE

                                               Hombres      Mujeres
              País de destino       % Total    164.829      172.633
                                                 %            %
                     España            48,6         45,8         51,2
                 Estados Unidos        28,2         33,2         23,4
                      Italia           10,8           6,8        14,6
                 Resto América             7          8,4         5,7
                  Resto Europa           5,3          5,5           5
                      Asia               0,1          0,2           0
               No Informa/No sabe          0          0,1           0
                 Total personas         100          100          100

                  Fuente: INEC. ENEMDU Septiembre 2007

Actividades en destino: El 16,6% realiza alguna labor en hogares
privados con servicio doméstico y otro 14,6% está en la industria
manufacturera. Del total, el 25,3% se ocupa como trabajador no
calificado (sin título profesional) y el 19,7% en servicios y comercio.
El 36,6% de las mujeres emigrantes están como no calificadas, en
contraposición al 15,3% de hombres en esta clasificación. Sólo el
3,1% de los emigrantes trabajan como profesionales, científicos e
intelectuales; el 2,0% es personal de la administración pública y
empresas en el país que los recibió; y el 6,0% está como técnico y
profesional de nivel medio. Solo el 1,1% labora como trabajador
calificado agropecuario y/o pesquero. En términos generales, el
59,3% es empleado u obrero privado, y el 16,6% es empleado
doméstico.

Remesas: De 1 a 200 UDS mensuales es la cantidad de dinero que
recibe el 80,9% de ecuatorianos de parte de sus familiares en el
   exterior. El 84,7% de los destinatarios son mujeres y el 76,8%
   hombres. Las remesas constituyen la segunda fuente de ingresos al
   país después del petróleo.

   Otras fuentes: Existen colonias de ecuatorianos en países como
   Venezuela (migración impulsada en la década de los 70-80), Chile
   (con una buena cantidad de profesionales médicos o ligados a esta
   área), Canadá (profesionales técnicos) y, en menor grado y por
   diversos motivos, hacia Israel, Bélgica, México y el Reino Unido.

   De acuerdo al Censo de Población y Vivienda de Venezuela, efectuado
   en el 2001, en ese país se encontraría 28.625 personas ecuatorianas.
   21.000 además se habrían acogido al proceso de naturalización.


             Censo de Población y Vivienda 2001, República Bolivariana de Venezuela

                                               Año de llegada a Venezuela
 País de
nacimiento
               Total      Hasta 1939   1940 - 1969    1970 - 1979    1980 – 1999     2000 y Más    No declarado

Ecuador          28.625           68         2.350           7.969          11.303         1.051          5.885




   Sin embargo otras fuentes sostienen, que existirían más de 350 mil
   personas ecuatorianas, de los cuales 49.1% provienen de la Provincia
   de Manabí, 22.5%, de la Provincia del Guayas, 7.7%, de la Provincia
   del Chimborazo, 6.6% de la Provincia de Pichincha y un 14.1% de
   otras provincias ecuatorianas. Su composición femenina (60%)
   supera a la masculina (40%) y el promedio de edad está en los 35
   años de edad. De esta forma existiría en ese país un buen porcentaje
   de población ecuatoriana que se encontraría en situación irregular
   (Cabanilla: Asamblea Constituyente: 2008).

   Irregularidad y Deportaciones:

   Fuentes oficiales calculan que aproximadamente un 35% de la
   población emigrante ecuatoriana se encontraría en situación irregular
   en el exterior (MREE: 2007). La mayoría habría salido del país a tavés
   de tráfico de migrantes, especialmente utilizando la vía maritima.

   En los últimos años se ha promovido una industria migratoria
   constituida por coyotes, chulqueros y las agencias de viaje que
   consiguen clientes en el sector rural y urbano. Esta es una actividad
   ilíecita que genera más de 60 millones dólares anualmente.(El
   Comercio: 09-2005).

   Cada año cruzan la frontera hacia Estados Unidos alrededor de 2
   millones de personas, por vías regulares e irregulares; de ellas, cerca
de 250 mil serían deportadas anualmente. Los ecuatorianos
constituyen la cuarta nación de procedencia de los detenidos por las
autoridades de Migración mexicanas, luego de los guatemaltecos, los
hondureños y los salvadoreños. En el año 95, 412 ecuatorianos
fueron detenidos sin portar papeles en México; para el año 99 esta
cifra ascendió a 643 personas; en el año 2000 los ecuatorianos
detenidos fueron 23.178, y se estima que hacia mediados del 2006 la
cifra bordearía los 30.000, de los cuales un 25% aproximadamente
serían mujeres, y un 15% menores de 18 años (SJRM y FLACSO M
México: 2007).

Entre el 2000 y 2006 llegaron al país 25.559 ecuatorianos/as,
deportados y/o excluidos, lo que da un promedio de 10 deportaciones
diarias (DNM:2006).

Situación de los niños, niñas y adolescentes:

Adolescentes mujeres ecuatorianas son las principales víctimas de la
trata para fines de explotación sexual comercial, tanto a nivel interno,
como desde y hacia el exterior, concretamente desde Colombia y
hacia Perú y Chile; en cambio, los niños, niñas y adolescentes,
básicamente de comunidades indígenas/campesinas pobres, son las
principales víctimas de la trata para fines de mendicidad, explotación
y esclavitud laboral, sobre todo hacia el exterior, concretamente a
Colombia, Venezuela y Bélgica (OIT: 2006).

La emigración ecuatoriana ha determinado una reconfiguración de la
familia. De acuerdo a Defensa del Niño Internacional, un 46,5% de
niños/as y adolescentes del Ecuador tiene algún padre o pariente
fuera del país. Son las abuelas y otros parientes cercanos quienes
han quedado a cargo de los niños/as. Se ha difundido un discurso
estigmatizador que asocia la violencia y criminalidad con hijos/as de
emigrantes (CIMR: Informe Alternativo 2007).

2.2.2. Asilo y refugio: En el país no se cuentan con datos sobre la
existencia de personas ecuatorianas solicitantes de refugio en el
exterior. Sin embargo, en las últimas décadas, varias figuras
políticas, ex presidentes (Abdalá Bucaram, Jamil Mahuad, Lucio
Gutiérrez) y ex ministros (Alberto Dahik) se han acogido a la figura
del asilo diplomático.

   2.3. Inmigración, los que vienen:

      2.3.1.   Inmigración histórica

Como se ha señalado existen colonias de inmigrantes extranjeros que
históricamente se fueron asentando, las cuales presentan la siguiente
situación.
Comunidad        Principales características
China            Aproximadamente 50.000 personas. Se encuentra en diferentes
                 lugares del país. Concentraciones importantes en Guayaquil,
                 Quevedo y Machala. Ocupan un lugar importante en la economía.
                 Grandes empresas: sector bananero, industrial, pesquero y
                 camaronero. Comercio menor: venta de ropa y enseres y servicios
                 (restaurantes).
                 En Guayaquil se busca crear un barrio comercial y cultural:
                 Chinatown. En el año 2005: Escándalo por la venta de 4000 visas a
                 personas de esta nacionalidad. En los últimos años su presencia en
                 pequeños comercios ha generado reacciones de oposición por
                 competencia a la industria nacional.
Árabe            No se cuenta con una cuantificación específica. Están
                 principalmente asentados en Guayaquil, pero también en otras
                 ciudades como Quito, Ibarra y Riobamba. Son un grupo con gran
                 influencia política y económica. Ocupan cargos destacados en la
                 banca y en la industria, abarca gran parte de la industria textil, de
                 la joyería y de las empresas dedicadas a la importación             -
                 exportación. La agricultura, la ganadería y las camaroneras son
                 otras de sus actividades.
Judía            Aproximadamente son 1000 personas. La mayoría son de
                 ascendencia alemana y viven en Quito. Hay también comunidades
                 pequeñas en Guayaquil, Riobamba, Ambato y Cuenca. Desde 1948,
                 137 judíos de Ecuador han emigrado a Israel. Las familias judías se
                 dedican a la seguridad, exportación de flores, industrias y
                 camaroneras. La segunda y tercera generación judía se dedica a la
                 "metalúrgica, productos químicos y farmacéuticos, mueblerías,
                 construcción, industria de cárnicos y lácteos, tejidos, licores,
                 hoteles, chocolates, joyería, llanteras.

        2.3.2.           Nuevos flujos migratorios

Entre enero del 2000 y diciembre del 2007 se registraron 6.158.948
ingresos de personas extranjeras al país y 4.946.648 salidas,
generando un saldo migratorio de 1.212.480 (INEC – DNM: 2007)


                              ENTRADAS Y SALIDAS EXTRANJEROS/AS

           1000000

                                                                                    Entradas
            500000
                                                                                    Salidas

                     0
                          2000    2001   2002   2003   2004   2005   2006   2007
           Entradas       627090 640561 682962 760776 818927 859888 831257 937487
           Salidas        444926 464781 487546 519801 642378 703555 785469 898012
                                                 2000/2007


Los movimientos registrados corresponden a ingresos de más de 195
países, de los 5 continentes, siendo los más frecuentes los de
Colombia, EEUU y Perú. A 2006, los saldos de población peruana y
colombiana representan el 75,23% del saldo migratorio general.

             MOVIMIENTO MIGRATORIO POR NACIONALIDADES

           Nacionalidad       Ingreso         Salida          Saldo        % Saldo
                                                                           General
          Colombia              1.406.169         835.948       570.221         48.61
          EEUU                  1.191.464       1.172.023        19.441          1.66
          Perú                   685.252          373.075       312.177         26.61
          Otros países          1.938.576       1.667.410       271.166         23.12
          TOTAL                 5.221.461       4.048.456     1.173.005           100
              Fuente: Dirección Nacional de Migración (2000 – 2006) INEC Anuario Migración 2005
              Elaboración: Coalición CTMF


El 44.9% de los inmigrantes fueron mujeres, lo que se inscribe en el
proceso de feminización de la migración; el 43% fueron personas de
entre 18 y 40 años de edad, el 39% menores de 18 años y el 18%
mayores de 40 años. Y en relación a los motivos de viaje reportados,
el 59.7% corresponde a turismo y el 37.2% a otros motivos.

          2.3.2.1.         Inmigración colombiana

El incremento de los flujos migratorios de población Colombiana a
partir del año 2000 responde a la dinámica del conflicto armado
interno de Colombia.

Esta migración actualmente se inscribe en una lógica en la que se
combina los efectos que viene generando la implementación del Plan
Colombia y la atracción por la dolarización. Es por tanto una
migración forzada y económica, en una relación en la que resulta
muy difícil distinguir los motivos específicos de una u otra.

 Tipos de inmigración colombiana:
  1. Los originados en migración forzada que han accedido al sistema formal de
 reconocimiento;
  2. Los de carácter interétnico y cultural, grupos indígenas y pueblos
 afrodescendientes en frontera;
 3. Los de carácter interandino mestizo, entre los departamentos de Nariño y las
 provincias de Carchi e Imbabura, de carácter temporal y ligadas a procesos de
 comercio informal y ciclos agropecuarios compartidos;
  4. Las personas que han optado por vivir en Ecuador en calidad de residentes, con
 visa legal, dedicados a desarrollar actividades, laborales, empresariales o
 culturales;
  5. Un número indeterminado de personas en situación irregular, entre los que se
 encuentran solicitantes de refugio negados, potenciales solicitantes de refugio, en
 su mayoría campesinos/as o personas pobres de zonas urbanas de Colombia.


Fuente: Rivera Fredy y otros, FLACSO – Corporación Región: 2007
Los registros de movimiento migratorio establecen que entre el 2000
y el 2006 se habrían registrado 1.406.169 ingresos y 835.948
salidas, generando un saldo migratorio de 570.221, que representa el
49% del saldo migratorio general.


                            SALDO MIGRATORIO COLOMBIA


                19895       2006

                   33603      2005

                    42408          2004

                               111925                    2003
                               109530                    2002

                           77877              2001

                                           174983                           2000

               0              50000           100000         150000           200000



           Fuente: DNM 2000 – 2006 - INEC Anuario de Migración Internacional 2005

           Elaborado por: Coalición CTMF

Las provincias ecuatorianas que tienen mayor población colombiana
residente son Pichincha, Carchi, Guayas, Sucumbíos, Esmeraldas,
Ibarra. En Guayas y Pichincha reside la población colombiana con
mayor instrucción en concordancia con el hecho de que la población
colombiana más pobre reside en las provincias fronterizas.

Los y las colombianos-as se insertan en la agricultura, comercio
formal, pero sobre todo informal, manufactura y servicio doméstico.
La agricultura predomina en las provincias fronterizas y en Santo
Domingo de los Colorados, en cambio el comercio formal e informal
en Pichincha y Guayas

        2.3.2.2.        Inmigración peruana

Responde al proceso de vecindad y cercanía. Es una migración de tipo
económico, condicionada por los niveles de pobreza y exclusión que
viven las zonas especialmente fronterizas con Ecuador.

De acuerdo al Censo de Población, al 2001, se encontraban en el país
5.682 peruanos, 3.360 hombres y 2.322 mujeres. Por su parte,
entre el 2000 y 2006 se registraron 685.252 ingresos y 373.075
salidas, generando un saldo de 312.177, que representa el 26.6% del
saldo migratorio general
                             SALDO MIGRATORIO PERU

         120000                                                111619
                                                       97554
         100000

          80000

          60000

          40000   33448
                            29248
                                                                        20656
          20000                       7687     11965

              0
                    2000     2001       2002    2003    2004     2005    2006


            Fuente: DNM 2006 e INEC Anuario Migraciones 2005

            Elaborado por: Coalición CTMF


Aunque su presencia se viene detectando desde el 2000, los años
2004 y 2005 son los que arrojan los mayores saldos migratorios. En
el año 2006 se evidencia una caída drástica del saldo, como
respuesta a la medidas de control implementadas en su contra.

Están asentados principalmente en las ciudades de Machala, Loja y
Cuenca. Su presencia es fluctuante y de carácter temporal. Se
dedican a realizar trabajo agrícola por temporada en bananeras,
plantaciones de caña de azúcar y mineras. Otra parte de la población
se dedica al comercio informal (productos agrícolas y manufactura), a
la construcción y al servicio doméstico.

La población peruana proviene en su mayoría de las provincias
fronterizas con Ecuador, en especial: Tumbes, Piura, Chiclayo,
Trujillo, Amazonas, Lambayeque y Amazonas. Y se concentran
especialmente en las provincias del sur del país: El Oro, Azuay y Loja,
aunque su presencia ha empezado a ser detactada en otras ciudades
del interior del país.

         2.3.2.3.          Situación de niños, niñas y adolescentes

    Niños, niñas y adolescentes colombianos: Trabajo en mercados,
     tiendas, casas particulares o ayudando a sus padres.
    Esmeraldas: concheros.
    Sucumbíos: trabajo sexual. Un estudio de OIT- IPEC existirían
     cerca de 25.000 mujeres trabajadoras sexuales. Se calcula que
     un 20% (5200) de ellas son adolescentes de entre 15 y 17
     años, el 44% tienen al menos un hijo/a y que cerca del 70%
     son inmigrantes de nacionalidad colombiana.
    Niños, niñas y adolescentes peruanos: Trabajo en bananeras y
     minas (CIMR, Informe Alternativo – 2007).
        2.3.2.4.    Inmigración irregular

De acuerdo al censo migratorio, tan sólo 153.574 personas
extranjeras tienen registradas su visa, lo que comparado con el saldo
migratorio, nos permite inferir que apenas el 13% de la población
extranjera estaría optando por canales de regularización

De acuerdo al saldo migratorio aproximadamente unas 500.000
personas colombianas y unas 300.000 peruanas podrían estar
viviendo en el país en situación irregular.

En los últimos 7 años se produjeron 18.200 deportaciones a personas
extranjeras, lo que da un promedio de 7 deportaciones diarias. Entre
enero del 2005 y agosto del 2006, el 82% de las deportaciones se
ejercieron en contra de personas peruanas y colombianas y de éstas
el 60,5% se ejercieron en contra de personas peruanas.

        2.3.2.5.    Percepciones y Discriminación

      El 74 % de los ecuatorianos está en contra de la
       inmigración de colombianos a Ecuador y 35 % consideró que
       los que ingresaron ilegalmente deben ser deportados
      Los/as quiteños/as, prefieren inmigrantes europeos y
       latinoamericanos, pero en menor grado a colombianos y
       peruanos.
      Tienen mejor aceptación los turistas y no los que vienen a
       quedarse. Igualmente, se prefiere a los que han entrado con
       visa legal.
      Frente a los peruanos retoman el antiguo conflicto con ese
       país.
      A los colombianos los relacionan con temas de violencia,
       drogas y por considerarlos “más vivaces” para diversas
       actividades, lo que pone a la población ecuatoriana en
       desventaja.
      Chinos:      Son      calificados    como     “sucios     y
       explotadores”.(Chávez: 2006)


        2.3.2.6.    Refugiados/as

La población refugiada en Ecuador es mayoritamente colombiana y
responde a los efectos del conflicto armado interno que vive
Colombia.

 El incremento de su presencia ha sido notable desde el año 2000,
superando el nivel de flujos que había presentado en las dos décadas
anteriores.
          SOLICITUDES DE REFUGIO POR PERIODOS



  2000-2007                                                                     55073




  1979-1999        709



               0           10000      20000     30000     40000       50000       60000



              Fuente: ACNUR – Conferencia Episcopal Ecuatoriana Estadísticas 1979-1999
              Oficina de Refugio MRE. Estadísticas 2000-2007

Entre enero del 2000 y diciembre del 2007 habrían solicitado refugio
en Ecuador, 55.017 personas, de las cuales 14.817 habrían sido
reconocidas como refugiadas por el gobierno ecuatoriano.

                                      ESTADISTICAS ECUADOR
                                   Enero 2001 – Diciembre 2007
                                    SOLICITUDES      DE REFUGIADOS
                AÑO                 REFUGIO             RECONOCIDOS
                2000                 475                  390
                2001                 3,017                1,406
                2002                 6,766                1,578
                2003                 11,460               3,270
                2004                 7,858                2,395
                2005                 7,091                2,453
                2006                 7,784                1,956
                2007                 10,622               1,369
                2000-2007            55,073               14,817
                         Fuente: ACNUR - 2007


En el año 2006, el ACNUR reconoció que existirían en el país, cerca
de    250.000    personas     con    necesidad    de    protección
internacional; de las cuales tan sólo el 14.7% ha podido acceder al
sistema de protección, y el 85.3% restante (213.335), no lo han
hecho, por temor o desconocimiento, manteniéndose en el país como
migrantes económicas y en situación irregular.

A este grupo de personas se unirían los solicitantes de refugio a
quienes se ha negado dicho estatuto; y juntos formarían una “zona
gris” o una franja indeterminada de personas inmigrantes cuya
razón “solo” económica o “solo” por huir de la violencia no es nítida.
De acuerdo a ACNUR (Operación 2006), la población registrada que
ha solicitado refugio responde al siguiente perfil:

   El 97.5% son colombianos/as.
   94.19% reside en Centros Urbanos: 47% en Quito, 39% en
    frontera.
   44% son mujeres, 67.6% en edad laboral, 19.5% en edad
    escolar.
   El 9.5% no tiene ninguna instrucción, el 41% tiene instrucción
    primaria, 53% secundaria y el 6% superior.
   Nivel de pobreza: 45% en Sucumbíos al 24% en Pichincha
    (Fuente: PMA. Evaluación Independiente, 2005, ACNUR Grupos
    Focales)




                                  REFUGIO POR PROVINCIAS
                                  Santo Domingo             Otras
                                       4%               nacionalidades
          Lago Agrio
                              Orellana                       2%
             21%
                                0%
          San Lorenzo
                                                                         Quito
              1%
                                                                         47%
          Esmeraldas
             3%
                           Lita                            Guayaquil
            Tulcán
                           0%          Ibarra    Cuenca      0%
             2%
                                        12%        8%


     Fuente: ACNUR - 2007



                     NIÑOS SOLICITANTES DE REFUGIO
                               2000-2007

             Edad                  Niñas        Niños      T    Total
               0- 5 años            260           284            544
              5-11 años             1.086         1.126          2.212
              12-17 años            843           961            1.804
              18-59 años            4.488         5.304          9.792
             60 años más            176           341            517
                Total               6.859         8.019         14.903
          Fuente: ACNUR - 2007
En el año 2008, un último estudio impulsado por ACNUR – CEPAR
sobre refugiados en la frontera Norte, estableció que se encontraban
en esa zona 84.494 personas colombianas, de las cuales 58.838
estarían con necesidad de protección internacional. De ellas, 23.809
no estarían registradas. El 48% se encontraría en Sucumbíos-
Orellana, 24% en Carchi 24%, el 18% en Esmeraldas y el 10% en
Imbabura.

Este grupo, presentaría las siguientes características:

      50% son niños/as
      40% se encuentra en edad laboral.
      95% llegaron a partir del año 2000.
      67% son mestizos, 18% afros y 15% indígenas.
      No han accedido al sistema de reconocimiento por: falta de
       conocimiento, centralización de los trámites, desconfianza en el
       sistema (ACNUR: 2008)

ACNUR, bajo este nuevo análisis, viene sosteniendo que el número de
personas con necesidad de protección internacional, no estaría en
250.000 sino 100.000 (ACNUR/MREE:2008). Este hecho, si se toma
en cuenta el alto número de personas colombianas en situación
irregular, reafirma la existencia de una zona gris, en la cual
permanecen invisibilizadas, muchas personas con necesidad de
protección internacional.

3. CONCLUSIÓN Y DESAFÍOS HACIA EL FUTURO.

    Ecuador es un país de emigrantes, inmigrantes internos y
     externos, refugiados y de tránsito de la migración.

    La movilidad humana en Ecuador tiene un carácter complejo y
     multidimensional. Además plantea una serie de retos, desafíos
     y oportunidades, que pueden ser potenciados con una visión de
     proceso y asumiendo un abordaje integral que articule sus
     diversas expresiones.

    Existen dificultades para precisar el número de emigrantes e
     inmigrantes tanto nacionales como extranjeros, a nivel interno
     y externo.

    Los estudios sobre movilidad interna han quedado rezagados
     desde hace más de una década.

    Existe una ausencia en el registro y análisis de los casos de
     desplazamiento interno, problemática que evidencia una
      tendencia a incrementarse, ante el impulso a procesos
      extractivos, las condiciones geofísicas del país y la persistencia
      del conflicto colombiano en frontera.

    El tratamiento de la emigración, inmigración y refugio ha sido
     diferenciado. Para el primero con una fuerte documentación y
     buscando generar niveles de apoyo, consenso y protección.
     Para los segundos, bajo estigmatización, parcialmente abiertos
     al tema de apoyo humanitario y claramente ausentes para el
     caso de inmigrantes económicos, particularmente en situación
     irregular.

    Existe poca producción sobre inmigración histórica en el país.
     Es importante profundizar sobre ella para conocer incidencias e
     impacto.

    Se observa escasos mecanismos de tratamiento e intervención
     frente a la problemática del tráfico de migrantes y la trata de
     personas.

    Tanto en la emigración como en la inmigración se evidencian
     problemas comunes: irregularidad, procesos de restricción y
     persecución, implementación de políticas de control, afectación
     individual, familiar y social.

    Se evidencia un contexto mundial y regional de recrudecimiento
     de las políticas migratorias de restricción, hecho que va a
     determinar nuevos desafíos para los migrantes, las sociedades
     de acogida, tránsito y recepción y para los gobiernos.

   Retos:

Para el Estado:

    Definición de una política migratoria integral y coherente, en la
     que se tomen en cuenta las diversas dimensiones y
     manifestaciones de la movilidad y se establezca un proceso de
     coherencia entre el tratamiento a los emigrantes, inmigrantes y
     refugiados.

    Incorporar en el diseño, ejecución y evaluación de la política
     migratoria el enfoque de derechos, que promueva procesos de
     inclusión, igualdad formal, participación y rendición de cuentas.

    Definición de una instancia nacional única para la adopción de
     una política migratoria, que propicie la articulación entre las
     diferentes instancias del Estado y la Sociedad Civil.
   Promover un efectivo proceso de adecuación de la legislación
    nacional a los compromisos internacionales de protección de la
    población en movilidad. Impulsar conjuntamente con la
    sociedad civil, la elaboración y puesta en vigencia de un Código
    de las Migraciones, que permita un abordaje integral y en el
    que se incorpore el enfoque de derechos, género, generacional
    y étnico-cultural.

   Construcción de un sólido sistema estadístico con indicadores
    que contribuyan, bajo el enfoque de derechos, a la plena
    realización de los derechos de las personas migrantes y sus
    familias.

   Impulsar un liderazgo nacional e internacional para garantizar
    el efectivo respeto a los derechos de las personas en
    movimiento y evitar su criminalización.

   Acoger y dar seguimiento a las sugerencias y observaciones
    formuladas por diferentes Comités e instancias de protección,
    en particular el Comité para la Protección de los Trabajadores
    Migratorios y sus Familiares, el Comité contra la Tortura, el
    Comité contra las Detenciones Arbitrarias, el Comité de
    Derechos del Niño, el Comité contra la Discriminación a la
    Mujer, las recomendaciones formuladas por el Comité Ejecutivo
    del ACNUR y la legislación de la OIT.

Para la Sociedad Civil: Ongs e Iglesia

   Incorporación del enfoque de derechos superando el del
    asistencialismo y victimización de la población en movimiento.

   Profundizar en la elaboración de indicadores de seguimiento con
    una visión de integralidad sobre la movilidad humana.

   Impulsar procesos de investigación sobre migración interna y
    desplazamiento y articularlos con las investigaciones sobre
    emigración, inmigración y refugio.

   Aportar a la reflexión y concretar espacios efectivos de difusión
    y exigibilidad de los derechos de la población en movimiento.

   Diseñar e impulsar acciones de indicencia política contra la
    criminalización de la movilidad humana: articulación de redes,
    campañas, posicionamiento en instancias de control y decisión
    internacional.

   Contribuir y apoyar los procesos de organización de la población
    migrante y refugiada.
                            BIBLIOGRAFIA

Abott, 2000, Gómez 1998 y Vidal & Moreno, 2000, El proceso migratorio en
la provincia de Loja, Plan Migración, en Cartilla Migratoria No. 6,
Comunicación y Desarrollo, España-Ecuador, junio 2004

Acosta Alberto y otros, La Emigración en el Ecuador: Oportunidades y
Amenazas, Centro Andino de Estudios Internacionales, Universidad Andina
Simón Bolívar, Corporación Editora Nacional, Quito, 2006.

ACNUR – Conferencia Episcopal del Ecuador, El Caso Ecuador, Perspectiva
Histórica, 1976 – 2004, Quito, 2004.

ACNUR, Operación 2006, Power Point entregado en reunión con Sociedad
Civil, diciembre 2005.

ACNUR, Necesidades de Protección Internacional de la Población
Colombiana presente en la Frontera Norte, Informe Preliminar de
Investigación, Febrero 2008.

ACNUR, Ministerio de Relaciones Exteriores, Breve Análisis de la Protección
de Refugiados en Ecuador, Documento para la Discusión, 17-06-08

Aznárez     Juan    Jesús,   Ecuador     Indígena,   http://pedagogie.ac-
toulouse.fr/espagnol/htm/rincon/secuenci/ejemplos/ecuador/ecuador.htm

Bejarano Escanilla Ingrid, La Emigración Arabe en Ecuador,
dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2037308&orden=1&info=link -

CAAP, Ecuador Debate Nro. 54, Quito, diciembre 2001.
http://www.dlh.lahora.com.ec/paginas/debate/paginas/debate323.htm

CLADEM, Diagnóstico de la Situación de Derechos Humanos de la Mujer a
una Vivienda Adecuada, desde una perspectiva de Género, Ecuador, julio
2007.

CEPAR, Perfiles Sociodemográficos provinciales de Pichincha, agosto 1993.

Chavez Gardenia, Presencia y Percepciones de Extranjeros/as en el Distrito
Metropolitano de Quito y Políticas Inmigración, MDMQ/Ayuntamiento de
Granada, Quito, abril 2007.

Coalición por la Migración y el Refugio, Informe Alternativo al Primer
Informe de Cumplimiento del Estado Ecuatoriano a la Convención para la
Protección Internacional de todos los trabajadores migratorios y sus
familiares, Quito, julio 2007.

Esquel – OIM, Migración Mitos, Propuestas y Desafíos, Richard Salazar
Coordinador, 2007.

Grijalva Agustín y otro, Datos Básicos de la Realidad Nacional, Corporación
Editora Nacional, Biblioteca General de Cultura 3, Quito, 1998.
Guerrera Marco, Migraciones, Liderazgos y Desarrollo, Plan Migración
Comunicación y Desarrollo, Quito, Junio 2006.

Guerrero Fernando, Las Migraciones internas en el Ecuador, en Memorias,
Día Internacional del Migrante (17 de noviembre de 1996), Conferencia
Episcopal del Ecuador, CARDEV y otros, Quito, 1996.

Herrera, Gioconda, Ecuador: Las Cifras de la Migración Internacional,
UNFPA-FLACSO – ECUADOR, 2006

Hoy On Line,     Hoy día del holocausto,     27 de enero del 2006.
http://www.hoy.com.ec/NoticiaNue.asp?row_id=225125

INEC, Migración y Distribución Espacial 1990 -2001, Estudios Demográficos
en Profundidad, www.inec.gov.ec.

INEC, Caracterización sociodemográfica y económica de las y los emigrantes
ecuatorianos, 2008,
www.inec.gov.ec/web/guest/ecu_est/reg_adm/est_mig_int

INEC, Anuario de Migración Internacional Año 2005, Talleres Gráficos INEC,
2005, www.inec.gov.ec

Instituto Nacional de Estadística, República Bolivariana de Venezuela, Censo
de             Población             y             Vivienda            2001.
http://www.ine.gob.ve/poblacion/censopoblacionvivienda.asp.

ISAMIS, Albergue Apafano, Sucumbíos – Ecuador, 2007

Oficina Internacional del Trabajo, OIT-Ecuador, Estudio rápido sobre causas,
consecuencias, magnitud, mecanismos, circuitos, fines y otras importantes
características de la trata de niños, niñas y adolescentes, Quito-Ecuador,
Mayo-2006.

Peñaherrera Ricardo, Oficina ECHO Quito, Ecuador un país propenso a
desastres,        presentación        power        point,     2005.
http://www.delecu.ec.europa.eu/es/novedades/Ecuador%20-
%20Propenso%20a%20desastres.ppt.

Rivera Fredy y otros, Migración Forzada de Colombianos, Colombia,
Ecuador, Canadá, FLACSO Ecuador - Corporación Región, 2007.

Robert Evan Ellis, El impacto de China en Ecuador y América Latina,
Observatorio Virtual Asia Pacífico, www.utadeo.edu.co

Registro Oficial del Ecuador Nro. 506 y 518 de mayo de 1918, Nro. 596 de
septiembre, 621 octubre, 651 diciembre de 1922 y 731 de marzo de 1923

Sáenz Alvaro, Población y Migraciones en los ciento cincuenta años de Vida
Repúblicana, Libro del Sesquicentenario, III Economía, Ecuador 1830-1980,
Primera Parte, Corporación Editora Nacional, Quito, 1983.
Zambrano Cabanilla Eduardo, Continuidad histórica de la migración
manabita a Venezuela, 19 de junio de 2008,
http://asambleaconstituyente.gov.ec/blogs/eduardo_zambrano/2008/06/19
/continuidad-historica-de-la-migracion-manabita-a-venezuela/

								
To top